RESULTADOS EMPRESARIALES

La banca española sacrifica casi 22.000 millones para cubrirse del coronavirus

La gran banca destinó una cuarta parte de su margen de explotación a provisiones anticovid. Santander y Liberbank son los que menos esfuerzos han realizado en dotaciones

Foto: Sede del Banco de España, en Madrid. (EFE)
Sede del Banco de España, en Madrid. (EFE)
Adelantado en

La banca española hace esfuerzos históricos para cubrirse de la crisis del coronavirus. Las principales entidades del país han sacrificado 21.771 millones de sus resultados de la primera mitad de 2020 para hacer ajustes necesarios ante la pandemia. Con ello, los nueve bancos que han presentado cuentas hasta ahora —Santander, BBVA, CaixaBank, Bankia, Sabadell, Bankinter, Liberbank, Kutxabank e Ibercaja— perdieron de forma agregada 11.106 millones en el primer semestre, frente a los 7.881 millones que ganaron en el mismo periodo de 2019.

Estos números rojos están 'contaminados' por las cuentas de Santander y BBVA, los dos únicos grupos que han reportado pérdidas hasta el momento. Las otras siete entidades ganaron 848 millones entre enero y junio, un 61% menos que en 2019.

Ana Botín, presidenta de Santander. (Reuters)
Ana Botín, presidenta de Santander. (Reuters)

Los casi 22.000 millones en ajustes han llegado a través de dos vías. La principal y la que generó los números rojos de las entidades presididas por Ana Botín —Santander— y Carlos Torres —BBVA— fueron los deterioros de los fondos de comercio. Estas dos entidades han aprovechado el semestre para depreciar la valoración de algunas filiales, 12.600 millones en el caso del banco cántabro y 2.084 millones en del vasco. Aun así, estos ajustes son contables, no afectan al accionista ya que más allá de ver los titulares de las pérdidas no impactan en solvencia, liquidez o caja.

Donde más se juegan los inversores es con las provisiones cargadas contra las cuentas. Las destinadas como medida de precaución por el covid ascendieron a 7.087 millones durante los seis primeros meses del año, que se suman a los otros 8.852 millones de dotaciones ordinarias que realizaron las entidades en este periodo.

Las provisiones anticovid representan un 30% del margen de explotación, o beneficio antes de provisiones. Aun así, los esfuerzos cambian por entidades. Las que más han puesto la carne en el asador durante la primera mitad del año son CaixaBank y Banco Sabadell, con un 65% y un 61%, respectivamente, de su margen de explotación sacrificado por la pandemia.

Santander y Liberbank, a la cola

Les siguen, de lejos, Bankia, con un 43% del beneficio antes de provisiones destinado a estas dotaciones: Bankinter, con un 41%; Ibercaja, con un 32%, BBVA y Liberbank, con un 30%; Kutxabank, con un 27%; y Santander con un 22%.

En el caso de la entidad presidida por Botín también figura como una de las que menos saneamientos ha realizado teniendo en cuenta las ordinarias más las soportadas por el covid, equivalentes a un 59% de su margen de explotación. Solo quedan peor en la fotografía Kutxabank e Ibercaja, con un 52%; y Liberbank, que destinó a saneamientos menos de la mitad de su beneficio antes de provisiones, un 48%.

Manuel Menéndez, presidente de Liberbank.
Manuel Menéndez, presidente de Liberbank.

Estas divergencias responden a la estrategia y cálculos de cada entidad. Los bancos han realizado las provisiones no porque haya créditos ya impagados, sino aplicando los nuevos escenarios macroeconómicos a sus sistemas internos, como fija la normativa contable IFRS 9.

Aun así, hay entidades que han cargado gran parte de la factura al primer semestre, y esperan poder levantar el pie del acelerador en el segundo semestre, como CaixaBank, BBVA y Sabadell, y otras que esperan que su coste de riesgo —dotaciones para insolvencias sobre la cartera total de créditos a clientes— empeore en los próximos meses, como Santander.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
9 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios