El Gobierno detectó desde 2018 campañas que amenazaron la soberanía nacional
  1. España
NINGUNA EN PROCESOS ELECTORALES

El Gobierno detectó desde 2018 campañas que amenazaron la soberanía nacional

Las elecciones norteamericanas de 2016 o el referéndum del Brexit son algunos de los antecedentes por los que se puso en marcha esta estrategia de ciberseguridad

Foto: El Gobierno detectó desde 2018 campañas que amenazaron la soberanía nacional
El Gobierno detectó desde 2018 campañas que amenazaron la soberanía nacional

El Departamento de Seguridad Nacional (DSN) detectó campañas de desinformación de gran calado e injerencia extranjera que pretendían afectar a la soberanía nacional. Desde hace dos años, este departamento trabaja en la monitorización y detección de campañas de desinformación. Un periodo en el que no se detectaron campañas reseñables de desinformación en procesos electorales, pero sí en otros campos que, según fuentes cercanas a la dirección de este departamento, afectarían a la soberanía nacional. Esta estrategia de detección y actuación contra la desinformación surgió alentada desde las instituciones europeas para combatir las campañas de injerencia y desestabilización atribuidas principalmente a Rusia.

Foto: El Gobierno defiende su plan: el objetivo es proteger la salud y el Estado de derecho

Las elecciones norteamericanas de 2016 o el referéndum del Brexit son algunos de los antecedentes por los que se puso en marcha esta estrategia de ciberseguridad. La sombra de la sospecha respecto a la injerencia rusa a través de cibercampañas ha rodeado en algunos momentos el 'procés' y el referéndum independentista del 1-O, aunque en esos momentos no estaba en marcha oficialmente la estrategia de lucha contra la desinformación del DNS. Estas mismas fuentes de Seguridad Nacional evitan concretar cuáles han sido las campañas de desinformación que han puesto en peligro la soberanía nacional, según sus informes, y de qué terceros países provenían para evitar conflictos diplomáticos.

Los informes elaborados durante estos dos últimos años sobre hipotéticas injerencias en campañas electorales han concluido que no se han producido. Al menos con la intesidad suficiente para que supusiesen algún tipo de amenaza. El procedimiento en estos casos, al que no se tuvo que recurrir en ningún momento, se centra en combatir la desinformación contrarrestándola con otra campaña informativa desde el Gobierno y os medios de comunicación. No entraría así en el campo de la desinformación, sino más bien de las 'fake news' fácilmente desmontables y sin efectos para la desestabilización del Estado, episodios como la cadena de Whatsapp en las pasadas elecciones que aludía a la presencia de papeletas de propaganda electoral con fecha errónea, por lo que se calificarían estos votos como nulos.

Desde el inicio de la pandemia del coronavirus, el DNS está poniendo la lupa en campañas de desinformación que ponen en riesgo la salud pública. Algunas de ellas se centran en desinformación respecto a tratamientos contra el virus o contra el desarrollo de las vacunas. El servicio de alerta rápida de la UE ha recopilado numerosa información a este respecto.

Foto: Ante las desinformaciones, ¿creemos de verdad en la libertad de expresión?

Este mismo jueves se ha publicado una orden ministerial en el BOE para desarrollar el plan contra la desinformación en el que viene trabajando desde hace dos años el DSN. Su objetivo se centra principalmente en "protocolizar y optimizar" los mecanismos de lucha contra la desinformación que ya venían realizándose poniendo el foco en campañas que dañan intereses nacionales, de salud o integridad territorial.

Fuentes del Gobierno explicaban a este diario que el nuevo plan busca contrarrestar grandes amenazas contra el Estado de derecho, el Sistema Nacional de Salud, la seguridad ciudadana, los intereses económicos del país o la injerencia extranjera en procesos electorales a través de procesos de desinformación. El procedimiento publicado este jueves hace referencia expresa a campañas de desinformación atribuibles a terceros países y a contenidos falsos que puedan "causar un perjuicio público". Se pone también el foco en los "fines lucrativos" de dichas desinformaciones.

Se niega por tanto que se trate de actuar contra "mentiras políticas" o contra medios de comunicación. Al contrario, dicen que es su estrategia se servirían, como recoge el procedimiento, de "los medios de comunicación, las autoridades públicas y las plataformas de medios sociales son los principales responsables de frenar la divulgación de noticias falsas". Y se añade, "la libertad de expresión y la libertad y pluralidad de los medios de comunicación, entre otros, son el fundamento de la resiliencia de nuestras sociedades frente a los desafíos".

PP y Cs reprochan al Gobierno haber mentido en la pandemia y pretender crear un 'Ministerio de la Verdad'

El papel de la Secretaría de Estado de Comunicación en este proceso, según explican sus responsables, no se trataría tanto de intervenir, sino de dar soporte a otras agencias que ya persiguen este tipo de delitos o amenazas para, por ejemplo, decidir qué ministerio debe emprender una determinada campaña comunicativa y en qué términos. Siguiendo con el ejemplo de las vacunas contra el coronavirus, la intención sería coordinar al Ministerio de Sanidad y al de Ciencia y colaborar en el diseño de una campaña informativa para animar a la población a ponerse la vacuna demostrando sus beneficios y señalando las falsedades expuestas por los negacionistas.

"La Secretaría de Estado de Comunicación es la responsable de la coordinación de la política informativa del Gobierno y de la elaboración de los criterios para su determinación, así como del impulso y de la coordinación de la política de comunicación institucional del Estado, por otro lado, es la responsable de la gestión de la comunicación en situaciones de crisis y punto único de contacto con la Unión Europea en el ámbito de la lucha contra la desinformación", según se indica en el procedimiento.

Ciberseguridad Brexit Campañas electorales Unión Europea
El redactor recomienda