Pedri, el maratoniano de la Selección que no negocia con los Juegos Olímpicos de Tokio
  1. Deportes
  2. Fútbol
el atleta de luis enrique

Pedri, el maratoniano de la Selección que no negocia con los Juegos Olímpicos de Tokio

Pedri, con solo 18 años, ha jugado todos los minutos de la Eurocopa y es el que más kilómetros corre en un partido (una media de 11,7). No quiere perderse la cita olímpica, pese al rechazo del Barça

placeholder Foto: Pedri durante el partido entre España y Eslovaquia en la Eurocopa. (EFE)
Pedri durante el partido entre España y Eslovaquia en la Eurocopa. (EFE)

Si te quedas en el físico, da la sensación de que es un deportista frágil y que en cualquier momento del partido se va a parar por agotamiento. Pero si miras sus estadísticas, le haces un seguimiento durante los partidos de fútbol y observas los gestos de normalidad con los que acaba las acciones de esfuerzo, te das cuenta de que es un atleta. Pedri es el maratoniano de la Selección española de fútbol y solo tiene 18 años. No le busquen puntos débiles en su físico porque, aunque está en 60 kilos y mide 1,74 m, tiene unas excelentes condiciones físicas y una genética superior.

Es resistente, incombustible y tenaz. No pone cara de velocidad porque se trata de un futbolista diésel. Corre, corre y corre sin dar la impresión de que está en el césped uno de esos jugadores musculosos y todoterrenos que tanto impresionan por su exuberante físico. Pedri es el futbolista que lleva una media de 11,7 kilómetros por partido en la Eurocopa. El que más recorrido tiene si le buscan en los mapas de calor después de un partido y el tercero que más kilómetros ha hecho en la competición. Tan solo le superan el austríaco Sabitzer (12,2 kilómetros) y el sueco Ekdal (11,8 kilómetros).

Foto: Sergio Ramos en el partido que disputó el Real Madrid contra el Chelsea en Londres. (Efe)

Pedri ya lleva más kilómetros recorridos (46,9) en los cuatro partidos que en una maratón y no se han encendido las alarmas sobre su físico. Todo lo contrario. Luis Enrique habla de un jugador especial que lo da todo, generoso en el esfuerzo y con una mentalidad de trabajo destacable. Es uno de los tres futbolistas que ha disputado todos los minutos en la Eurocopa junto al portero Unai Simón y el central Laporte.

Imprescindible

Todo esto es admirable en un chico de solo 18 años que ha sido indiscutible en el once del Barcelona, al que Koeman quería darle descansos, gestionar sus minutos y no fue posible porque se hizo imprescindible. Jugó un total de 52 partidos con el Barça y se ha ganado la confianza de Luis Enrique. No es nada sencillo porque el seleccionador es exigente con la repetición de esfuerzos, el sacrificio y que esto no afecte al talento ni la inspiración.

Pedri lo está haciendo todo bien menos dos cosas. Una es que le falta disparar a portería y la otra, aunque parezca extraño, es lo mal que lo ha pasado con la cesión que le hizo a Unai Simón en el partido contra Croacia y que costó un gol en contra. Por encima de todo, está su capacidad de resistencia, el físico, que impone en el campo para ser un jugador que rompe entre líneas y tiene chispa e imaginación.

placeholder Pedri levanta el brazo junto a Ferran Torres para celebrar la victoria contra Croacia. (EFE)
Pedri levanta el brazo junto a Ferran Torres para celebrar la victoria contra Croacia. (EFE)

Hace un año estaba en Tegueste (Tenerife) comiendo las croquetas de atún, tan ricas, que hace su madre e imaginando cómo sería el día de su presentación como nuevo jugador del Barcelona. También qué le diría o cuál sería su reacción en el primer instante de ver a Messi. Se calló cuando llegó ese momento porque Pedri, del que ya sabemos que tiene madurez y es descarado en los partidos, era un chico tímido de solo 17 años. Un año después está compitiendo en la Eurocopa, es uno de los jugadores intocables para Luis Enrique y se ha comprometido con la Federación de Fútbol a ir a los Juegos Olímpicos de Tokio. Estará también en el equipo que entrena Luis de la Fuente.

Un año intenso

La vida de Pedri en el último año es un maratón. "Todo va muy rápido", comenta el canario. El cambio que ha experimentado es intenso, extenuante por la cantidad de partidos que lleva disputados, la presión, el desgaste físico y mental y lo que le queda. Esto ya es un problema para el Barcelona, que intenta frenar la incorporación del canario a la cita olímpica. No quieren que vaya después de una temporada exigente y complicada por lo apretado del calendario, estar disputando la Eurocopa y jugar todos los minutos con Luis Enrique. En el club azulgrana argumentan que necesita descanso y avisan de los riesgos que tiene que su joven estrella vaya a Tokio. Pero Pedri lo tiene claro. No cede. Su sueño, tras la Eurocopa, hasta donde llegue, es estar en los Juegos Olímpicos.

Foto: Morata celebra el gol marcado contra Croacia. (Efe)

El tinerfeño se siente capacitado para seguir con más sobreesfuerzos, ilusionado y no se detiene en valorar las consecuencias físicas u otro tipo de riesgos. Pedri está en edad de jugar todo lo que le echen. Así piensa, con esta motivación y todas sus energías planea seguir rindiendo, entregarse a fondo con la Selección absoluta y la Olímpica en Tokio. Podría darse la situación de que España llegara a la final de la Eurocopa (11 de julio), Pedri debutara con la Olímpica en el primer partido en Sapporo contra Egipto (22 de julio) y llegar a la final del 7 de agosto. Una semana después empieza la Liga. Pero esto que para el Barcelona es un problema porque defiende sus intereses, para el tinerfeño es una bendición. “Yo quiero jugar todo”, es la postura de Pedri.

Estamos ante un chico con la cabeza muy bien amueblada, humilde y que tiene hambre. No le busquen otra explicación porque su fortaleza física está en su juventud, pero también en la actitud de querer comerse el mundo.

Eurocopa Leo Messi Tokio Juegos Olímpicos
El redactor recomienda