CASO CUENTAMÉ

Arias al juez: "Soy consciente de mi error. Quiero abonar hasta el último céntimo"

El actor admite que recibió 290.000 euros procedentes de Suiza, pero asegura que provienen de una inversión realizada en 1998. Se le imputan cinco delitos contra la Hacienda Pública

Foto: Arias llega a la Audiencia. (EFE)
Arias llega a la Audiencia. (EFE)

El actor Imanol Arias ha llegado a la Audiencia Nacional para declarar ante el juez Ismael Moreno como investigado (imputado) por haber cometido presuntamente un fraude a Hacienda de 2,1 millones de euros a través de sociedades instrumentales del despacho Nummaria. Una vez dentro, y según fuentes presentes en el interrogatorio, el actor habría manifestado su intención de saldar su deuda con Hacienda. "Soy consciente del error. Quiero abonar hasta el último céntimo en el menor tiempo posible", habría asegurado, según esas mismas fuentes. El instructor del caso, el juez Ismael Moreno, le acusa de cinco delitos fiscales por una deuda impagada de 2,1 millones de euros. El actor debe otros 2,7 millones a Hacienda de inspecciones abiertas contra él por los años 2005, 2006, 2007, 2009 y 2010. En total, la Agencia Tributaria le reclama casi cinco millones de euros.

El actor, según fuentes del caso, ha reconocido también que parte del importe de la ampliación de capital de su sociedad patrimonial 11 T'Ai Producciones, una de las del entramado utilizado supuestamente para defraudar, provinieron de Suiza, tal y como se recoge en el informe denuncia elaborado contra él por la Oficina Nacional de Investigación del Fraude (ONIF), dependiente de Hacienda, que adelantó El Confidencial. Ese documento cifra esa transferencia, realizada en 2012, en 290.000 euros. El protagonista de 'Cuéntame cómo pasó' ha asegurado que ese dinero proviene de una inversión realizada por él en 1998, informa EFE.

Arias, que se ha subido en un coche y ha abandonado la Audiencia Nacional nada más terminar su declaración y sin dirigirse a los medios, ha asegurado que no era consciente de que se estaba haciendo algo ilegal hasta que se inició el proceso penal contra él. El actor ha asegurado también que tenía total confianza en Nummaria, el despacho de asesoría fiscal dirigido por Fernando Peña, a cuya sede en Juan Bravo 5 acudía solo una vez al año. También ha asegurado en varias ocasiones que se sentía "avergonzado" por lo ocurrido.

El intérprete, según fuentes jurídicas, ha relatado que se decantó por ponerse en manos de Peña por la buena fama que tenía el despacho entre los compañeros de profesión, algunos de los cuales también eran clientes de Nummaria. Arias ha asegurado que su reputación profesional era tan buena que otros actores le habían pedido que los recomendara para contratar ellos también sus servicios.

Arias al juez: "Soy consciente de mi error. Quiero abonar hasta el último céntimo"

El protagonista de 'Cuéntame cómo pasó' estaba citado a declarar a las 10 de la mañana y ha llegado un cuarto de hora antes a la sede del Tribunal de la calle Génova acompañado de su abogada, Dolores Márquez de Prado, esposa del letrado y exjuez Javier Gómez de Liaño. Ambos se han bajado de un coche y se han dirigido directamente a la puerta de la Audiencia Nacional sin atender a los medios de comunicación que le esperaban, aunque justo antes de entrar en el edificio el actor se ha girado y ha hecho un gesto de saludo a los periodistas.

Su declaración se produce después de que el pasado día 15 compareciera su compañera de reparto Ana Duato, imputada por el mismo delito y en relación al mismo bufete, y que dijo no encargarse de las cuestiones fiscales, que tenía delegadas en Nummaria. Al día siguiente declaró la hermana de Imanol Arias, Ana Isabel Arias, todos dentro de la causa contra una veintena de personas relacionadas con el despacho por crear entramados internacionales para facilitar la evasión fiscal de sus clientes con sociedades instrumentales en el Reino Unido y Costa Rica.

La imputación de la pareja protagonista de 'Cuéntame cómo pasó' se basa en una querella de la Fiscalía Anticorrupción en que se detalla que, según cálculos iniciales de la Agencia Tributaria, Imanol Arias cometió un fraude de 2.188.712 euros a Hacienda entre 2010 y 2014, mientras que Ana Duato defraudó supuestamente 794.388 euros. Lo hicieron a través de un sistema creado por Nummaria valiéndose de las llamadas Agrupaciones Europeas de Interés Económico (AEIE), una especie de unión de empresas de diferentes países europeos. En ellas constaban sus sociedades patrimoniales y sociedades británicas participadas al 100% por dos firmas de Costa Rica, un territorio de muy baja tributación.

Se trata de la alianza de un conjunto de empresas de diferentes países para llevar a cabo un proyecto común. En este caso, Nummaria usó empresas en el Reino Unido que se aliaban con sociedades españolas de los querellados formando una AEIE fraudulenta. La realidad es que las empresas españolas aportaban todo el capital a la AEIE y las inglesas no aportaban nada, pero luego los 'beneficios' de una actividad que no existía se repartían en torno a un 80% para la empresa del Reino Unido y un 20 % para la española, con lo que se conseguía evadir todo ese dinero para no tributarlo en España.

Arias y su abogada. (EFE)
Arias y su abogada. (EFE)

En el caso de Imanol Arias, creó una AEIE llamada Leitmotif Projects, formada por la española 11 T'Ai Creaciones SL, su sociedad patrimonial, y la inglesa Rosedale Limited (en la que participó su hermana, Ana Isabel Arias), la cual estaba participada por las costarricenses Aljayma Holding SA y Landon Corporation SA.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
15 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios