el acuerdo se firmó el pasado viernes

MásMóvil pagará 300 millones por la dote de Orange durante los próximos cuatro años

El flamante cuarto operador prevé alcanzar con la multinacional francesa un ahorro del 50% en relación al contrato que ha mantenido estos tres últimos años con Telefónica

Foto: El consejero delegado de MásMóvil, Meinrad Spenger. (EFE)
El consejero delegado de MásMóvil, Meinrad Spenger. (EFE)

Cerradas definitivamente las compras de Yoigo y Pepephone, el objetivo inmediato de MásMóvil no ha sido otro que poner el broche de oro a la alianza operativa con Orange con objeto de asegurar una cobertura 100% de su red nacional de telefonía móvil. El acuerdo fue pactado a través de un ‘Memorandum of Understanding’ (MOU), firmado el 26 de julio por Eduardo Taulet, el antiguo máximo responsable de Yoigo y que será a partir de ahora asesor directo de Meinrad Spenger, consejero delegado del flamante cuarto operador de telecomunicaciones en España. El preacuerdo con la multinacional francesa tenía un plazo de ejecución de tres meses y fue materializado en un contratro definitivo el pasado viernes.

Detalle de los acuerdos MásMóvil/Orange

La boda con Orange se empezó a gestionar nada más conocerse la venta de Yoigo a MásMóvil. La marca heredera de la antigua Xfera llevaba tres años trabajando en colaboración con Telefónica, pero el acuerdo con el grupo que preside José María Álvarez-Pallete no terminaba de satisfacer los intereses de Yoigo. Los datos del pacto que ahora se ultima con los responsables en España de la empresa gala demuestran bien a las claras los sobrecostes de la relación mantenida con Movistar, que este último año supondrán para Yoigo un importe de 120 millones de euros.

Un logo de Orange en la fachada del estadio de Marsella. (Reuters)
Un logo de Orange en la fachada del estadio de Marsella. (Reuters)

Yoigo no perdió ni un segundo en comunicar al equipo de Telefónica España que encabeza Luis Miguel Gilpérez su intención de no renovar el acuerdo de 'roaming' puesto en marcha el año 2013. Nada más conocerse el divorcio efectivo, Orange se apresuró a mostrar sus mejores galas para negociar por la vía rápida un acuerdo favorable que garantice a cuatro años las operaciones de MásMóvil para el conjunto de los 4,3 millones de clientes que acumulan sus distintas empresas filiales. Pepephone se incorporará también al mismo programa en cuanto terminen sus compromisos comerciales con Movistar.

Las negociaciones entre MásMóvil y Orange se sustentaban, de entrada, en la disposición por parte de la multinacional gala de su infraestructura de telefonía móvil en aquellas zonas de España donde su nuevo socio no tiene cobertura. La alianza rubricada finalmente establece además el acceso de MásMóvil a toda la red de fibra óptica de Orange lo que implica que el cuerto operador pueda disponer de una cobertura equivalente a la que tienen las tres grandes empresas de telefonía que compiten en el mercado español.

Yoigo alcanza en estos momentos a un 85% de la población y su servicio 4G no está soportado en las frecuencias más bajas, que son las que proporcionan los mayores niveles de penetración y mejores rendimientos. El objetivo del cuarto operador es acudir a las próximas subastas de espectro radioeléctrico, pero hasta que eso ocurra la simbiosis con Orange va a ser clave en el desarrollo estratégico del grupo.

Telefónica ha perdido con MásMóvil un contrato que, a los precios cobrados a Yoigo, habría supuesto unos ingresos de casi 500 millones de euros en cuatro años

Para Orange, el contrato de compartición de redes supone un punto de inflexión en su generación de ingresos, lo que puede propiciar un vuelco en el mapa sectorial, colocando a la compañía francesa que dirige en nuestro país Laurent Paillassot como número dos, por detrás de Telefónica pero por delante de Vodafone. No en vano, tanto MásMóvil, a partir de ahora, como Yoigo, en estos últimos años, representan sin lugar a dudas uno de los mejores clientes a que pueden aspirar las grandes multinacionales dominantes en el sector español de las telecos.

MásMóvil va a pagar a Orange un total de 300 millones de euros en cuatro años, a razón de 75 millones anuales, lo que supone en términos absolutos 45 millones menos que los abonados en 2016 a Telefónica. La comparación en bases homogéneas, teniendo en cuenta el mayor número de clientes totales y el menor precio por giga (GB), supone realmente un ahorro de hasta el 50% en relación al contrato mantenido estos tres últimos años con Movistar, cuyo vencimiento está previsto el próximo 31 de diciembre.

El nuevo grupo de telecomunicaciones aligera así la estructura de costes al tiempo que configura una base operativa y de clientes capaz de ofrecer una oferta convergente de servicios. MásMóvil se presenta en sociedad con unos ingresos agregados de 1.100 millones de euros, un ebitda o beneficio operativo superior a los 100 millones y una capacidad recurrente de generación de caja de 75 millones. El nivel de capitalización alcanza los 500 millones de euros, una cifra suficiente para dar el salto al mercado continuo de bolsa antes de finales de año, con la sana intención de derribar más pronto que tarde la puerta que conduce al Ibex 35.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios