Invesco y Searchlight ofrecen 60 M urgentes a Roures para evitar el impago de Mediapro
  1. Empresas
VENCIMIENTO EL 31 DE JULIO

Invesco y Searchlight ofrecen 60 M urgentes a Roures para evitar el impago de Mediapro

Los dos mayores acreedores de la productora audiovisual dirigida por el empresario catalán proponen un canje de deuda que les daría la mayoría del capital

Foto: Jaume Roures, presidente de Mediapro. (EFE)
Jaume Roures, presidente de Mediapro. (EFE)

Mediapro, la productora audiovisual dirigida por Jaume Roures y Tatxo Benet, vive horas decisivas ante la imposibilidad de hacer frente a sus obligaciones financieras. Searchlight e Invesco, dos de sus principales acreedores, le han ofrecido 60 millones de euros adicionales para que la compañía pueda llegar a fin de mes. Esta cantidad se suma a los 330 millones que se han comprometido a invertir, por lo que piden tomar el control de la sociedad, que adeuda cerca de 1.000 millones de euros.

Según indican fuentes próximas a las conversaciones, Searchlight e Invesco se han comprometido a concederle un préstamo urgente de 60 millones para que Mediapro no incumpla sus obligaciones con la banca. La productora gestionada por Roures y Benet ya no pudo hacer frente a 50 millones de euros que le vencieron el pasado 30 de junio. Pero, en el marco de las negociaciones para la reestructuración, la compañía consiguió que sus prestamistas le concedieran una prórroga de un mes, hasta el 31 de julio, para no entrar oficialmente en impago.

Foto: Foto: Reuters.

Searchlight e Invesco le han concedido estos 60 millones como parte de la operación por la que tomarían la mayoría del capital de Mediapro, cuyos principales accionistas son actualmente el fondo chino Orient Hontai (54%), la multinacional inglesa WPP (22%), Roures (12%) y Benet (12%). Los dos acreedores, que esta primavera compraron 180 millones de deuda del grupo con un descuento del 30%, han propuesto canjear estos 180 millones por acciones e inyectar otros 150 millones para recapitalizarlo.

Con estos 60 millones nuevos, la inversión total de Searchlight e Invesco es prácticamente de 400 millones, apuesta que, como mínimo, daría derecho al 51% del capital de Mediapro, según fuentes próximas a las negociaciones. Hace ahora tres años, Orient Hontai pagó 1.019 millones por el 54% de la productora de la Liga de fútbol, por lo que el valor de la compañía, muy castigada por el covid-19, se habría deteriorado más de la mitad.

Foto: Jaume Roures, presidente de Mediapro. (Reuters)

Precisamente, la posición del fondo chino es clave para saber si la propuesta de reestructuración saldrá adelante. Según distintas fuentes, WPP, Roures y Benet están por la labor de aceptarla, pero se desconoce la postura de Orient Hontai, que ha decidido no aportar más dinero después de la inyección de 55 millones que hicieron todos los accionistas el verano pasado para hacer frente a los primeros efectos de la pandemia. El grupo asiático se ha puesto en manos del banco de inversión The Anglo Chinese Group, totalmente desconocido en España, para defender sus intereses.

La delicada situación de Mediapro, que está siendo asesorada por Rothschild, empieza a tener su reflejo en su nivel de solvencia. Moody's acaba de rebajarle el 'rating' a Caa1, desde Caa2, por la alta probabilidad de incumplimiento. “La rebaja es consecuencia de los impagos y refleja nuestra previsión de que una reestructuración de la deuda es casi inevitable, mientras que las tasas de recuperación son más bajas de lo anticipado inicialmente”, asegura la agencia de calificación.

Moody's también ha rebajado de B3 a Caa1 los 'ratings' de una deuda sénior garantizada, emitida por Invictus Media e Imagina, dos sociedades del grupo. Otra deuda sénior emitida por estas firmas ha visto cómo el 'rating' pasaba de Caa3 a C, calificaciones conocidas como 'bono basura'. Por su parte, Fitch ha rebajado la calificación crediticia de Imagina desde CCC a CC, a dos escalones del ‘default’, que supondría que la empresa se encuentra en estado de insolvencia.

Mediapro, la productora audiovisual dirigida por Jaume Roures y Tatxo Benet, vive horas decisivas ante la imposibilidad de hacer frente a sus obligaciones financieras. Searchlight e Invesco, dos de sus principales acreedores, le han ofrecido 60 millones de euros adicionales para que la compañía pueda llegar a fin de mes. Esta cantidad se suma a los 330 millones que se han comprometido a invertir, por lo que piden tomar el control de la sociedad, que adeuda cerca de 1.000 millones de euros.

Mediapro Jaume Roures Searchlight Invesco Impago WPP
El redactor recomienda