Es noticia
Menú
Calviño increpa a Casado en un acto con el Rey: "Estoy asqueada por lo que has dicho"
  1. España
Crispación política

Calviño increpa a Casado en un acto con el Rey: "Estoy asqueada por lo que has dicho"

La vicepresidenta se enfrentó al líder del PP por sacar el tema de los abusos a menores en la sesión de control del Congreso y le dijo a Almeida que su jefe estaba "desequilibrado"

Foto: El rey Felipe VI (d), la vicepresidenta primera y ministra de Economía, Nadia Calviño, y el líder del Partido Popular, Pablo Casado. (EFE/Chema Moya)
El rey Felipe VI (d), la vicepresidenta primera y ministra de Economía, Nadia Calviño, y el líder del Partido Popular, Pablo Casado. (EFE/Chema Moya)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

“Estoy asqueada por lo que has dicho esta mañana”. La que así habla es la vicepresidenta primera, Nadia Calviño, que se dirigió ayer en este tono al líder del PP, Pablo Casado, cuando coincidieron en los premios organizados por la Confederación Española de Asociaciones de Jóvenes Empresarios, según han desvelado a El Confidencial varios de los allí presentes que observaron cómo Calviño increpaba al jefe de la oposición en el momento en que ambos estaban en la línea de saludo junto al Rey.

Los allí presentes vieron que Calviño y Casado mantenían una "tensa" conversación a cuento de las palabras que el líder del PP había pronunciado horas antes en la sesión de control en el Congreso de los Diputados. La titular de Economía le abordó para reprocharle que hablase del escándalo de los menores tutelados de Baleares o el caso del exmarido de la vicepresidenta de la Comunidad Valenciana, Mónica Oltra, que fue condenado por abusos en la sesión de control del Congreso.

Tensa conversación entre Nadia Calviño y Pablo Casado tras la sesión de control al Gobierno

Casado: “Hola, ¿cómo estás?”.

Calviño: “Estoy asqueada por lo que has dicho de los abusos a menores. No puedes sacar en el pleno los casos de los menores”.

Foto: A la izquierda, el adulto detenido por la violación grupal a una menor tutelada. A la derecha, Xelo Huertas. (EFE)

Casado: “En una democracia parlamentaria la oposición controla los escándalos del Gobierno y no acepto que me digas lo que puedo decir o no”.

Calviño: “No puedes decir mentiras”. “No tienes sentido de Estado”.

Casado: “Hay una condena por abusos y se está tapando”. Sentido de Estado no es ocultar a delincuentes. Es decir la verdad a los españoles, entre otras cosas sobre la situación económica”.

Foto: Ciudad de la Justicia de Valencia. (EFE)

Tras este cruce de reproches, se rompe la línea de saludo y, según relatan los allí presentes, Calviño se acerca al alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, y le espeta: “Tu jefe está desequilibrado”. Casado escucha a la vicepresidenta que ya se ha alejado y responde. “Desquicie moral es mentir a los españoles”. Los tres siguen caminando. Felipe VI no se percató del desencuentro porque se produjo mientras esperaban a que llegase. Otro de los presentes asegura que la vicepresidenta “no entró al trapo”, pero reconoce que estaba “sorprendida” ante la acusación de “encubrir a violadores” por parte de Casado en un acto de estas características. “Es una pena que haya este ambiente. Esto refleja el tono de crispación”, apostilló.

Este medio ha confirmado con el mandatario madrileño y la dirección del PP los términos de esta discusión, mientras que desde el Ministerio de Economía evitan valorarlo. Al acto acudieron personalidades como el presidente de la CEOE, Antonio Garamendi; Miguel Garrido, presidente de CEIM; Lorenzo Amor, presidente de ATA; la presidenta del Banco Santander, Ana Patricia Botín, y decenas de jóvenes empresarios que pertenecen a esta asociación.

Este incidente entre Calviño y Casado vino precedido de un duro cruce de acusaciones en la Cámara Baja entre Gobierno y oposición. La mañana empezaba con el: “¿Qué coño tiene que pasar en España para que usted asuma alguna responsabilidad?” que Casado dirigía a Sánchez. El popular parafraseaba al presidente cuándo este le reprochó a su antecesor en el cargo, Mariano Rajoy, que no visitara las zonas afectadas por las inundaciones en 2015. En este caso, el tema que denunciaba el responsable del primer partido de la oposición era la “inacción” del Ejecutivo ante el acoso que sufre el niño de Canet de Mar cuyos padres acudieron a la Justicia para que se le impartieran un 25 por ciento de las clases en castellano.

La polémica de Canet centra el ataque de la oposición al Gobierno.

El tono seguía subiendo y Sánchez no dudaba en azuzar a su contrincante político: ¿cuántos cafés lleva usted ya hoy? Al acabar las intervenciones en los pasillos del Congreso, solo se hablaba del “coño” y la “cafeína” al margen de que sus señorías tuvieran en la agenda asuntos como el alza de los precios de la luz, el acoso del independentismo radical a un menor o la preocupante escalada de contagios por coronavirus. La maquinaria del PSOE ponía a circular que el líder de los populares “está desquiciado por su enfrentamiento con Ayuso”, difundían para hurgar en la herida de la crisis interna.

Foto: El líder del PP, Pablo Casado, y la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso. (EFE/Chema Moya) Opinión

En Moncloa y Ferraz han encontrado un filón en la pugna entre la presidenta de la comunidad y Casado. La estrategia pasa por hacer de menos al jefe de la oposición y presentarle como un líder “inseguro” frente al “ciclón Ayuso”. Ya lo intentaron durante la pandemia cuando el propio Sánchez acudió de visita a la Puerta del Sol dando un protagonismo desmedido a Ayuso. La jugada les salió mal y esta arrasó meses después en las elecciones donde Sánchez fue el principal activo socialista en campaña. Ayer tampoco los acompañó la suerte. Los socialistas desconocían que horas después la bronca seguiría en distinto foro y con la vicepresidenta primera, Nadia Calviño, como protagonista.

Desde el PP califican de "intolerables" las palabras de Calviño. En un comunicado difundido esta mañana, el vicesecretario de Comunicación del PP, Montesinos, ha considerado que las expresiones de la vicepresidenta son una "vergüenza y un escándalo": "A Calviño se le ha caído la careta, es una feminista impostada y de pandereta", ha añadido.

“Estoy asqueada por lo que has dicho esta mañana”. La que así habla es la vicepresidenta primera, Nadia Calviño, que se dirigió ayer en este tono al líder del PP, Pablo Casado, cuando coincidieron en los premios organizados por la Confederación Española de Asociaciones de Jóvenes Empresarios, según han desvelado a El Confidencial varios de los allí presentes que observaron cómo Calviño increpaba al jefe de la oposición en el momento en que ambos estaban en la línea de saludo junto al Rey.

Nadia Calviño
El redactor recomienda