La factura de diciembre tendría que ser negativa para que Sánchez cumpla su palabra
  1. Economía
SEGÚN FACUA

La factura de diciembre tendría que ser negativa para que Sánchez cumpla su palabra

Las eléctricas deberían abonar 15 euros al consumidor medio en el último recibo del año para que este pagase por la luz en 2021 lo mismo que en 2018, como prometió Moncloa

Foto: El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. (EFE)
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. (EFE)

Fin de la escapada. El presidente el Gobierno, Pedro Sánchez, no podrá cumplir su promesa de que los españoles paguen por la luz en 2021 lo mismo que en 2018. Para que esto fuera cierto, se tendría que dar una situación surrealista: las comercializadoras deberían abonar al usuario medio de la tarifa regulada unos 15 euros en el recibo de diciembre, el último que queda este año.

Los cálculos los ha hecho la asociación de consumidores Facua, que desde el primer momento puso en duda las palabras del presidente. El repunte del precio de la electricidad en el mercado mayorista durante los últimos días, debido al incremento del consumo ante la llegada del frío, la subida del gas por el conflicto del Nord Stream 2 y la paralización de tres reactores nucleares, ha dado la puntilla a un anuncio que ya fue calificado en su día de poco realista por la oposición y organismos como la Fundación de Estudios de Economía Aplicada (Fedea).

Tras muchas semanas insistiendo en que aún era posible —el pasado jueves la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, aún mantenía ese discurso en el Congreso—, las cuentas de la lechera han dado al traste con cualquier esperanza para Moncloa. Las medidas del Gobierno han resultado insuficientes.

Noviembre cerrará con la segunda factura de la luz más cara de la historia, solo por detrás de la de octubre

Noviembre cerrará con la segunda factura de la luz más cara de la historia, solo por detrás de la de octubre. A falta de un día para que termine el mes, la media de los 29 restantes se sitúa en 116,90 euros, apenas cuatro euros menos que el récord anterior. Para hacer el cálculo, la asociación tiene en cuenta un cliente tipo con una potencia contratada de 4,4 kilovatios (kW) y un gasto de 366 kilovatios por hora (kWh).

Con esta misma metodología, la media mensual en 2021 se situaría en 88,83 euros, a la espera del recibo de diciembre. En cambio, en 2018 el usuario estándar pagó 77,18 euros. Si se calcula la cifra al nivel de precios actual, tal y como puntualizó el presidente, esta ascendería a 80,27 euros, es decir, 7,56 euros menos al mes. Ahora, la diferencia debe recuperarse en una sola factura para que la promesa de Sánchez pueda cumplirse. Y esto resulta matemáticamente imposible.

En lo que llevamos de año, los españoles ya han pagado 977,14 euros, frente a los 925,6 del conjunto de 2018, que subirían a 962,62 si se tiene en cuenta un incremento del Índice de Precios al Consumo (IPC) del 4% entre diciembre de 2018 y diciembre de 2021. En otras palabras: aun descontando el efecto de la inflación, los españoles ya han pagado más este año que hace tres. Para que las cuentas salgan, el consumidor medio debería recibir un ingreso de 14,52 euros en diciembre, es decir, que la factura fuese negativa.

Foto: El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el Congreso de los Diputados. (EFE)

Como era previsible, las medidas tomadas por el Gobierno en el polémico real decreto que supuso un hachazo a las eléctricas no han servido para evitar que el precio de la electricidad en el mercado mayorista siga por las nubes, pues este depende de la cotización de los derechos de emisión de CO₂ y del gas en los mercados internacionales, algo que Moncloa no puede controlar. De hecho, este lunes se ha alcanzado la segunda marca más alta, con 274,56 euros el megavatio hora.

Sin embargo, el plan del Ejecutivo tampoco ha servido para amortiguar lo suficiente el impacto de esa situación en el recibo de los 11 millones de hogares españoles acogidos a la tarifa regulada. Es muy difícil saber hasta qué niveles podría haber llegado la factura si el Gobierno no hubiese minorado los beneficios extraordinarios de las eléctricas y rebajado los impuestos a la luz. Pero lo cierto es que, incluso con estas medidas, la promesa del presidente ha sucumbido para siempre ante la implacable ley del mercado.

Luz Inflación Energía Factura de la luz Facua
El redactor recomienda