Diego San José, el hombre fuerte de Blackstone en España, deja el fondo
  1. Empresas
decisión personal

Diego San José, el hombre fuerte de Blackstone en España, deja el fondo

El ejecutivo, unico primer espada del fondo en España, ha decidido abandonar la firma tras 16 años militando en sus filas, aunque todavía tardará varios meses en completar su salida

placeholder Foto: Blackstone es el mayor inversor en el sector inmobiliario español.
Blackstone es el mayor inversor en el sector inmobiliario español.

Diego San José, el hombre de Blackstone en España, ha decidido abandonar la firma. Según ha podido confirmar este medio con varias fuentes conocedoras de la situación, el directivo ha comunicado ya internamente su decisión, aunque la marcha efectiva todavía se dilatará varios meses, precisamente porque San José es la persona del fondo en el país. Como tal, ocupa un centenar de sillones en sociedades participadas, puestos que irá abandonando poco a poco a lo largo de todo este año, de manera ordenada.

Con su decisión, San José pone fin a un ciclo que arrancó en 2005, cuando se unió a Blackstone, firma en la que actualmente es 'managing director' (director general) del Negocio Inmobiliario. Tras una fulgurante carrera, marcada por su participación en algunas de las operaciones inmobiliarias más importantes del Viejo Continente desde la oficina de Londres, el directivo fue clave en el desembarco de Blackstone en nuestro país hace una década, cuando todos los inversores extranjeros huían de la piel de toro.

Foto: Steve Schwarzman (Reuters)

La apuesta del fondo por España lo ha llevado a invertir más de 20.000 millones de euros desde entonces dentro de nuestras fronteras, fundamentalmente en inmobiliario, pero también en empresas como Mivisa o Cirsa. El broche de oro a este movimiento llegó con el visto bueno del fondo a que el propio San José se instalara directamente en Madrid, posición que le ha convertido en la puerta a la que todos los interesados nacionales en hacer negocios con Blackstone sabían que tenían que llamar.

De hecho, aunque Blackstone ha tejido una red de primeros espadas en torno a sus participadas, con Claudio Boada a la cabeza, como 'senior advisor' del fondo, y Eduard Mendiluce como consejero delegado de Anticipa y Aliseda, San José es el único que forma parte de las filas de Blackstone, "el auténtico pata negra", como le define un profesional del sector. Basta con mirar la propia página web de la firma de inversión para comprobar cómo este ejecutivo es el único primera fila presente en nuestro país.

placeholder

Con estos galones, el directivo ha pilotado directamente operaciones tan polémicas como rentables, como la compra de 1.860 viviendas protegidas del Ayuntamiento de Madrid en 2013, germen de la actual socimi Fidere; el proyecto Hércules, que le permitió hacerse con 41.000 hipotecas de la antigua Catalunya Banc, o Corona, vehículo de oficinas que ya ha desinvertido y cuyos activos formaron parte de la primera ola vendedora de Sareb con los famosos FAB (Fondos de Activos Bancarios).

Sin embargo, la operación que ha condicionado el presente del fondo es Quasar, la sociedad conjunta que creó junto a Banco Santander con el ladrillo del Popular. Una faraónica operación que se acordó en tiempo récord y que permitió a la entidad presidida por Ana Botín sacar de su balance activos tóxicos con un valor bruto de 30.000 millones y traspasarlos a la nueva sociedad conjunta que creó con Blackstone, donde el fondo tiene el 51% del capital y el banco, el 49% restante.

Sin embargo, los negativos resultados que está arrojando este vehículo han tensado las relaciones entre los dos socios, según han confirmado varias fuentes a este medio, que ven en esta inversión el detonante último que ha convencido a San José de salir de Blackstone. En 2019, último ejercicio con cuentas oficiales, Quasar tuvo unos números rojos de 1.229 millones de euros, depreció el valor de sus activos y anticipó que para el siguiente ejercicio, el de 2020, esperaba un beneficio bruto operativo (ebtida) de -397 millones de euros.

Foto: Promoción inmobiliaria en Valencia. (EFE)

Licenciado por la Universidad Autónoma de Madrid, con un programa de intercambio en LMU en Múnich, y posgrado por la Université Paris-Dauphine, San José dio sus primeros pasos profesionales como analista en BNP Paribas antes de incorporarse a Blackstone, donde ha desarrollado toda su fulgurante carrera. Una trayectoria que, gracias al éxito del fondo en estos años, le ha permitido ser un nombre propio en el mundo de las inversiones alternativas y amasar una pequeña gran fortuna con apenas 40 años.

De hecho, las fuentes consultadas se muestran convencidas de que, cuando se cumpla el periodo que haya pactado con Blackstone de mantenerse fuera de los focos, San José pondrá en marcha su propio vehículo de inversión.

Diego San José, el hombre de Blackstone en España, ha decidido abandonar la firma. Según ha podido confirmar este medio con varias fuentes conocedoras de la situación, el directivo ha comunicado ya internamente su decisión, aunque la marcha efectiva todavía se dilatará varios meses, precisamente porque San José es la persona del fondo en el país. Como tal, ocupa un centenar de sillones en sociedades participadas, puestos que irá abandonando poco a poco a lo largo de todo este año, de manera ordenada.

Blackstone Anticipa Catalunya Banc Aliseda Testa Inmobiliaria
El redactor recomienda