Es noticia
Menú
La lluvia arruina una gran previa: "He venido solo desde Alicante para ir al Villamarín"
  1. Deportes
  2. Fútbol
Final de la Copa del Rey

La lluvia arruina una gran previa: "He venido solo desde Alicante para ir al Villamarín"

Los momentos anteriores al encuentro transcurrieron con buen rollo entre ambas aficiones y sin graves incidentes. Los béticos superan en número a los valencianistas

Foto: Aficionados del Valencia, en la previa del encuentro. (EFE/Raúl Caro)
Aficionados del Valencia, en la previa del encuentro. (EFE/Raúl Caro)

El refrán dice que en abril, aguas mil. Vaya si se cumplió. La lluvia empañó una previa que transcurrió de manera fantástica. Ambas aficiones bromearon entre ellos y no hubo incidentes a destacar más allá de pequeños lanzamientos a un furgón policial. Los béticos se concentraron en La Alameda de Hércules, mientras que los valencianistas, tras pasear por la zona de La Giralda, se juntaron en su 'Fan Zone', ubicada en el Parque del Alamillo. Los béticos llenaron los bares de La Alameda, donde se escucharon los cánticos habituales: "Betis, ale. Tienes que ganar la Copa; a Plaza Nueva hay que volver". El Confidencial aprovechó para conversar con algunos de ellos. "Parece que está todo de cara para el Betis, pero no hay que vender la piel del oso antes de cazarlo. Será un partido muy igualado".

Las faltas e interrupciones que realiza el Valencia es otra de las preocupaciones de los aficionados béticos. Así lo confirma uno que ha viajado solo desde Alicante: "Todo dependerá de si el árbitro deja jugar o se para el juego constantemente. He venido para ver la final en el Villamarín, porque no he conseguido entrada para verla en La Cartuja". Los aficionados béticos presentes en La Alameda no iban todos dirección a La Cartuja."No hemos llegado por el número de socio, así que vamos al Villamarín. La previa la vivimos todos juntos, pero luego algunos van para su casa o para uno de los dos estadios", comentan a El Confidencial en el interior de la previa bética.

placeholder Los aficionados del Real Betis cantan en un bar del barrio de Triana de Sevilla. (EFE/Raúl Caro)
Los aficionados del Real Betis cantan en un bar del barrio de Triana de Sevilla. (EFE/Raúl Caro)

La previa ha dejado anécdotas de todo tipo. En uno de los bares, ha entrado un aficionado con gafas de agua y chubasquero. Los presentes en el local se han atrevido a cantarle: "Que bote Michael Phelps". El chaval ha respondido e incluso se ha tirado al suelo para hacer como si estuviera nadando. La iniciativa de ir a La Alameda fue de los ultras del Betis, Supporters Gol Sur. El objetivo era ayudar a los bares, en lugar de a los patrocinadores en la ‘Fan Zone’, por lo mal que lo habían pasado durante la pandemia. Por eso estuvo a rebosar esa plaza céntrica, donde hubo bengalas y petardos. También hubo lanzamientos de cubos de hielo y vasos a la Policía Nacional cuando pasó el furgón policial.

Los valencianistas, superados en la previa

Los valencianistas llegaron al mediodía a la capital de Andalucía. "Hemos salido a las seis desde Valencia y hemos hecho una parada para desayunar", comenta un padre de familia en El Alamillo. "Hemos logrado cuatro entradas porque somos los cuatro socios. Si no, hubiera sido imposible". La clave para tener entradas en algunos aficionados del Valencia ha sido el desplazamiento. "Si la final hubiera sido en Valencia, nos hubiera pasado como al Betis, que el número de socio hasta el que hay entradas hubiera corrido muy poco. En mi caso, por eso he venido. Hay muchos que han rechazado por tener que viajar hasta Sevilla".

Foto: El presidente de la Federación Española de Fútbol, Luis Rubiales. (EFE)

El himno del Valencia sonó en algunos coches cuando llegaron a Sevilla. Cuando los béticos lo escucharon, inmediatamente replicaban con cánticos con los que superaron a la afición visitante. Ser el anfitrión es algo que se ha notado en la capital de Andalucía. Otro hincha del Valencia que analiza la final cree que será fundamental el contragolpe: "El campo estará rápido y eso es una arma de doble filo. El Betis moverá a un ritmo vertiginoso la pelota, pero el Valencia también saldrá con muchísima facilidad al contragolpe. Los centrales rivales no son especialmente rápidos y eso pueden aprovecharlo Bryan y Guedes".

La Cartuja se ha ido llenando poco a poco conforme transcurre el partido. Ha habido una marea verdiblanca y otra naranja rumbo al estadio. Ahora toca que la pelota ruede. Y que las aficiones se dejen la garganta, como ya han hecho en la previa.

El refrán dice que en abril, aguas mil. Vaya si se cumplió. La lluvia empañó una previa que transcurrió de manera fantástica. Ambas aficiones bromearon entre ellos y no hubo incidentes a destacar más allá de pequeños lanzamientos a un furgón policial. Los béticos se concentraron en La Alameda de Hércules, mientras que los valencianistas, tras pasear por la zona de La Giralda, se juntaron en su 'Fan Zone', ubicada en el Parque del Alamillo. Los béticos llenaron los bares de La Alameda, donde se escucharon los cánticos habituales: "Betis, ale. Tienes que ganar la Copa; a Plaza Nueva hay que volver". El Confidencial aprovechó para conversar con algunos de ellos. "Parece que está todo de cara para el Betis, pero no hay que vender la piel del oso antes de cazarlo. Será un partido muy igualado".

Real Betis Valencia CF
El redactor recomienda