Silvia clemente, en el punto de mira

Subvenciones al 'patatero', obras en su casa: las sombras del fichaje de Rivera en CyL

Los que dudan de la decisión de sumar a Clemente al partido no soportan las sombras que lleva consigo tras una larga trayectoria al frente de la Consejería de Agricultura y Ganadería

Foto: La expresidenta de las Cortes de Castilla y León, Silvia Clemente. (EFE)
La expresidenta de las Cortes de Castilla y León, Silvia Clemente. (EFE)

De todos los fichajes que Ciudadanos anunció en los últimos días, y no han sido pocos, solo hay uno que continúa rechinando con fuerza en el interior de la formación. Es el de Silvia Clemente (La Velilla, Segovia, 1967), expresidenta de las Cortes de Castilla y León con una intensa trayectoria ligada al Partido Popular desde hace 20 años. La semana pasada se despedía de la histórica formación en esta comunidad, aún capitaneada por Juan Vicente Herrera, su 'padre político', para unirse al partido de Albert Rivera. Literalmente, de un día para otro. Lo hizo para concurrir a las primarias naranjas de la presidencia castellano leonesa, en las que se medirá con el médico y diputado nacional, Paco Igea, uno de los parlamentarios más queridos dentro del partido.

Clemente, en cambio, cuenta con el apoyo del núcleo duro y especialmente del secretario general y mano derecha de Rivera, José Manuel Villegas. El mismo que ha pilotado la incorporación de la expopular junto a Pablo Yáñez, miembro de la ejecutiva nacional y considerado uno de los 'fontaneros' del partido. También hace unos días la formación naranja anunció otros fichajes de independientes como la empresaria Soraya Mayo, la economista María Muñoz o los exdirigentes socialistas Joan Mesquida y Celestino Corbacho, mientras que el del popular José Ramón Bauzá está a punto de confirmarse. El caso de este último, a pesar de haber pertenecido a otros partidos, en Ciudadanos muchos lo encuentran "muy distinto a lo de Clemente".

Por las formas y por el fondo. Respecto a lo primero, el 'fichaje' se consolidó en mitad de un silencio absoluto, sin contar con nadie más para tomar la decisión y permitiendo que la expresidenta de las Cortes de Castilla y León saltara del PP a Ciudadanos en apenas horas. En cuanto a lo segundo, en la formación naranja encuentran las mayores diferencias porque Mesquida y Corbacho, por ejemplo, han denunciado públicamente la deriva tomada por sus partidos de origen, de los que llevan tiempo alejados. Y, sobre todo, no soportan las sombras que Clemente lleva consigo tras un largo camino al frente de la consejería de Agricultura y Ganadería.


Subvenciones al 'patatero'

El caso es de sobra conocido, pero tiene implicaciones muy significativas. Durante los años en los que ocupó ese cargo en la Junta, su consejería regó con subvenciones millonarias empresas de su entonces pareja. Solo en el año 2009, las dos sociedades de Javier Meléndez Juárez (Patatas Meléndez y Agroinnova, de la que se desvinculó en 2017) se beneficiaron de ayudas por importe de 1,8 millones de euros, según consta en resoluciones de la Dirección General de Industrialización y Modernización Agraria publicadas en el boletín oficial de esa comunidad. Un año más tarde, en 2010, las subvenciones destinadas a Patatas Meléndez rozaron el millón de euros. Según publicó 'eldiario.es' la Justicia investiga ya esas ayudas a raíz de la desaparición de varios expedientes administrativos en la Junta.

Aunque hay otros muchos ejemplos, también sonaron los múltiples gastos personales que efectuó en esos dos años entre los que hubo joyas (pulseras, abalorios, collares), ropa e incluso compras en el supermercado Hijos de Salvador Martín (Guijuelo) que habrían ascendido a los 7.000 euros.

Otra de las polémicas que rodea a la exconsejera tiene que ver con las obras que inició su marido en 2010 en la casa de su familia en Pedrosa del Rey (Valladolid) y que habrían superado el millón de euros. El asunto es de lo más rocambolesco teniendo en cuenta que desembocó en diversos procedimientos judiciales —con su familia política también— a raíz de no haber solicitado la licencia (según la propia suegra de Clemente, Consuelo Laguna), lo que ponía en duda también "cómo pagó las obras" el matrimonio, tal y como desveló también el citado diario.

