el lateral marroquí empuja con fuerza

Los secretos de Achraf que seducen a Zidane: el delantero centro que creció tarde

Con Danilo ya a las órdenes de Guardiola en el Manchester City, la figura del canterano Achraf Hakimi asoma para convertirse en integrante de la primera plantilla del Real Madrid

Foto: En la imagen, Achraf Hakimi, canterano del Real Madrid. (FOTO: Imago)
En la imagen, Achraf Hakimi, canterano del Real Madrid. (FOTO: Imago)

Primer partido de pretemporada del Real Madrid. Derrota en la tanda de penaltis ante el Manchester United, aunque a estas alturas lo más importante no es ganar o perder. Las crónicas, de manera unánime, apuntaron a los jóvenes cachorros de la cantera blanca como grandes protagonistas del partido. Disponen de unos cuantos días para demostrarle a Zidane lo que valen, en algún caso en concreto como para aspirar a ganarse un sitio en la primera plantilla con vistas a la nueva temporada. Es el caso de Achraf Hakimi (4 de noviembre de 1998, Madrid), lateral diestro de sangre marroquí que ya desde hace tiempo, pese a su juventud, suena con fuerza en el interior del Real Madrid como firme candidato para afianzarse en el primer equipo más pronto que tarde.

"¿Problemas con laterales y en el centro? Achraf y Febas... Si no lo digo, reviento". Las lesiones asolaban la plantilla de Zidane en aquella época, a principios de este año, y empleó Luis Miguel Ramis las redes sociales para exponer su punto de vista. Buen conocedor de la cantera blanca después de tantos años trabajando en Valdebebas, el actual entrenador del Almería señaló directamente a dos jugadores del filial como inmejorables efectivos para solucionar los problemas del técnico francés. El primero, Achraf Hakimi, tiene ahora la gran oportunidad de integrarse en la primera plantilla tras la venta de Danilo al Manchester City de Pep Guardiola. Desde hace mucho se tiene claro en la casa que lo tiene todo para triunfar vestido de blanco...

A pesar de su juventud, en Marruecos no están dispuestos a que se repita un caso como el de Munir —debutó en partido oficial con España a las órdenes de Del Bosque, aunque ya ha dado el paso para revertir la situación— y desde hace tiempo Achraf aparece en las convocatorias de la selección absoluta africana. El año pasado ya debutó, en un encuentro frente a Canadá, a las órdenes de Hervé Renard, y el técnico francés ya ha dejado claro que lo habitual será ver a Arra, como es conocido, con los mejores del país. Un momento histórico para el Real Madrid, pues era la primera vez que un jugador del club blanco se estrenaba con la selección del norte de África.

En la imagen, Achraf felicita a Casemiro tras el gol del empate ante el United. (realmadrid.com)
En la imagen, Achraf felicita a Casemiro tras el gol del empate ante el United. (realmadrid.com)

La velocidad

¿Cómo llega al Real Madrid? Como cualquier chaval de un equipo modesto de la capital. Jugaba en el Ciudad de Getafe —donde actualmente juega un hermano— y es observado por los captadores de los grandes. El club blanco, en cuanto le ve en acción en un puñado de oportunidades, no tiene dudas, lanza las redes de inmediato. Lo curioso del caso es que en edad alevín, Arra juega de delantero, nada que ver con lo que es hoy. Llama la atención cómo se maneja, su facilidad para marcar goles, faceta que no se le ha olvidado con el tiempo, pero por encima de todo su explosiva velocidad. En esas edades, cualquier 'bala' suele ser reclutada de inmediato por un club de mayor categoría.

Ha pasado por todas las categorías inferiores del Real Madrid, pero el camino no ha sido sencillo hasta llegar a este punto. Achraf tuvo un crecimiento tardío, lo cual ralentizó su progresión. Aterrizó como '9' puro, aunque con tendencia a caer a las bandas, y a medida que pasaba el tiempo, como el físico no se estiraba, se le fue retrasando en el campo, hasta colocarle de extremo. Al principio su coordinación no era la adecuada, aunque su potencia física y su velocidad seguían intactas. Fue en su primer año como juvenil cuando se le retrasó para formar parte de la línea defensiva. A partir de ahí, todo fue rodado... Ha ido, con el paso del tiempo, aplastando a todos los laterales que se han puesto en su camino, hasta encontrarse ahora mismo a un solo paso de hacer cumbre.

Achraf Hakimi, junto a Mateo Kovacic durante un entrenamiento. (EFE)
Achraf Hakimi, junto a Mateo Kovacic durante un entrenamiento. (EFE)

Las dudas

En edad juvenil ya no hubo dudas de cuál es la mejor posición para Achraf. Es un futbolista que necesita mucho espacio por delante para ofrecer su mejor versión. Lo de extremo quedó descartado porque jugando más adelantado, su potencial no brilla tanto. Necesita, igual que Theo Hernández, muchos metros libres para imponer su ligereza a la hora de galopar. Cuando su cuerpo se estira y ya se moldea perfectamente, en Valdebebas ya comienza a hablarse de él en muchos rincones. Los técnicos de la casa empiezan a considerar que el Real Madrid cuenta con un futbolista con el suficiente potencial como para pensar que en un futuro no muy lejano podrá establecerse en la primera plantilla.

[Más noticias de fútbol]

Toca esperar acontecimiento a partir de hora. El diario 'Marca' ya apuntaba a las dudas que empieza a generar la figura del pujante lateral de 18 años, si cederlo para que siga su formación o hacerle hueco en la primera plantilla para sustituir a Danilo. Los técnicos de la casa estiman que su aprendizaje todavía está vigente. Nadie duda de que lo tiene todo para triunfar, igual que se estima que hay detalles que toca pulir. Cuando tocar atacar la velocidad impone su ley, pero Achraf, se estima, debe mejorar notablemente diferentes conceptos a la hora de defender. Tácticamente todavía no está cuajado, igual que a la hora de centrar tiene trabajo por delante. A Zidane le toca decidir si apuesta por el marroquí para que viva, y aprenda, a la sombra de Carvajal...

Liga

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios