Es noticia
Menú
La oposición en pleno pide a Sánchez más diálogo para pactar la respuesta a la crisis
  1. España
INVASIÓN DE UCRANIA

La oposición en pleno pide a Sánchez más diálogo para pactar la respuesta a la crisis

El presidente del Gobierno reclama cohesión política, pero desatiende la apertura de vías de diálogo en el Congreso para contener el impacto de la guerra en Ucrania

Foto: El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez en la sesión plenaria en el Congreso. (EFE/Emilio Naranjo)
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez en la sesión plenaria en el Congreso. (EFE/Emilio Naranjo)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

Las reiteradas llamadas de Pedro Sánchez a la unidad política del Congreso para responder desde la máxima cohesión política a la crisis generada por la guerra en Ucrania no se están acompañando de vías de diálogo específicas. Los grupos parlamentarios mantienen la mano tendida que expresaron en el pleno del Congreso de este miércoles, desde el PP bajo el mando transitorio de Cuca Gamarra, hasta los socios de investidura de Sánchez, pero todos ellos coinciden en reclamar más interlocución directa. Por el momento, las únicas vías por las que están siendo informados sobre la evolución del conflicto, y a cuentagotas, provienen del Ministerio de Asuntos Exteriores. El titular de este departamento, José Manuel Albares, "está informando periódicamente por teléfono" a los diferentes representantes políticos, según señalan fuentes del Ejecutivo. Desde el grupo parlamentario socialista añaden además que Albares ha comparecido ya dos veces en el Congreso para informar de la situación y el presidente del Gobierno otra más esta semana. Pero hasta ahí.

Los portavoces de los grupos parlamentarios rechazan que esta actitud sea la idónea para pactar la respuesta a la crisis, pues el paquete de medidas anunciado por Sánchez ni se ha concretado ni, mucho menos, negociado para buscar apoyos. "Todo lo que sabemos lo leemos en los medios de comunicación. El PSOE debe estar a la altura de las circunstancias y mantener debidamente informado al primer partido de la oposición. Por responsabilidad y por sentido de Estado", lamenta la responsable de Exteriores del PP, Valentina Martínez. Los populares insisten en que las vías de comunicación con el Ejecutivo deben ir más allá de los "informes de situación" del ministro Albares, y piden consensuar medidas económicas y políticas de calado ante una crisis sin precedentes, algo que, lamentan, no se ha producido hasta el momento.

Foto: El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (c), a su llegada al pleno. (EFE/Emilio Naranjo)

Tanto PP como Ciudadanos ofrecieron sus votos a Sánchez ante el claro desmarque de Unidas Podemos respecto al envío de armas ofensivas a la guerra de Ucrania. El portavoz naranja, Edmundo Bal, fue un paso más allá e instó a los socialistas a terminar la legislatura de la mano de populares y liberales, resucitando la llamada 'vía 221' para afrontar próximos desafíos internacionales. Pero en el partido que dirige Inés Arrimadas aseguran que, al margen de las llamadas de José Manuel Albares, tampoco ha habido contacto con el portavoz del grupo socialista, Héctor Gómez, al menos en lo referente al conflicto en Ucrania.

Una posición similar trasladan desde el PNV. Fuentes de los nacionalistas vascos en el Congreso señalan que, a pesar de las críticas y peticiones de su portavoz Aitor Esteban, "ni el Gobierno ni el PSOE han abierto un canal de comunicación" con el grupo vasco "sobre las medidas económicas a tomar internamente". Estas mismas fuentes jeltzales reconocen que, pese a lo excepcional de la situación, "no tenemos muchas esperanzas en que vayan a hacerlo". No será fácil para el Gobierno alcanzar grandes acuerdos de Estado, transversales, sin propiciar un giro en su relación con la oposición y la pluralidad política del Congreso.

"Lo que no es de recibo es que dedique usted diez minutos de su intervención a exponer una miríada de medidas de un denominado 'plan de respuesta a la guerra' sin tiempo para poder evaluarlas. Señor presidente, la emergencia común se afronta en común; pero, como siempre, ha hecho lo contrario: se ha lanzado sin consultar con sus posibles apoyos parlamentarios", reprochaba ya Aitor Esteban desde la tribuna del Congreso tras la comparecencia de Sánchez. "No soy capaz de evaluar las medidas que ha anunciado, algunas de las cuales no suenan a nuevas ni relacionadas con el conflicto", advertía.

Foto: Isabel Díaz Ayuso y Pablo Casado. (EFE/Fernando Villar)
El enfrentamiento Casado-Ayuso hunde al PP mientras Vox crece hasta los 69 escaños
Ignacio S. Calleja Gráficos: Unidad de Datos EC Diseño

Ante la previsión de tener que sacar adelante medidas económicas y políticas de calado y, previsiblemente, con una mayor urgencia de la habitual en los tiempos parlamentarios, desde el grupo parlamentario republicano lamentan la falta de comunicación. También desde EH Bildu, aunque estos últimos reconocen que desde Exteriores sí se les está informando puntualmente de las medidas que se van adoptando respecto al conflicto en Ucrania. Asimismo, se les ha trasladado información sobre la detención en Polonia del periodista vasco Pablo González y las gestiones del consulado.

Donde falla la comunicación, por tanto, es de cara al paquete de medidas esbozado por Sánchez. El presidente ha puesto sobre la mesa un Plan Nacional de Respuesta al Impacto a la Guerra en el que se impulse un gran pacto de rentas. Es decir, subir salarios de forma acordada y limitada, por lo que se apeló a empresarios y sindicatos para cerrar un acuerdo de país "con el objetivo de evitar una espiral inflacionaria que mine el poder adquisitivo de las familias". A esta propuesta de pacto de rentas, Sánchez añadió medidas de protección a las familias más vulnerables. Por ejemplo, anunció la prórroga hasta el 30 de junio del bono social eléctrico para los colectivos más desprotegidos y la ampliación de las rebajas fiscales que ya se aprobaron con motivo de la subida de la factura de la luz.

Sánchez advierte: la invasión rusa tendrá importantes repercusiones en la economía

El presidente también avanzó decisiones concretas en el terreno energético, como una partida de 500 millones para acelerar el autoconsumo, una nueva subasta de renovables y una partida de 1.000 millones para fomentar el hidrógeno verde. Todo ello reclamando a la oposición que aproveche la coyuntura para eliminar del debate partidista el reparto de los fondos europeos y advirtiendo que la invasión de Ucrania por parte de Rusia va a tener importantes repercusiones en la economía española. "Hago un llamamiento a todos los grupos parlamentarios para la unidad" en el terreno económico, reiterando que "es más que probable que las sanciones tengan un impacto en las exportaciones de España a Rusia y en el flujo de turistas. También en las importaciones, como el aceite de girasol o productos agropecuarios. Pero el impacto más importante va a ser en el terreno energético". El resultado será "una ralentización del crecimiento", concluyó.

En Unidas Podemos, ante esta coyuntura, se han puesto ya a trabajar en sus propias propuestas de contención con ánimo de poner deberes a Sánchez para "afrontar el impacto económico que este conflicto va a tener en nuestro país". El responsable económico de Podemos y secretario de Estado de Derechos Sociales, Nacho Álvarez, coincide en que es necesario un pacto nacional de rentas que establezca incrementos salariales plurianuales y apuesta porque el gobierno subsidie el consumo de las familias y las empresas más expuestas a subidas de precios. Se pone como ejemplo el cheque energético para los hogares del gobierno francés durante la pandemia.

Por otra parte, se considera urgente reformar el mercado eléctrico para dejar de remunerar a hidroeléctricas y nucleares ante "el elevado precio que va a alcanzar el gas". Asimismo, con el objetivo de mantener la creación de empleo y evitar que se frene la recuperación económica, se propone echar mano del segundo tramo de 70.000 millones de euros de la parte de los préstamos asociados al plan de recuperación de la UE.

Las reiteradas llamadas de Pedro Sánchez a la unidad política del Congreso para responder desde la máxima cohesión política a la crisis generada por la guerra en Ucrania no se están acompañando de vías de diálogo específicas. Los grupos parlamentarios mantienen la mano tendida que expresaron en el pleno del Congreso de este miércoles, desde el PP bajo el mando transitorio de Cuca Gamarra, hasta los socios de investidura de Sánchez, pero todos ellos coinciden en reclamar más interlocución directa. Por el momento, las únicas vías por las que están siendo informados sobre la evolución del conflicto, y a cuentagotas, provienen del Ministerio de Asuntos Exteriores. El titular de este departamento, José Manuel Albares, "está informando periódicamente por teléfono" a los diferentes representantes políticos, según señalan fuentes del Ejecutivo. Desde el grupo parlamentario socialista añaden además que Albares ha comparecido ya dos veces en el Congreso para informar de la situación y el presidente del Gobierno otra más esta semana. Pero hasta ahí.

Conflicto de Ucrania Pedro Sánchez Partido Popular (PP) PNV PSOE Internacional
El redactor recomienda