Es noticia
Menú
Giró releva al CEO del ICF que se puso de perfil con los avales del Tribunal de Cuentas
  1. España
  2. Cataluña
Sigue la crisis en el banco de la Generalitat

Giró releva al CEO del ICF que se puso de perfil con los avales del Tribunal de Cuentas

Guardiola se negó a aprobar los avales, aunque tenía potestad para ello, alegando que era demasiada concentración de riesgo y obligó al consejo de administración a votar la decisión

Foto: El consejero de Economía, Jaume Giró. (EFE)
El consejero de Economía, Jaume Giró. (EFE)

El consejero de Economía de la Generalitat, Jaume Giró, ha relevado a Víctor Guardiola, el hasta ahora consejero delegado del Institut Català de Finances (ICF) que se puso de perfil en la crisis de los avales a los líderes encausados en el Tribunal de Cuentas. Guardiola se negó a aprobar los avales, aunque tenía potestad para ello, alegando que eran demasiada concentración de riesgo y obligó al consejo de administración a votar la decisión, que se colocó en la ilegalidad, ya que tres consejeros independientes votaron en contra y otros tres dimitieron antes de la reunión. En la votación clave de julio, Guardiola se abstuvo para no contraer ningún tipo de riesgo legal, ya que se avalaba con dinero público a encausados por malversación.

El relevo es una parte de la crisis institucional en la que se ha sumido el ICF desde este verano, cuando el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, forzó unos avales, que no han podido otorgarse porque al final, después todo, el Tribunal de Cuentas los ha rechazado.

“Los avales eran jurídicamente solventes y eran legales y al 'conseller' delegado le agradecemos los servicios prestados y ha dejado su cargo por razones personales”, ha asegurado la portavoz de la Generalitat, Patricia Plaja, en la rueda de prensa tras el Consell Executiu donde se ha aprobado este relevo.

Foto: Oriol Junqueras. (EFE)

La Generalitat ha aprobado este martes el nombramiento de Jordi ÒIiva Ritort, que proviene del área de banca institucional de CaixaBank, como miembro de la Junta de Govern y consejero delegado de ICF, con efecto desde el 3 de noviembre de 2021. Òliva sustituye al saliente Guardiola.

Òliva es un antiguo cargo de la Generalitat. Entre los años 2011 y 2015, ejerció de director general de Política Financiera y, en esta etapa, asumió la gestión de las finanzas y tesorería de la Administración catalana y también supervisaba en el ámbito financiero las competencias de la Generalitat.

A principios de octubre, el ICF sustituyó a los consejeros dimitidos, incorporando a Joan B. Casas Onteniente, doctor en Economía, antiguo decano del Colegio de Economistas de Cataluña y socio fundador de la consultoría Faura-Casas; Xavier Puig Pla, doctor en Administración y Dirección de Empresas y licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales, socio de Gesiuris Asset Management y vicepresidente de Cat Patrimonis Sicav, y Pilar Soldevila García, doctora en Dirección y Administración de Empresas, licenciada en Ciencias Económicas y gerente de la Barcelona School of Management (BSM) de la Universidad Pompeu Fabra.

Crisis abierta

Aun así, sigue abierta la crisis institucional en el ICF, ya que siguen quedando tres consejeros que votaron en contra de los avales. La entidad tiene solicitada una ficha bancaria al Banco Centro Europeo (BCE), pero las fuentes financieras consultadas consideran improbable que se le otorgue tras la crisis abierta en esta institución de crédito.

El consejero de Economía de la Generalitat, Jaume Giró, ha relevado a Víctor Guardiola, el hasta ahora consejero delegado del Institut Català de Finances (ICF) que se puso de perfil en la crisis de los avales a los líderes encausados en el Tribunal de Cuentas. Guardiola se negó a aprobar los avales, aunque tenía potestad para ello, alegando que eran demasiada concentración de riesgo y obligó al consejo de administración a votar la decisión, que se colocó en la ilegalidad, ya que tres consejeros independientes votaron en contra y otros tres dimitieron antes de la reunión. En la votación clave de julio, Guardiola se abstuvo para no contraer ningún tipo de riesgo legal, ya que se avalaba con dinero público a encausados por malversación.

ICF Tribunal de Cuentas Generalitat de Cataluña
El redactor recomienda