viaje al pasado

Iglesias invoca al “espíritu andaluz” de hace 40 años para allanar el referéndum catalán

Podemos admite que su discurso puede ser difícil de explicar fuera de Cataluña, y su líder se escuda en el referéndum andaluz de 1980 para asegurar que es “útil” y “un ejemplo” hoy

Foto: La líder andaluza de Podemos, Teresa Rodríguez, y el secretario general, Pablo Iglesias. (EFE)
La líder andaluza de Podemos, Teresa Rodríguez, y el secretario general, Pablo Iglesias. (EFE)

Pablo Iglesias conversó este jueves en Sevilla con la secretaria general de Podemos Andalucía, Teresa Rodríguez, sobre el 4 de diciembre en Andalucía, en unas jornadas organizadas por la cadena SER. Había interés por oír al líder de Podemos, que no visitaba la capital andaluza desde diciembre de 2015, entonces en un acto de campaña.

La visita se produjo cuando cunde el temor en cierto sector de Podemos e Izquierda Unida de que el discurso territorial del partido —al lado de quienes piden el derecho de autodeterminación en Cataluña— lleve a la formación a hundirse electoralmente en otras comunidades. Basta un paseo por pueblos y ciudades andaluzas para comprobar la cantidad de banderas de España que pueden contarse en los balcones.

Iglesias invoca al “espíritu andaluz” de hace 40 años para allanar el referéndum catalán

Iglesias defendió que el proceso autonómico vivido en Andalucía es “útil” y puede ser un “ejemplo”. Ya antes, había tenido algunos ‘patinazos’ con el proceso autonómico andaluz. El más sonado fue cuando en el debate electoral celebrado en Antena 3 hablando del derecho de autodeterminación de Cataluña apeló al 4 de diciembre de 1977, fecha en la que millones de andaluces se echaron a la calle a pedir una autonomía en pie de igualdad con Cataluña, País Vasco o Galicia. Desde la oposición le recordaron rápidamente que aquella fue una manifestación para pedir autonomía y no la independencia. (Aquí vídeo: minutos 1:29:05 y 1:34:00)

Derecho a decidir para todos

En otras ocasiones también Podemos ha apelado a la movilización del pueblo andaluz, que se negó hace cuatro décadas a quedarse atrás en una España a dos velocidades e instauró la igualdad entre territorios, para respaldar lo que está ocurriendo en estos momentos en Cataluña. Es una cuestión más bien de emociones, explican, porque es fácil de desmontar que Andalucía nunca ha tenido sentimiento nacionalista ni ha defendido su derecho de autodeterminación. Los dirigentes andaluces explican que es una manera de decir que hay que oír al pueblo catalán como en su día se hizo con el andaluz.

El asunto es muy controvertido. Manuel Monereo, hoy diputado por Córdoba y uno de los líderes de pensamiento de Podemos en el debate territorial, también ha apelado a que Andalucía salga a la calle el próximo 4 de diciembre para amparar el derecho de autodeterminación de todos los pueblos de España que así lo sientan. No es el caso de Andalucía. La pregunta entonces es si los andaluces saldrían a la calle a reivindicar que haya comunidades que sí den ese paso y otras que no lo hagan, volviendo al peligro de los primeros años de la Transición, cuando se abogó por un modelo de España a dos velocidades.

Iglesias jugó con el 28-F de 1980 como ejemplo, con la reforma legal facilitada para permitir la autonomía pese a lo ocurrido en Almería

Todas esas preguntas las tuvieron sobre la mesa los líderes de Podemos. Iglesias fue hábil en su planteamiento. A juicio de algunos de los asistentes al coloquio, “algo tramposo”. El líder de Podemos quiso subsanar los errores y lagunas anteriores y apeló a lo ocurrido en el referéndum del 28 de febrero de 1980, dos años después de la primera manifestación en las calles andaluzas. Ese día se celebró un referéndum para la autonomía andaluza con unas condiciones leoninas y una pregunta incomprensible y enrevesada. No hubo en ningún caso un referéndum unilateral sino que las condiciones las puso el Estado. Entre otras, que el sí ganara en las ocho provincias andaluzas. En Almería no se logró, sin embargo, tras duras negociaciones políticas, se consensuó una reforma de la ley de referéndum para dar por ratificado el referéndum.

"Lección democrática"

Ese es el nuevo episodio histórico andaluz al que se aferra Podemos. Pablo Iglesias lo introdujo en dos ocasiones en su discurso. “Pocos jóvenes en España conocen lo que supuso el 4 de diciembre”, señaló, “ni que la histórica movilización de Andalucía hizo posible lo imposible”. “Hubo un acuerdo político que sirvió para superar los límites de la ley. Para superar la mayoría, como ocurrió en Almería, hay que cambiar las leyes, sentarse a negociar y buscar acuerdos políticos”, agregó refiriéndose a aquel momento de 1980. “Fue la mayor lección democrática. No se puede apelar a una ley orgánica como límite a las aspiraciones populares”, agregó.

Iglesias se refirió al Preámbulo del Estatuto de Autonomía de Andalucía aprobado en 2007 e ironizó: “Si [Albert] Rivera o [Mariano] Rajoy o los que mandan en Madrid se leyeran el Estatuto de Andalucía, a lo mejor piden la aplicación del 155”.

Teresa Rodríguez advirtió contra "un apaño" entre el PP y la burguesía catalana para resolver el conflicto

La dirigente andaluza de Podemos, Teresa Rodríguez, consideró que en España ya existe “por la vía de los hechos” un país “asimétrico”, y defendió que quienes sí se han independizado en esta crisis son los ricos. Lamentó que el Gobierno andaluz haya optado por situarse “en el andén” a mirar el choque de trenes en Cataluña y que habría que situarse “al frente de un discurso que hablara de las necesidades de Andalucía en este proceso”. “En Andalucía, las reivindicaciones tienen que ver con las cosas del comer”, sostuvo Rodríguez, “con el orgullo, con la autoestima como pueblo”. “Si el PP va a pretender un apaño con la burguesía catalana, nos vamos a oponer”, advirtió.

"Pedro Sánchez es Susana Díaz"

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias.
El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias.

Iglesias fue duro con el PSOE y con su secretario general: “Veo mover los labios a Pedro Sánchez pero la que habla es Susana Díaz”. Habló de un distanciamiento con este partido. Sobre la aplicación del 155, defendió la posición de Podemos a favor de un referéndum pactado y se jactó de que han ganado dos elecciones en Cataluña “porque hay que escuchar a la gente, no dispararla con balas”. Su ataque a la monarquía también fue sonoro. “El Rey actual se equivocó enormemente. Su padre sirvió para algo, para que los militares no dieran un golpe de Estado. Es el rey del PP y ha quedado deslegitimado”, señaló de Felipe VI.

El líder de Podemos lanzó un mensaje para los andaluces, señalando la igualdad con el resto de territorios del Estado. “Andalucía, según lo previsto en la Constitución, es exactamente lo mismo que Euskadi, Cataluña o Galicia. Lo dice la Constitución y su Estatuto”, garantizó, pese a que hay documentos internos de Podemos que apuntan en otra dirección. Teresa Rodríguez sí admitió que la posición de Podemos en el debate territorial es difícil de defender, pero consideró que es “la más valiente”. Otros actúan como “irresponsables pirómanos con sus calculadoras de votos detrás de sus barricadas”.

Andalucía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
36 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios