Torra dice que su cese “pisotea la soberanía del pueblo por un tribunal de parte”
  1. España
  2. Cataluña
Cero novedades en su discurso

Torra dice que su cese “pisotea la soberanía del pueblo por un tribunal de parte”

En el pleno extraordinario el expresidente de la Generalitat pidió “defender el Parlament con uñas y dientes”, como si el poder legislativo en Cataluña estuviese en peligro

Foto: El expresidente de la Generalitat, Quim Torra, durante su intervención en el Parlament en el pleno específico para abordar su inhabilitación, en el que ha comparecido como invitado. (EFE)
El expresidente de la Generalitat, Quim Torra, durante su intervención en el Parlament en el pleno específico para abordar su inhabilitación, en el que ha comparecido como invitado. (EFE)

El expresidente de la Generalitat, Quim Torra acudió como invitado al Parlament de Cataluña y tomó la palabra. En su discurso ni una sola novedad. “La soberanía del pueblo de Cataluña ha sido pisoteada por un tribunal de parte”, en referencia a su inhabilitación, y a su juicio se trata de “un escándalo de dimensiones internacionales”. Escaso público, discurso breve y tranquilidad fuera del Parlament. Torra instalado en la irrelevancia y el Parlament dando juego a un lamento sin propuesta. Se llora por la leche derramada, se ataca al Rey pero no hay propuesta de futuro más allá de la repetición de “ho tornarem a fer”.

Torra acusó a los tribunales de crear “votos amordazados”. Para Quim Torra “es un golpe de Estado intolerable, no me afecta a mí, ni a Carles Puigdemont, ni a Oriol Junqueras ni a Raül Romeva, ni al res de presos, es algo que afecta a todos los catalanes”. Torra es el pasado pero con una larga precampaña de cuatro meses, hasta febrero, el Parlament poco trabajo tiene. Y visitas como las de Torra sirven para que pase el tiempo.

“Ni abandono ni me resigno ni acepto esta destitución”, insistió Torra en un pleno del que se ausentaron los socialistas catalanes

Torra siguó instalado en la negación. El expresident aseguró: “me niego a aceptar y a normalizar el trato represivo”. Pero por mucha grandilocuencia que ponga Torra lo cierto es que ha acatado la sentencia, ha dejado el Palau de la Generalitat y un vez que acabe su inhabilitación cobrará su pensión como expresident. “Ni abandono ni me resigno ni acepto esta destitución”, insistió Torra en un pleno del Parlament del que se ausentaron los socialistas catalanes por considerar que poco aportaba al debate público y que sólo servía para que Torra se autojustificarse ante los suyos.

En el pleno extraordinario Torra pidió “defender el Parlament con uñas y dientes”, como si el poder legislativo en Cataluña estuviese en peligro.

Foto: Quim Torra (c) recibe el aplauso de los miembros del Govern, tras la declaración institucional. (Reuters)

Torra ha denunciado hoy que los catalanes “formamos parte de una minoría nacional dentro del Estado español” y en su opinión, “alterar la configuración de un Parlament por razones represivas es un gravísimo ataque”. Torra advirtió que llevaría su causa a Europa y anunció: “El día que los Tribunales Europeos me den la razón sólo sonreiré. Pero vergüenza para los que lleváis a los tribunales la libre expresión de los diputados de esta cámara”.

“Pues volveremos a sonreír y caminar con paso firme Siempre nos dirán que es imposible y lo hemos hecho ahora. Y lo volveremos a hacer con la voluntad de ruptura democrática de las instituciones y con la resistencia pacífica”, ha asegurado.

Blanco o negro

Torra insistió que las futuras elecciones del 7 de febrero serán un plebiscito. Según la consellera de Presidència Meritxell Budó habrá que escoger entre “democracia o represión” Budó tomó la palabra después de ERC. Pere Aragonès, que puso el énfasis en que él no era el president, no había sido suficiente. Había que dejar claro que hay dos gobiernos dentro del Govern. Aragonès, por cierto, del plebiscito, no dijo nada.

Torra citó al jurista de los años treinta Francesc Maspons para arrogarse como representante de unos “derechos de la ciudadanía” que estaría por encima de las autoridades y las leyes, algo que según él pasa en Cataluña.

Según Quim Torra, “Cataluña es la cuna de la democracia” –los griegos debían de ser unos tipos que pasaban por allí– y acabó con un ataque a la Corona: "O monarquía española o República catalana. Estaré a vuestro lado si abanderáis esta ruptura". Un discurso raro, que generó discursos de compromiso entre los suyos y una indignación más bien forzada en los grupos de la oposición. Y por mucho que le hubiesen organizado el pleno a su lado no parecía tener a mucha gente.

Meritxell Budó Oriol Junqueras Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) Carles Puigdemont Parlamento de Cataluña
El redactor recomienda