Acusa al supremo de cercenar el derecho a la protesta

El abogado de Jordi Cuixart: "Es una derrota colectiva del Estado de Derecho"

"Se ha llegado a criminalizar un lema con tanto peso como el 'No Pasarán", dice Benet Salellas

Foto: El banquillo del 'procés'. (EFE)
El banquillo del 'procés'. (EFE)

"Se ha llegado a criminalizar un lema con tanto peso como el 'No Pasarán". Así de contundente ha estado esta tarde el abogado del presidente de Òmnium, Jordi Cuixart, que ha hecho girar su alegato entorno a su derecho de protesta y movilización pacífica, puntales de la acusación de la Fiscalía contra el líder de la asociación soberanista, el único de los procesados no político.

El abogado de Jordi Cuixart: "Es una derrota colectiva del Estado de Derecho"

"Es una derrota colectiva del Estado de Derecho", ha destacado durante su intervención, en la que ha repasado la actuación de su cliente durante los días previos y posteriores al referéndum del 1 de octubre. Asegura que el escrito de la Fiscalía se limita a reproducir actos vinculados con una lícita promoción de la movilización popular y amparados por el derecho de expresión.

Benet Salellas, exdiputado de la CUP ha recordado en este sentido sonadas sentencias como el varapalo de Europa a España por la condena de dos acusados por los quemar fotos del del Rey. La acusación, ha dicho, criminaliza la movilización popular como método de presión que el Ministerio Público vuelca en 50 páginas de su escrito donde -ha dicho- se dedica a hablar de actos pacíficos o iniciativas de adhesión internacional perfectamente lícitas. "La verdad es siempre muy relativa pero la Fiscalía lo que hace es omitir parte de ella", ha espetado. Respeto al lema 'No pasarán', utilizado durante la Guerra Civil por la República española en el asedio de Madrid, ha recordado su peso y simbolismo a nivel internacional, hasta el punto de que fue utilizado por las miembros del colectivo ruso punk Pussy Riot. Tambien ha indicado que no existe el derecho a la unidad territorial.

Tras su intervención, ha sido el turno de la abogada de Carme Forcadell, Olga Arderiu, que ha insisitido en la necesidad de plantear una cuestión prejudicial por la parcial incorporación de sumario del Juzgado 13 al procedimiento del Supremo. Ha insistido en el punto sobre el uso del catalán con traducción simultánea. "Mi defendida no organizó el referéndum del 1 de octubre", ha manifestado señalando su papel únicamente parlamentario y no estratégico, como persona ajena al núcleo del Govern.

La violencia

Arderiu ha insistido en la carencia de "violencia" en aquellas semanas de septiembre y octubre de 2017 y ha recordado declaraciones políticas que demontan, en su opinión, la atribución de un delito de rebelión a los procesados. Así, ha citado las palabras de Pedro Sánchez en su etapa al frente de la oposición cuando reclamó una reforma legal que tipificara los sucesos de Cataluña como actos de rebelión. "Por tanto, no lo eran", ha dicho.

También ha citado al presidente del Tribunal Supremo, Carlos Lesmes, para demostrar que se aplica a los acusados "el derecho penal del enemigo", como venganza por su oposición a la Constitución. Ha reclamado, además, como ya han hecho otros, la puesta en libertad ya que la prisión provisional a la que se somete a los acusados es "intolerable".

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
19 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios