en términos desestacionalizados el paro subió

El paro baja a 3,3 millones de desempleados en julio pero la afiliación se ralentiza

En julio se incorporaron casi 645.000 cotizantes a la Seguridad Social, lo que deja el número total de afiliados a las puertas de los 18,5 millones, cota que se superará en agosto

Foto:

El número de afiliados a la Seguridad Social se incrementó en 644.337 personas en julio respecto al mismo mes del año anterior, lo que dejó el número total de cotizantes a las puertas de los 18,5 millones, cota que se superará sin demasiados problemas en agosto. La afiliación creció un 3,61% interanual, un dato muy positivo para la economía española que, sin embargo, muestra cierta desaceleración en el empleo por segundo mes consecutivo. Desde el máximo de mayo del 3,87% frenó hasta el 3,79% en junio y en julio dio otro paso más en la ralentización hasta el 3,61%. No deja de ser un ritmo de crecimiento muy alto, que no se había visto en un mes de julio desde el año 2006, pero sí es el más lento de los últimos 4 meses.

Con respecto al mes de junio, el número de cotizantes se incrementó en 56.222 personas, lo que significa el menor avance en un mes de julio en tasa mensual desde el año 2013. Cifra que confirma una cierta ralentización del empleo que, en cualquier caso, tendrá que confirmarse o desmentirse en los próximos meses. En 2016 el número de afiliados aumentó en julio en 84.721 personas, esto es, un 50% más que este año, según los datos publicados por la Seguridad Social.

Esta cierta ralentización del empleo en el primer mes del tercer trimestre del año han hecho a la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) estimar que el PIB también reducirá su ritmo de crecimiento en estos tres meses. En concreto, la Autoridad estima que de un avance del 0,9% en el segundo trimestre se pasará a un 0,8% entre julio y septiembre.

Los sectores que tiran del empleo vuelven a ser los relacionados con el sector servicios y el turismo. El mayor incremento de la afiliación se produjo en el comercio, con 84.600 cotizantes más que en el mismo mes del año anterior, seguido de la hostelería, con 80.000 afiliados nuevos. “El crecimiento económico de España se sigue trasladando con gran intensidad al incremento de afiliación, que supera en más de 0,5 puntos ese dato de crecimiento", ha señalado el secretario de Estado de Seguridad Social, Tomás Burgos, "y además los ingresos siguen evolucionando muy por encima ya del propio crecimiento de la afiliación”.

El mayor incremento de la afiliación se produjo en el comercio, con 84.600 cotizantes más, seguido de la hostelería, con 80.000 afiliados nuevos

El ritmo de la afiliación ha permitido que en el último año se haya reducido el número de parados registrados en las oficinas del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) en 347.137 personas, hasta alcanzar la cifra de 3.335.924 parados en julio, el nivel más bajo de los últimos ocho años. En julio el número de parados cayó en 26.887 personas, un buen dato que, sin embargo, se basó únicamente en factores estacionales, lo que también refleja la cierta desaceleración del empleo en el último mes. Los analistas esperaban que el descenso del paro rozase las 70.000 personas, casi tres veces más. Si se toman las cifras ajustadas de efectos estacionales, el número de parados se incrementó en julio en 11.771 personas.

[El 'falso indefinido': un modelo contractual que se ha disparado durante la crisis]

El ritmo de caída del paro se situó en julio en el 9,43% interanual, lo que refleja la menor tasa de caída del paro de los últimos seis meses, cifra que también muestra una cierta ralentización del mercado laboral después de un inicio del año que ha sorprendido a todos. La caída del paro fue más intensa entre los hombres, que se incorporan masivamente al mercado laboral todos los meses de julio para cubrir empleos estacionales. Así, el número de hombres en desempleo se redujo en 209.000 personas, un 13% menos que en el mismo mes del ejercicio anterior, mientras que en el caso de las mujeres, salieron de las listas del desempleo 138.000 personas, una bajada del 7% interanual.

En cuanto al paro juvenil, el número de desempleados menores de 25 años se sigue reduciendo, pero también se está ralentizando. En concreto, en julio había inscritos en el SEPE 253.000 jóvenes, 34.000 menos que en el mismo mes del año anterior, pero 2.000 más que en el mes precedente. El ritmo de caída del paro se frenó hasta el 11,94%, la menor tasa desde el pasado mes de noviembre.

En julio se firmaron algo más de 1,9 millones de contratos, lo que supone un descenso de casi el 8% respecto al número de contratos firmados en junio y un 10,25% más de los firmados hace un año. También el ritmo de los contratos en tasa interanual se empieza a ralentizar con el dato más bajo de todo el año. El ritmo de la contratación indefinida sigue superando a la temporal, como viene repitiéndose en los últimos meses. En concreto, la tasa de crecimiento de la contratación indefinida fue del 12,45% interanual en julio (la segunda más baja de lo que va de año), con casi 124.000 nuevos empleos. Por su parte, el número de contratos temporales firmados en julio creció un 10,04% (el dato más bajo de todo el año) con algo más de 1 millón de empleos.

En cuanto a la tasa de cobertura, esto es los parados que cuentan con alguna prestación del total de desempleados que antes han trabajado, subió hasta el 55,62%, un avance del 0,9% respecto al mismo mes del año anterior. Esto significa que todavía hay casi uno de cada dos parados sin cobrar ningún tipo de subsidio por desempleo, consecuencia del paro de larga duración que hace que vayan agotando las prestaciones y se queden finalmente sin nada, o con la ayuda de 400 euros del Programa Prepara de parados de larga duración.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios