Crutchlow es el piloto en el que se fija

El nuevo rival de Jorge Lorenzo o por qué Márquez no es su referencia en Honda

El piloto balear asegura estar aún muy lejos de Márquez y pretende batir al británico del LCR Honda antes de asaltar objetivos mayores. Austin no se adapta a su forma de pilotar

Foto: Jorge Lorenzo traza una curva con su Honda. (EFE)
Jorge Lorenzo traza una curva con su Honda. (EFE)

Nada nuevo bajo el sol de Austin. Marc Márquez sigue intratable con su Honda y parece que nunca llegó a bajarse de la moto en Argentina. Luciendo su flamante casco con un diseño de tipo rodeo americano, sus primeros libres han sido toda una declaración de intenciones. El de Cervera es un auténtico 'sheriff' por estas tierras, donde lleva la friolera de seis victorias consecutivas. A juzgar por los tiempos, solo las Yamaha de Maverick Viñales y Valentino Rossi parecen incomodarle. El que desde luego no lo va a hacer es Jorge Lorenzo.

El balear terminó muy lejos de los registros de su compañero de equipo (18º en la primera manga de entrenamientos y 16º en la segunda) y tendrá difícil entrar en la Q2 este sábado, ya que se espera lluvia. En una entrevista publicada por el medio italiano 'GPOne' el pasado jueves no solo afirmó estar a años luz de él, sino que "incluso con Crutchlow necesito más experiencia". Ese es el objetivo real que se marca Jorge, pelear con el británico. Batirse en duelo con un piloto satélite antes de asaltar cotas mayores.

Jorge Lorenzo sigue anclado en el furgón de cola y, aunque su análisis es sereno y realista, no deja de ser sorprendente para un campeón del mundo. Su progreso invisible parece estancarse. Problemas de grip, como ya anunció que tendría, le restan en Austin. "Los circuitos favorables me ayudarán a mejorar tiempos, pero Austin no es una de esas pistas“, aclaró el '99'. Crutchlow fue tercero en Qatar y en Argentina, donde partió noveno, solo un 'ride through' por adelantarse en la salida le privó de un buen resultado. Mucho tendrá que remar Lorenzo para salir del atrolladero y ponerse, como mínimo, a la altura del de LRC Honda, que lleva cinco años con la fábrica. En el seno del ala dorada están encantados con su trabajo desde que llegó en 2015. Su aportación en los test y pruebas para desarrollar la RC213V ha sido fundamental y por eso el pasado agosto los japoneses le extendieron su contrato hasta final de 2020.

Crutchlow, tras Márquez en los libres del pasado GP de Argentina. (EFE)
Crutchlow, tras Márquez en los libres del pasado GP de Argentina. (EFE)

Desea que llegue Jerez

Crutchlow tiene tratamiento de piloto de fábrica y como tal utiliza la misma montura que los pilotos oficiales. El británico es rápido y agresivo en el cuerpo a cuerpo, por lo que Jorge no lo tendrá fácil, si bien con el tiempo debe estar delante. De momento, el mallorquín asegura que se encuentra más cómodo con el paso de las semanas: "La fractura del escafoides no me permitió hacer los tests en Sepang y en Qatar me caí. En Argentina cometí el error de insertar el limitador y luego tuve el problema con el puño de gas". Es la nota positiva para él y sus fans. Jorge aclaró que sin estos problemas estaría peleando entre los diez primeros de la clasificación. "Necesito hacer más kilómetros para conocer mejor la moto", aclaró, una frase que repite constantemente y que ya se ha convertido en su particular 'leitmotiv'.

Jorge no desea encarar la cita americana con pesimismo, pero sabe que sus resultados aquí han sido más bien discretos. "Incluso los años en que estuve en gran forma siempre sufrí aquí en Austin con la Yamaha, la mayoría de las veces no subía al podio", explicó para el citado medio. Lorenzo no lo dice en alto, pero espera como agua de mayo que llege Jerez, uno de los circuitos que mejor se adaptan a sus características y que incluso tiene una curva a su nombre. La temporada pasada tuvo que retirarse con Ducati, pero en las anteriores no se bajó del podio, consiguiendo la victoria en 2015 con Yamaha. 'A priori' en España estará obligado a responder no solo por el bien de los japoneses, sino también del aficionado. Austin será una dura prueba para el balear. Si logra una buena clasificatoria el sábado podrá estar en carrera con los primeros espadas. Quizás con Crutchlow, su rival más inmediato.

Motociclismo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios