desequilibrio financiero entre ingresos y gastos

Pensiones: cinco gráficos 'asustaviejas' que en realidad deberían ser 'asustajóvenes'

Óscar Arce, director general de economía y estadística del Banco de España, urge a los políticos a reformar las pensiones tras presentar la cruda realidad actual

Foto: Manifestación en contra de los ataques a las pensiones celebrada en el mes de diciembre. (EFE)
Manifestación "en contra de los ataques a las pensiones" celebrada en el mes de diciembre. (EFE)

"Cuanto antes", urgía a los políticos ayer Óscar Arce, director general de economía y estadística del Banco de España, a reformar las pensiones. Lo hacía después de presentar la cruda realidad de la situación actual y futura del sistema, lo que dicen las matemáticas si no hay cambios en las políticas actuales. O si se sigue dando marcha atrás, como ha sucedido al volver a ligar las pensiones al IPC, en las reformas aprobadas en 2013 y 2016.

Una situación que "no admite muchas dudas: hay un desequilibrio financiero entre ingresos y gastos", afirmaba. "Un problema estructural", según sus palabras, tanto por el lado financiero como el de las perspectivas demográficas.

Una realidad que vamos a repasar con estos cinco gráficos, cuatro de ellos usados por el propio directivo del Banco de España durante su presentación.

1.- Déficit, incluso con crecimiento económico

Como se puede ver en este gráfico, las pensiones contributivas se han acelerado en los últimos años, para pasar de una cifra cercana al 8% del PIB hasta niveles superiores al 10%. Todo lo contrario que los ingresos por cotizaciones, que aún no han recuperado niveles máximos ni siquiera tras varios años de recuperación económica.

Ingresos por cotizaciones y gasto en pensiones
Ingresos por cotizaciones y gasto en pensiones

"Se trata ya de un déficit recurrente, que convierte el problema en estructural", comentaba Arce. Si creciendo el PIB a ritmos interanuales cercanos al 2,5% - 3% tenemos esta tensión, no hay que ser un adivino para saber los problemas que vendrán en un entorno de menor crecimiento económico o, incluso, de recesión.

2.- El impacto del envejecimiento

Como se puede ver en este segundo gráfico, en los primeros años desde el estallido de la crisis la clave del desequilibrio del sistema fue el aumento del desempleo, que Arce mostraba en la parte rosa de la columna, que como se puede ver tocó máximo entre 2013 y 2014. Desde entonces hay una buena y una mala noticia.

La buena, que empezó a reducirse. La mala, que la línea verde, que refleja el impacto del envejecimiento poblacional (vía tasa de dependencia), le ha tomado el relevo y de qué forma.

Evolución de los determinantes del gasto en pensiones
Evolución de los determinantes del gasto en pensiones

Y no solo eso, sino que también lo hace la zona naranja, que refleja un 'problema' adicional. "Se conjugan un envejecimiento de la población muy acelerado y la próxima incorporación al sistema de pensiones como beneficiarios de la generación de los baby boomers, que además de ser muy amplia se incorpora con una retribución elevada, lo cual añade más presión financiera al sistema", añadía Arce.

3.- Las previsiones demográficas más optimistas...

La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef) realizó en su último estudio unas previsiones de evolución demográfica mucho mejores de las que estiman tanto el INE como Eurostat. Sin embargo, incluso en ese contexto, la relación entre el número de cotizantes y de beneficiarios del sistema (la conocida como tasa de dependencia) se va a disparar en los próximos años a niveles relativamente similares.

Proyecciones sobre la tasa de dependencia
Proyecciones sobre la tasa de dependencia

"Las mejores perspectivas demográficas se producen, sobre todo, al ser más optimistas en la entrada de inmigrantes, pero esto no soluciona el sistema porque los inmigrantes también envejecen. Puede solventar a corto plazo tensiones pero no a largo", advertía Arce.

4.- Y el ahorro privado para la jubilación

Este cuarto gráfico no es de la presentación del Banco de España, sino de los datos de planes de pensiones de cierre de 2018 publicados ayer por Inverco, la asociación del sector. Como se puede ver, el pasado año fue el primero en que hubo salidas netas de dinero del sistema: con una cifra de prestaciones superior en 200 millones a la de aportaciones.

Especialmente, por el deterioro en el pilar de los planes de previsión de empresas, donde las prestaciones netas se han disparado el último año por encima de los 700 millones de euros. "No hay nuevos compromisos porque a las empresas se les han limitado sus incentivos", explica Ángel Martínez Aldama, presidente de Inverco. "Lejos de implementar medidas para fomentar el ahorro a través del sistema de empleo se está yendo en la dirección contraria", añade.

Aportaciones netas, sistema de planes pensiones de España
Aportaciones netas, sistema de planes pensiones de España

Aunque tampoco han ayudado a estas cifras la rentabilidad de los planes de pensiones, que muestran rentabilidades anuales medias por debajo de la inflación tanto a 1 como a 3 años, y casi empatando a 5 años, tras las fuertes caídas de los mercados en la parte final del ejercicio.

5.- El coste electoral de las reformas

"El envejecimiento afecta a cualquier dimensión clave de la economía y también de la política", recuerda Óscar Arce. "El votante mediano ahora mismo está en unos 50 años y se espera que en los próximos años se sitúe en 55 años. Por lo tanto, será cada vez más difícil implementar reformas que supongan un ajuste del sistema de pensiones", añadía.

Parece evidente que cualquier partido que vaya con un mensaje de que hay que hacer reformas que vayan ajustando poco a poco la tasa de sustitución tiene todas las de perder… Y si hay partidos que se unen para hacerlo, dejan el camino expedito para la aparición de fuerzas populistas que cojan la bandera de las pensiones para abrirse paso.

Edad del votante medio
Edad del votante medio

Un escenario que no resulta nada sencillo. Y que puede llegar a asustar, sobre todo para las generaciones que no están tan cercanas a la pensión y que sufrirán la peor parte de este movimiento estructural, los que tendrán que jubilarse en los años coincidentes con lo peor en las tasas de dependencia.

Una generación, por cierto, en la que quizá haya gente que hasta prefiere ser asustada con la cruda realidad con gráficos como estos, para así ser conscientes de la realidad, reaccionar a tiempo y corregir parte de este más que posible desastre.

Calcula aquí cuánto tendrás de pensión al jubilarte:

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios