Griezmann ya sabe que está en el mercado: gusta al City y Simeone no se olvida de él
  1. Deportes
  2. Fútbol
Deben aligerar masa salarial

Griezmann ya sabe que está en el mercado: gusta al City y Simeone no se olvida de él

La lesión de Dembélé frena su salida y el Barça sondea el traspaso de Antoine para ahorrarse los 69 millones netos que le tendrá que pagar las tres próximas temporadas

placeholder Foto: Griezmann se lamenta tras un mal pase. (Reuters)
Griezmann se lamenta tras un mal pase. (Reuters)

El FC Barcelona sigue trabajando para descargar la pesada losa que supone la masa salarial de su plantilla, y para ello ha tomado la decisión de colocar en el mercado a uno de los hombres que llegó al Camp Nou con la vitola de estrella: el francés Antoine Griezmann. La primera opción de venta en la plantilla es la del brasileño Philiphe Coutinho, jugador que aún está convaleciente por una lesión de rodilla que le ha mantenido en el dique seco desde hace tres meses, y de la que ha sido operado ya en dos ocasiones. Su agente trabaja para encontrar un comprador en la Premier, mercado que sondea el Barça para colocarle desde que se hizo cargo Joan Laporta, con Mateu Alemany como director general.

Foto: Antoine Griezmann, abatido sobre el césped del Camp Nou. (Reuters)

Su salida supondrá un ahorro de ficha de 8,5 millones de euros anuales, además de ingresar una cantidad de dinero que en cualquier caso está muy lejos de acercarse a los 160 millones que pagó el club catalán al Liverpool por él. Desde Italia, el Milan también ha mostrado interés por el brasileño, que tiene contrato con el Barça hasta 2023. El siguiente en la lista de transferibles era Ousmane Dembelé, el extremo francés que no ha dado la talla en sus cuatro temporadas en el Barcelona, donde percibe una ficha que ronda los 15 millones netos.

La lesión de Dembélé cambia su futuro

Al arrancar la Eurocopa el Barça colocó en el mercado inglés a Dembélé y equipos como Liverpool o Manchester United, con quien los azulgranas negociaban un traspaso por una cifra cercana a los 60 millones, se interesaron en ficharle. Sin embargo, ahora la situación ha cambiado tras la inoportuna lesión que ha sufrido el jugador con Francia y que le mantendrá varios meses de baja tras ser operado. Esto ha arruinado cualquier posibilidad de traspasarle y el Barcelona ha tomado la decisión de poner en el mercado a Antoine Griezmann.

El delantero francés, al que ya se le ha colgado el cartel de transferible en varias ocasiones, llegó al Barcelona en el verano de 2019 firmando un contrato hasta 2024, por el que cobraría una ficha progresiva que ascendía a 18 millones netos en el primer y segundo año, 21 en el tercero, 23 en el cuarto y acabará ingresando 25 millones en su última temporada.

placeholder Griezmann y Dembélé, durante un partido de la selección francesa. (Reuters)
Griezmann y Dembélé, durante un partido de la selección francesa. (Reuters)

Después de dos campañas en el club, Griezmann no ha terminado de ser el jugador que era en el Atlético, algo que se explica por el cambio de posición y de rol al estar al lado de un Messi sobre el que gravita todo el juego. Antoine está cómodo en Barcelona, donde ha crecido futbolísticamente de la primera temporada a la segunda, pero es consciente que la prioridad de Laporta es la renovación de Messi a toda costa.

Y a eso se suma la llegada en delantera de dos nuevos refuerzos, Sergio Agüero y Memphis Depay. Una de las razones clave, junto a la imposibilidad de vender a Dembélé tras caer lesionado, que justifican que el Barcelona le haya puesto en el mercado. Griezmann está tranquilo con su vida en Barcelona, pero si el club le abre la puerta de salida tampoco le supondrá un problema hacer las maletas y buscarse un equipo donde se encuentre más cómodo y recupere el protagonismo que tenía con Simeone o con la selección francesa.

Muchos candidatos

El Barcelona ya ha comunicado al entorno del jugador que está sondeando el mercado para un posible traspaso. Y clubes de la Premier ya han mostrado interés por conocer las condiciones de esa hipotética venta. Hay varios equipos pendientes de Griezmann. Uno es el Manchester City, al que se le ha complicado cerrar los fichajes de Kane y Grealish, ya que tanto Tottenham como Aston Villa se niegan a traspasarlos. Griezmann es un jugador dinámico y versátil que puede jugar en todo el frente ofensivo, con capacidad asociativa y con gol. Un jugador que gusta a Guardiola y que encajaría bien en los citizens.

placeholder Griezmann pugna por un balón con Savic. (EFE)
Griezmann pugna por un balón con Savic. (EFE)

La Juventus de Massimiliano Allegri es otro equipo que se ha mostrado interesado en conocer sus planes, sobre todo porque está a la espera de lo que decida Cristiano Ronaldo sobre su futuro inmediato. Si el portugués sale, dejaría un hueco y permitiría a los turineses aspirar al fichaje de ‘El Principito’.

El tercero que aparece agazapado en segunda línea es el Atlético de Madrid. Griezmann es una debilidad de Simeone, a quien no le gustó perderlo en su día. Andrea Berta, director deportivo rojiblanco, está al corriente del interés del 'Cholo' y sabe que el Barcelona se ha planteado su salida. Y parece evidente que el precio del traspaso estará muy por debajo de los 120 millones que pagó el Barcelona a los rojiblancos. Ahora mismo el Atlético solo se plantea la venta de un Saúl que quiere salir y que tiene mercado. Su marcha podría dejar no menos de 50 millones en las arcas atléticas.

En estos momentos Griezmann no está en los planes de Berta, pero Simeone está al acecho, como ocurrió con Luis Suárez. Una llamada del 'Cholo' al uruguayo provocó el fichaje por el Atlético del charrúa, que salió del Camp Nou por la misma razón por la que saldrá Antoine: para descargar la masa salarial de la plantilla, haciendo hueco así a Messi para certificar su renovación. Se viene otro culebrón con Griezmann.

FC Barcelona Antoine Griezmann Ousmane Dembélé