pagará unos 60 millones de euros

Corcóstegui compra Indiba, el médico catalán que cuida a Rafa Nadal y a Leo Messi

Magnum Capital Industrial Partners ultima la adquisición de esta empresa especializada en tratamientos de radiofrecuencia cuyas máquinas son usadas por deportistas de élite

Foto: Rafa Nadal. en un torneo ATP. (Reuters)
Rafa Nadal. en un torneo ATP. (Reuters)

Magnum Industrial Capital Partners está en conversaciones muy avanzadas para comprar Indiba a Minerva Capital. Según han confirmado fuentes próximas a la negociación, el fondo de capital riesgo liderado por Ángel Corcóstegui está a punto de firmar la adquisición del líder español en la fabricación y venta de equipos médicos para el mercado estético y, sobre todo, de la fisioterapia. Una compañía conocida principalmente por ser usada por deportistas de élite como Rafael Nadal y Leo Messi para recuperarse de sus lesiones.

La operación está tasada en entre 55 y 65 millones de euros. Según las mismas fuentes, Magnum Industrial Capital Partners va a tomar una mayoría amplia del accionariado de Indiba, si bien el equipo directivo mantendrá una participación minoritaria. Minerva, anteriormente denominada Excel Partners, compró esta empresa con sede en Sant Cugat del Vallés (Barcelona) en 2006. Se desprenderá de toda su paquete, que ronda el 80% del capital. Una transacción que le supondrá una gran plusvalía, ya que en su día apenas abonó 20 millones por tomar el control de la empresa catalana. Además, el pasado año se pagó un dividendo de casi 4,4 millones de euros y de 3,5 millones en 2015, por lo que la rentabilidad multiplicará por más de tres la inversión.

La compañía tiene filiales en Francia, Italia, Japón y Estados Unidos, donde se ha instalado este mismo año. Su cifra de negocio es de apenas 18 millones de euros, pero su beneficio de explotación o Ebitda asciende a 7 millones, por lo que el margen sobre ventas supera el 40%, uno de los aspectos que más ha atraído a Magnum Capital Industrial Partners. La firma de capital riesgo va a pagar cerca de nueve veces el beneficio operativo que genera Indiba si la adquisición se cierra finalmente cerca de los 60 millones.

Fundada en 1983, Indiba se dedica al diseño, fabricación y distribución de aparatología para profesionales de la medicina, la fisioterapia y la estética. “Nuestros equipos de alta tecnología son la solución no invasiva a los problemas más habituales de la medicina estética, la cirugía plástica, la dermatología, la medicina del deporte, la fisioterapia y la belleza”, asegura la compañía, que vende sus máquinas a más de 65 países.

Indiba se ha hecho famosa porque sus máquinas han sido utilizadas por deportistas de élite como Rafa Nadal, Leo Messi, Gómez Noya, Fernando Alonso, Valentino Rossi, Puyol, Garbiñe Muguruza y Pau Gasol en sus tratamientos de recuperación. El tenista mallorquín ha usado los métodos de radiofrecuencia de esta empresa basado en la oxigenación mediante un drenaje linfático, lo que acelera la regeneración de los tejidos.

Del concurso, al éxito

Sin embargo, la historia de Indiba no ha sido siempre de éxito. En enero de 2012, la sociedad solicitó la declaración de concurso voluntario de acreedores, la cual fue admitida a trámite en el juzgado mercantil número 8 de Barcelona. Con fecha 16 de noviembre de 2012, se sometió a votación y fue aprobado el convenio de acreedores, cesando los efectos de la declaración de concurso y la administración concursal. Dicho convenio presentaba dos alternativas de pago, la primera de las cuales contemplaba una quita del 50% de la deuda y el resto a pagar en cinco años.

En noviembre de 2015, Indiba recibió un préstamo de 12.000 de euros del fondo luxemburgués Alteralias para financiar sus inversiones, cubrir las necesidades de circulante y refinanciar la deuda pendiente. Un crédito al Euribor más el 7,5%, con una comisión del 3% sobre el importe dispuesto, que actualmente asciende a 8 millones.

Para Magnum, la adquisición de Indiba va a ser la cuarta de su segundo fondo de capital riesgo. Una de las compras de este nuevo vehículo fue Ita, empresa también catalana propietaria de clínicas especializadas en la anorexia y la bulimia. Otra fue Orliman, líder español de la ortopedia, que la vendió el pasado mes de septiembre apenas dos años después de la inversión. Unas apuestas por la salud que le han salido muy rentables al fondo, como ya demostró con las compraventas de Clínica Teknon y Geriatros.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios