contra el argumento "no se puede jugar en bolsa"

¿Invertir el 70% de las pensiones públicas en bolsa? Noruega ya lo hace

¿A ellos nos le da miedo ‘jugarse a la bolsa’ el dinero público? Pues más bien lo contrario. Creen que es fundamental para conseguir el objetivo de “generar altos retornos"

Foto:

Con las pensiones públicas tenemos un problemón por delante en España, incluso contando con la reciente mejoría del mercado laboral. La demografía no engaña. Cada vez irá llegando más gente a la jubilación y con una mayor esperanza de vida, al mismo tiempo que se irá reduciendo el número de personas en edad de trabajar.

Es decir, menos gente aportando al sistema, que a su vez tendrá que pagar cada vez a más personas y durante más tiempo. De momento, todavía salimos a dos trabajadores por cada pensionista, pero hacia 2040 estas cifras cambiarán y habrá más de un pensionista por cada trabajador, si se cumplen las estimaciones de población del INE.

En esta situación, lo ideal sería que contáramos con una buena hucha de las pensiones, que fuera creciendo año tras año mientras fuera posible, y que se invirtiera del mejor modo posible, para que así fuera aumentando este remanente por encima del incremento del poder adquisitivo… Lo cual está en las antípodas de lo que sucede en España.

Aquí, en los años de crisis casi nos hemos fundido el Fondo de Reserva, donde además la diversificación financiera brillaba por su ausencia, ya que el 100% de la cartera está invertido en renta fija pública.

Hubo un momento, hace justo 10 años, en que Pedro Solbes, entonces ministro de Economía en el Gobierno de Zapatero, propuso abrirlo a la inversión en bolsa, con un máximo del 10%, pero la propuesta fue descartada por toda la oposición y sindicatos. Entre los argumentos en contra, muchos decían aquello de que “no se puede jugar a la bolsa” con el dinero público para las pensiones.

Curiosamente, en otro país que para muchos es referencia en bienestar económico y libertades, Noruega, ocurre todo lo contrario. No solo invierten ya en bolsa la mayor parte del dinero público de su Fondo de Pensiones Global del Gobierno, sino que este año han elevado el porcentaje que puede destinarse a las acciones. En concreto, podrá llegar hasta el 70% (a cierre de marzo, estaban en el 64%).

¿Qué pasa? ¿A ellos nos le da miedo ‘jugarse a la bolsa’ el dinero público? Pues más bien lo contrario. Tal como explican en su web, creen que es fundamental para conseguir el objetivo de “generar altos retornos y proteger la riqueza de las generaciones futuras, consiguiendo rentabilidades superiores al crecimiento de la economía mundial con sus inversiones”.

Y para ello, lo hacen a través de una cartera “bien diversificada en las inversiones, para distribuir los riesgos y generar la mayor rentabilidad posible, dentro del mandato del ministro de Finanzas noruego”. Y esto es quizá lo más extraño a ojos de un español, que la parte política nunca ha ‘torpedeado’ esta voluntad de inversión a largo plazo con la que nació el fondo, pese a pasar por gobiernos de muy distintos colores.

El fondo, surgido para sacar partido a los ingresos públicos por el tremendo negocio del petróleo, ronda ahora mismo los 840.000 millones de euros, equivalente a cerca del 80% del PIB español. Es decir, que su inversión en acciones del mundo (tiene en cartera más de 9.000 empresas de 77 países distintos, según su página web) ronda los 600.000 millones de euros.

Por cierto, el motivo principal para aumentar la inversión en renta variable… ¿Saben cuál fue? El obvio: aumentar la rentabilidad potencial de su cartera, gestionando el riesgo a partir de la diversificación. En los últimos 15 años, sólo han tenido 2 en negativo, y sólo uno con un buen susto, 2008, cuando su cartera de acciones perdió más de un 40%. Eso sí, cifra que dos años después ya había recuperado.

Claro, eso sólo es posible si uno mira la renta variable como una forma de invertir a largo plazo en los mejores negocios, como les pasa a los noruegos, y no como un casino donde ‘jugar’, como parece pasarnos en España.

Y eso es porque los noruegos ya han experimentado, a través de la riqueza que han conseguido generar con sus inversiones, los beneficios que aporta la verdadera inversión a largo plazo, gracias al efecto que supone el interés compuesto de obtener una rentabilidad anual promedio cercana al 6%. Para comprobarlo, prueba a hacer números en tu caso personal con nuestra píldora interactiva.

Cuánto puedo ganar invirtiendo a largo plazo

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
24 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios