elecciones generales 10-N

¿Y ahora qué?: cuántos escaños se necesitan para tener mayoría absoluta en el Congreso

Los resultados de las elecciones generales arrojan una situación de alta complejidad: la fragmentación del voto y un hemiciclo multicolor se lo ponen difícil a Pedro Sánchez

Foto: Xiii legislatura, primera sesión del congreso y el senado
Xiii legislatura, primera sesión del congreso y el senado
Autor
Tiempo de lectura3 min

Las elecciones generales de este 10 de noviembre han acabado, con una sola excepción, con malos resultados: una España ingobernable, sin centro y con la extrema derecha como tercera fuerza. La caída en la participación en los comicios de este domingo, que no llegó a alcanzar el 70%, y la fragmentación del voto han dibujado un hemiciclo multicolor, llevando al país a una situación en la que formar gobierno es más difícil si cabe que lo que lo había sido antes de repetir la cita electoral. ¿Y qué es lo que viene ahora? Es momento de pactos, de negociación entre las fuerzas más votadas, aunque con los resultados de la pasada noche todo se vuelve más complejo.

[Reacciones a las elecciones generales]

En primer lugar, para poder intentar formar Gobierno es necesario que se llegue a un acuerdo previo para presentar un candidato a la Presidencia: una vez llegados al Congreso, éste se sometería a una primera votación en la que, para ser designado como mandatario, el candidato necesitaría obtener el apoyo de la mayoría absoluta de la cámara, es decir, de 176 de los 350 diputados del Congreso de los Diputados. No obstante y en las condiciones actuales, ni uno ni otro bloque copan esa mayoría absoluta: el bloque de la derecha (PP, Ciudadanos y Vox) suman un total de 150 escaños, especialmente a causa de la debacle de la formación de Albert Rivera, que ha perdido 47 escaños y se queda con solo diez. Tampoco suma el bloque de la izquierda: PSOE y Podemos suman 148, a los que podrían añadirse dos de Más País, siete de En Comú Podem y uno de MÉS Compromís, lo que deja un conjunto que alcanza los 158 escaños.

Ahora bien, si en esta votación no se acuerda la investidura, habrán de pasar 48 horas para que se celebre una segunda, en la que la confianza se entenderá otorgada si en ella se obtuviera una mayoría simple, es decir, que haya más votos a favor que en contra. En caso de que aquí tampoco se acordara investir al candidato propuesto como presidente del Gobierno, España estaría abocada irremediablemente a unas terceras elecciones, que serían convocadas en un plazo de dos meses a partir de la primera votación. Esta situación, sin embargo, podría ser considerada como un divorcio entre la sociedad española y su clase política dirigente.

Entonces, ¿hay opciones de gobernar?

Con los datos actuales, hay pocas sumas que permitan la formación de un gobierno: la de PP y PSOE, por ejemplo, que haría un tota de 208 escaños. Sin embargo, la opción de la 'gran coalición' no está sobre la mesa: Pedro Sánchez ya dejó claro antes de estas últimas elecciones que esta opción es un "trampantojo" y Adriana Lastra se manifestaba en la misma línea: "Es abusrdo y nunca tendrá lugar". La mejor baza para Sánchez es llegar a un acuerdo con el resto de partidos de izquierda y conseguir que los 'noes' no superaran a los 'síes' en segunda votación.

En todo caso, Pedro Sánchez necesitaría la connivencia de ERC (que obtuvo 13 escaños, dos menos que el 28 de abril) y PNV (con siete, uno más que el 28-A), la abstención de Ciudadanos en una constelación multipartidista o incluso una hipotética abstención patriótica del Partido Popular, lo que arrojaría una gran dosis de inestabilidad.

Elecciones Generales
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios