Goirigolzarri avisa: la digitalización puede traer autopistas sin coches
  1. Economía
INFORME DE CLOSINGAP

Goirigolzarri avisa: la digitalización puede traer autopistas sin coches

España se enfrenta al reto de mejorar las habilidades de los trabajadores para aprovechar las autopistas por las que circula la información. Pero incorporando a las mujeres

placeholder Foto: El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri. (EFE)
El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri. (EFE)

El futuro está en la digitalización. De eso, parece haber pocas dudas, pero no es suficiente. "Corremos el peligro de construir autopistas por las que no circulen coches", ha señalado este martes José Ignacio Goirigolzarri, presidente de Bankia. Se refiere a los problemas estructurales que tiene este país con la formación, lo que puede limitar la utilización de unas infraestructuras tecnológicas impensables hace pocos años por su cantidad y calidad. Es más, en su opinión, por primera vez en la historia, España puede aprovechar la confluencia de tres factores que le benefician.

En primer lugar, disponer de infraestructuras tecnológicas que en esta pandemia se han demostrado como suficientes; en segundo lugar, un sistema financiero saneado que hoy es parte de la solución y no del problema, y, en tercer lugar, fondos europeos que financian las necesidades de inversión.

Foto:  Opinión

Goirigolzarri, junto a Antonio Huertas, presidente de Mapfre, ha participado en la presentación de un trabajo publicado por ClosinGap, un clúster de empresas que busca estrechar la brecha de género, en el que se parte de una realidad. Según el Global Gender Gap Index publicado por el World Economic Forum, que analiza la situación de la igualdad de género en 149 países del mundo, serían necesarios casi cien años para cerrar la actual brecha de género. Aunque España se encuentra en segundo lugar, ocupa el puesto 43 del ranking en materia de educación, en el 72 en participación económica y en el 93 en relación con salud y supervivencia.

Por su parte, asegura el informe 'Women Matter: A way forward for Spain 2017', publicado por McKinsey, reflejó que, "de no haberse producido una entrada de mujeres en el mundo laboral como la efectuada en la década de 1990, el PIB español del año 2015 habría sido un 18% menor".

Las diferencias en el empleo suponen que las mujeres dediquen cerca de dos horas más que los hombres a las tareas domésticas

Es la misma línea, el análisis sobre brecha de género en el empleo realizado por PwC para ClosinGap determinó que, a día de hoy, las mujeres españolas presentan una menor tasa de ocupación —por cada 10 mujeres ocupadas en España hay 12 hombres— y una mayor tasa de paro femenina —más de tres puntos por encima en las mujeres según la última Encuesta de Población Activa del Instituto Nacional de Estadística—, así como una mayor tasa de empleo a tiempo parcial entre las mujeres (tres veces más alta) y una brecha salarial ajustada por horas del 13,5%.

Empleo precario

Según ese mismo estudio, como recuerda Marieta Jiménez, presidente de ClosinGap, si se cerrasen tanto la brecha en la tasa de empleo como la brecha en la tasa de parcialidad, el PIB español podría incrementarse en 201.913 millones de euros, lo que se traduciría en un incremento del 16,8% del PIB del año 2018. Este incremento potencial de la producción vendría impulsado por una creación de empleo femenino de 2,3 millones y por el traspaso de mujeres que actualmente trabajan a tiempo parcial y que pasarían a hacerlo a tiempo completo.

Estas diferencias en el empleo, sostiene el informe, suponen que los hombres dediquen cada día en España 1 hora y 12 minutos más que las mujeres al trabajo remunerado y las mujeres empleen cerca de dos horas más que los hombres a las tareas domésticas; diferencia que, de no existir, podría aportar al PIB cerca de 100.000 millones de euros, es decir, casi nueve puntos.

Foto: EC.

Como consecuencia de ello, aparecen lagunas de cotización a la Seguridad Social que posteriormente se trasladan a las pensiones. Los cálculos realizados en el informe liderado por Mapfre reflejaron que la pensión pública promedio de una mujer, incluyendo todas las contributivas, es de 740,2 euros, frente a los 1.162,3 euros percibidos de media por los hombres pensionistas. Esta diferencia de 422,2 euros se amplía hasta los 450,1 euros en el caso de las pensiones de jubilación.

Según el presidente de la aseguradora, salvar esta realidad ayudaría a fortalecer la sostenibilidad del sistema de pensiones, además de atacar el problema demográfico, que está hoy detrás de las insuficiencias presupuestarias del sistema público de protección social. No se trata de subvencionar, apostilla Goirigolzarri, sino de evitar que quienes lo necesiten caigan en la llamada 'trampa de la pobreza'.

For&From José Ignacio Goirigolzarri Coches Digitalización PIB Sistema financiero Mapfre Autopistas Pandemia Igualdad de género Seguridad Social PwC
El redactor recomienda