Pablo Casado junto a Silvia Clemente, y el presidente del PP segoviano, Francisco Vázquez. (EFE)
Pablo Casado junto a Silvia Clemente, y el presidente del PP segoviano, Francisco Vázquez. (EFE)


Conexión Gürtel y Púnica

Es otra de las cuestiones que desde las filas populares se apresuran ahora a comentar. Y también los detractores que tienen Clemente dentro de Ciudadanos. Con respecto a Gürtel, un informe de la UDEF reveló en 2010 al menos tres adjudicaciones que se habrían amañado para beneficiar a la constructora leonesa Teconsa, relativas a dos carreteras y una planta de tratamiento de basuras en Gomecello (Salamanca). Según la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal de la Policía Nacional, la empresa habría pagado por ese trato de favor un 3% del total del contrato adjudicado a la organización que dirigía Francisco Correa y sitúa a Silvia Clemente como una de las posibles implicadas.

Sobre Púnica, las sombras miran a adjudicaciones concedidas desde la consejería que lideraba Clemente a empresas relacionadas con la trama. Un ejemplo es Cofely, investigada actualmente por la Justicia. El Instituto Tecnológico Agrario de Castilla y León (ITACyL, perteneciente a la Consejería de Agricultura) adjudicó durante varios años el mismo servicio a esta sociedad por valor de 69.600 euros, 79.000 euros (dos años consecutivos), 47.757 y 44.376 euros en 2009, 2010, 2011, 2012 y 2013 respectivamente.

La Junta también contó con 'Over Marketing' (relacionada con el caso 'Palma Arena') para el montaje de la exposición 'Celtíberos 2005' en el Museo Numantino de Soria. En ese año Clemente se encontraba al frente de la Consejería de Cultura y Turismo. Precisamente, el dueño de la empresa, Daniel Mercado, reconoció en una de sus comparecencias ante el juez Castro en Palma de Mallorca que había cobrado facturas falsas por la campaña de difusión de esta exposición por importes menores a 12.000 euros.

En su etapa más reciente se relacionó a la exdirigente popular con la operación Enredadera, a raíz de gastos en publicidad y reportajes ostentando el cargo institucional de presidenta de las Cortes. En ese sentido, el grupo de comunicación que dirige José Luis Ulibarri, implicado en esta trama, habría sido el mayor beneficiario.

La elección de Ciudadanos

En mitad de la crisis interna que este fichaje ha producido en el partido haciendo discrepar a 'pesos pesados' como Villegas y el economista y candidato naranja a las elecciones europeas, Luis Garicano, que apoya a Igea, la pregunta que se hacen los distintos cuadros es por qué la dirección apuesta por Clemente a pesar de todas estas sombras, que podrían desembocar en un desenlace judicial que perjudique a las siglas naranjas. La cúpula de Ciudadanos conoce la mayor parte de estas polémicas, pero considera que, al no existir una imputación directa, no existen riesgos en la actualidad.

Al contrario. A lo largo de esta semana los promotores de la expopular en la formación no han dudado en defender la incorporación de políticos con experiencia en gestión. Este punto es, de hecho, el que más destacan. Clemente lleva desde 2001 ligada a la administración y ocupando puestos de gestión: ha pasado por tres consejerías y terminó siendo presidenta de las Cortes. Para Ciudadanos es esencial sumar a personas que tengan una trayectoria en gobiernos autonómicos porque precisamente esa es su mayor carencia. Además, controla buena parte del mundo rural de la comunidad por haber estado al frente de las consejerías de Medio Ambiente y Agricultura, el otro punto flaco de los naranjas.

Silvia Clemente cuando anunció que dejaba el PP la pasada semana. (EFE)
Silvia Clemente cuando anunció que dejaba el PP la pasada semana. (EFE)

Y más allá del perfil que aportaría Clemente al partido, la cúpula naranja encontraba en su fichaje una oportunidad para desestabilizar al PP en una región que históricamente le ha sonreído en cada cita electoral. Entre esas pretensiones está la de que la ya expopular arrastre apoyos y votantes aprovechando el cambio de etapa del PP castellano leonés, que en la cita de mayo se despide de Herrera. Al frente se encuentra ahora el exalcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, enemigo político —y casi personal— de Clemente.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
28 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios