SIN DATOS DE DIPUTACIONES NI CABILDOS

Múltiples fallos de la empresa del recuento del 26-M disparan las alarmas en Interior

La firma Scytl, que ganó el recuento a Indra, se enfrenta a un expediente por los problemas de resultados que ofrece la web. Dos días después, seguía actualizando pueblos

Foto: Un colegio electoral, el pasado 26-M. (EFE)
Un colegio electoral, el pasado 26-M. (EFE)

Más de dos días después de terminadas las elecciones municipales, el número de concejales de León está bailando por un error informático del volcado de datos, los votos ofrecidos desde la Administración dan por error una victoria electoral de Falange seguida de IU en la manzana donde el PSOE tiene su sede central, y el Gobierno no ha publicado una proyección de los resultados en las diputaciones y el recuento de los cabildos seguía paralizado. La principal señalada es la empresa Scytl, que arrebató el concurso del recuento a Indra, quien tradicionalmente se encargaba de estos asuntos. Las alarmas han saltado en el Ministerio del Interior ante las quejas que se disparan por media España.

El pueblo de Tavernes de la Valldigna (Valencia, 9.000 habitantes) estuvo sin resultados provisionales en la web del Ministerio del Interior hasta el martes a las 16:56. Otros municipios se fueron actualizando también durante este martes. Los problemas se multiplicaron por media España. La CUP denunció que la web de Interior le restaba 56.000 votos y que no cuadraban los resultados provisionales con sus propias cuentas. León estaba pendiente de un error en el volcado de datos de 12 mesas que podría sacar al único concejal de Vox de la capital, según la prensa local. La Federación Socialista de Ibiza (FSE-PSOE) pedirá este miércoles a la Junta Electoral de Ibiza y Formentera que revise el recuento de votos de 11 mesas electorales por un posible error, según los socialistas, que podría darle a este partido la victoria en detrimento del PP. El recuento de los cabildos insulares canarios estaba paralizado y en el de El Hierro, por ejemplo, solo se había escrutado el 61% del voto pasadas 48 horas del cierre de los colegios.

Scytl, una pyme, le arrebató a Indra el contrato con una rebaja del 20%. Era la segunda vez que ocurría y los simulacros ya dieron problemas

Desde Moncloa indican que un problema común es que no coinciden el número de votos emitidos con los que aparecen en la web de Interior. Según fuentes del Gobierno, Scytl, que ya se encargó del recuento en las generales de 2015, ha reflejado en la web solo los votos que han sido necesarios para conseguir las concejalías, y los restantes (que también han sido escrutados) no aparecen. Por tanto, según el Gobierno, el escrutinio es correcto y lo que falla es la transmisión de los datos. Añade que la empresa ya ha preparado una nueva versión con la suma total de votos emitidos que estará disponible una vez que sea verificada.

Respecto a las incidencias detectadas en el escrutinio provisional, fuentes del Ejecutivo señalan que "se están valorando con el equipo técnico de la empresa responsable del proceso".

Las diputaciones

Los problemas de los municipios se arrastran a instituciones mayores. Más de dos días después del cierre de los colegios, Interior no ha publicado una proyección de los datos de las diputaciones provinciales. Las diputaciones dependen de los concejales en cada partido judicial y al haber dudas sobre la transposición de los votos al sistema informático, la empresa encargada del recuento, una unión temporal de empresas entre Scytl y Vector, no ha dado la extrapolación a Interior. La opción elegida fue retrasarlos antes que dar un resultado que después podría cambiar.

Las diputaciones son relevantes para medir la pérdida de poder del PP. Los Baltar en Ourense, en el poder desde hace 30 años, están pendientes del recuento oficial para ver si conservan la diputación o, como parece, la pierden por un diputado. El presupuesto y la cantidad de cargos que tendrá el PP están a la espera de que haya una extrapolación oficial. En algunas provincias, los resultados están claros, pero en otras los partidos están preguntando qué ocurre. En 2015, los resultados de las diputaciones se demoraron una semana, pero esta vez no debía repetirse. Interior "ha solicitado a la unión temporal de empresas Scytll-Vector la realización de una proyección sobre la composición de las diputaciones provinciales en el menor plazo posible".

Isabel Celaá y Fernando Grande-Marlaska ofrecen los resultados de las europeas. (EFE)
Isabel Celaá y Fernando Grande-Marlaska ofrecen los resultados de las europeas. (EFE)

Estos son los datos provisionales, porque los reales los cuentan las juntas electorales y se publican en el Boletín Oficial del Estado 40 días después de la proclamación de los electos. Pero España siempre había sacado pecho de tener uno de los recuentos más rápidos y fiables del mundo.

Los errores en la capital

En Madrid también hay errores, aunque por el tamaño no cambiarán el reparto de concejales. En la manzana donde se ubica la sede del PSOE, en la madrileña calle Ferraz, la Falange habría sido el partido más votado con 257 papeletas (el 20% del total de todo Madrid), seguida de IU-Madrid en Pie y el Partido Libertario, informa Jesús Escudero. Así consta en los datos remitidos a El Confidencial, según los cuales, Más Madrid, PSOE, Ciudadanos y Vox no habrían recibido ningún sufragio. Este error de conteo se ha trasladado a la página oficial de resultados. Esta extraña aportación de votos a la Falange también se observa en otras mesas electorales de Chamartín, San Blas y Puente-Vallecas.

Interior ha reclamado con urgencia una proyección de resultados en las diputaciones, y los cabildos seguían paralizados dos días después del cierre

En Interior, hay un enorme malestar por los fallos que están apareciendo por multitud de zonas y que están siendo investigados. Los simulacros con Scytl este año estuvieron plagados de errores, pero finalmente la noche electoral pareció que todo salía más o menos bien. Solo hubo un retraso al arrancar el recuento porque los datos no comenzaron a entrar hasta las 21:40, cuando se habían anunciado para las nueve de la noche, pero pasó desapercibido. Este diario intentó ayer, sin éxito, obtener la versión de Scytl.

En enero, Scytl, una pyme con sede en Barcelona, se volvió a imponer a Indra en el contrato para el recuento electoral. El presupuesto de partida era de 12 millones sin IVA y Scytl se ofreció a hacerlo por 7,24 millones, un 19,5% menos que los nueve millones que ofertó Indra. Como la oferta económica pesaba el 70% de la valoración, Interior eligió a la empresa barcelonesa.

Las empresas no ocultan la pugna empresarial que hay tras los recuentos. Cuando el Gobierno anunció que el 28-A el escrutinio se prolongaría hasta bien entrada la madrugada, Miguel Sebastián, exministro socialista y ahora consejero de Indra por designación de la SEPI, se preguntó en Twitter: "¿Puede ser que el recuento esta vez no lo hace Indra?".

Elecciones Municipales y Autonómicas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
69 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios