Es noticia
Menú
Arabia Saudí ‘replica’ a Qatar: 3.300 millones en deporte para presentarse al mundo
  1. Empresas
Más de 500 M por el Newcastle United

Arabia Saudí ‘replica’ a Qatar: 3.300 millones en deporte para presentarse al mundo

El país del golfo ha emulado a sus vecinos y ha implementado un proyecto inversor que le ha permitido extender su influencia en competiciones como la Premier League, la Supercopa o la F1.

Foto: El príncipe Mohammed bin Salman en el Circuito de Jeddah. (REUTERS/Andrej Isakovic)
El príncipe Mohammed bin Salman en el Circuito de Jeddah. (REUTERS/Andrej Isakovic)

Arabia Saudí quiere tomar el relevo de Qatar. Los petrodólares están volviendo a agitar la industria del deporte, pero ahora el protagonismo lo ha cogido el principal país de Oriente Medio. Tras años de preparación de un proyecto dirigido a albergar el Mundial de fútbol, Qatar ha consolidado su apuesta y ha dejado de ser el principal referente del mundo árabe en el deporte. Y mientras uno parece que van preparando una progresiva retirada, con ventas parciales de beIN Media o el propio Paris Saint-Germain (PSG), otros emergen.

Este papel lo ha asumido el principal territorio de la Península Arábiga, Arabia Saudí, que de la mano de su familia real ha dado los primeros pasos de un ambicioso proyecto que tiene la vista puesta en las dos próximas décadas. La región trabaja encaminada a ampliar su presencia en todas las disciplinas deportivas, con una inversión multimillonaria, varias víctimas del status quo por delante y un sueño final: albergar el Mundial de fútbol de 2030 y los Juegos Olímpicos de 2040.

Foto: Imagen de archivo de un partido entre Atlético de Madrid y Real Madrid. (EFE/Rodrigo Jiménez)

Parece algo casual, pero el país no había mostrado de forma tan clara su interés en deporte hasta la llegada del Mundial de Qatar. Es decir, Arabia Saudí ha esperado a que sus vecinos culminasen su estrategia con la organización de la Copa del Mundo, que se está celebrando en estos momentos, para acelerar una ambiciosa apuesta con la que proyectar su nueva imagen al mundo. En total, más de 3.300 millones de dólares invertidos en deporte, la mayoría de ellos aportados en 2022.

El Gobierno, a través del fondo soberano saudí (PIF), ha desembarcado durante los últimos meses en todo tipo de disciplinas mediante la compra de equipos, la creación de competiciones o albergando eventos deportivos. El Liv Golf y el Newcastle United han sido el principal punto de inflexión de su estrategia. El nuevo circuito mundial de golf impulsado por Arabia Saudí ha provocado un cisma en la gestión de la disciplina y ha puesto en riesgo el dominio de las estructuras tradicionales.

Tras debutar en 2022 con un prize money de 260 millones, el circuito ya dispondrá de 14 torneos en 2023 y una bolsa de premios que ha aumentado su reparto hasta 400 millones entre los golfistas, lo que supone una inversión de más de 2.000 millones de euros. Estas cifras, que la lógica del mercado y ningún plan de negocio pueden sostener con ingresos ordinarios, está haciendo tambalear al PGA Tour, que ha iniciado su cruzada legal contra el proyecto en los tribunales de Estados Unidos.

Foto: Maratón de Valencia. (EFE/Kai Forsterling)

Ejemplos como el de Eugenio López Chacarra, que hace un año no era ni siquiera profesional y se llevó el premio individual más grande de la historia del deporte español con 4,88 millones, harán muy difícil que los deportistas digan que no a participar en este tipo de torneos. Además, sin salir del golf, el país del golfo pérsico también ha impulsado el Asian Tour Golf, mediante 300 millones de dólares (266 millones de euros) de inversión a través de LIV Golf Investement.

En el caso del Newcastle, el emirato y sus socios se dejaron 500 millones de euros en su compra a finales de 2021 y acaba de inyectar 80 millones adicionales para reforzar su plantilla y su estructura. De todas formas, el equipo de la Premier League no ha sido su primera aproximación al deporte rey. Sin ir más lejos, la UD Almería cuenta desde 2019 con el ex ministro de deportes del país, Turki Al-Sheikh como accionista mayoritario, algo que ya obligó a LaLiga a intervenir para limitar la inflación del límite salarial con la llegada de patrocinadores árabes que alimentaran artificialmente el presupuesto.

Foto: El movimiento de futbolistas ha crecido con respecto a hace tres temporadas. (Fuente: FIFA)

De las Supercopas al Mundial de 2030

Pese a que todavía no hay una propuesta formal, Arabia Saudí prepara junto a Egipto y Grecia una candidatura conjunta para el Mundial de fútbol de 2030. La propuesta rivalizaría con la de España y Portugal, así como con la candidatura conjunta en la que están trabajando Argentina, Uruguay, Chile y Paraguay y sería el segundo Mundial de Fútbol que se disputaría en invierno, tras el de Qatar.

Por ahora, el país tiene experiencia en la organización de torneos de fútbol como la Supercopa de España o la Supercopa de Italia. La Real Federación Española de Fútbol cerró en 2021 la continuidad de la competición en el país árabe hasta 2029 a cambio de más de 30 millones de euros anuales. Por parte del país transalpino, Arabia Saudí ha hecho una oferta de 138 millones para albergar el evento hasta 2029, lo que supone 23 millones de euros anuales. La Serie A ya ha llevado la competición al país de Oriente Medio en dos ocasiones.

Foto: El presidente del Instituto de Crédito Oficial (ICO), García de Quevedo. (EFE/Kiko Huesca)

Objetivo: Juegos Olímpicos de 2040

El país se hizo hace pocas semanas con la organización de los Juegos Asiáticos de invierno de 2029 bajo promesa de invertir 500 millones de dólares en un resort y una ciudad (Neom) en pleno desierto que todavía no existe. Es la antesala al proyecto que preparan de cara a albergar los Juegos Olímpicos de 2040.

El mundo del motor ha sido siempre pionero a la hora de llegar al golfo pérsico. De cara a 2023 tendrán carrera de F-1 Qatar, Emiratos Árabes Unidos y Arabia Saudí. Sólo por el canon de los cuatro facturará 200 millones anuales Liberty Media, el dueño estadounidense del campeonato. Arabia Saudí, además, tiene el Rally Dakar, la Fórmula E, la Extreme E y, pronto, la E1, de lanchas eléctricas y se ha asegurado su entrada al calendario de MotoGP en los próximos años. Además, desde julio PIF posee el 16,7% de la escudería Aston Martin de Fórmula 1 después de invertir 93 millones de libras (106 millones de euros).

Arabia Saudí quiere tomar el relevo de Qatar. Los petrodólares están volviendo a agitar la industria del deporte, pero ahora el protagonismo lo ha cogido el principal país de Oriente Medio. Tras años de preparación de un proyecto dirigido a albergar el Mundial de fútbol, Qatar ha consolidado su apuesta y ha dejado de ser el principal referente del mundo árabe en el deporte. Y mientras uno parece que van preparando una progresiva retirada, con ventas parciales de beIN Media o el propio Paris Saint-Germain (PSG), otros emergen.

Cotizalia Sports Mundial de Qatar 2022 Arabia Saudí
El redactor recomienda