CON ZYLON, 10 veces más fuerte que el acero

McLaren fabrica la 'Armadura Invencible', el chaleco que protegerá a un multimillonario

McLaren fabricó un peto protector para el corazón y pulmones de un millonario anónimo, que después de una intervención quirúrgica vio cómo su esternón quedó debilitado

Foto: El protector invencible de McLaren. (McLaren Applied Technologies)
El protector invencible de McLaren. (McLaren Applied Technologies)

"Nuestro objetivo es innovar soluciones de atención de salud que se pueden adaptar para los pacientes individuales". McLaren, además de diseñar un chasis más competitivo para Fernando Alonso, tiene otro frente abierto: mejorar la calidad de vida de los enfermos, y de los ciudadanos en general, a partir de la tecnología desarrollada en la pista en la que son más competitivos: la Fórmula 1. Son palabras de Adam Hill, jefe médico de McLaren Applied Technologies, una brazo logístico de la potente empresa de ingeniería, que acaba de presentar su último proyecto relacionado con la salud. La 'Armadura Invencible', un artilugio fabricado a partir del material que (entre otros elementos) le salvó la vida a Alonso en su accidente en Melbourne el año pasado, que prolongará la vida de un anónimo millonario.

"Nuestro cliente anónimo vino a nosotros con la esperanza de sentirse menos frágil. Quería tener una vida normal y lo que finalmente hemos hecho es que se sienta invencible", afirmó Dan Toon, director del proyecto, en la presentación del chaleco que protegerá el esternón de un paciente que quedó debilitado tras una intervención quirúrgica. El multimillonario, cuya identidad no ha visto luz, decidió confiar en su escudería favorita, a la que ya le compró varios vehículos, antes de poner su pecho en manos de los doctores. Quería que su corazón y pulmones no corriesen peligro, y se encomendó a los de Woking para que le diseñasen un chaleco que protegiese sus órganos vitales.

Una armadura cómoda, que pase desapercibida debajo de su elegante camisa de trabajo y que pueda usarse cada día fueron las exigencias del 'Señor X'. Un proyecto inédito para los de McLaren, que ya son punteros en la tecnología sanitaria gracias a la biotelemetría: "El hilo común en todos nuestros proyectos son los datos, utilizamos datos para construir una imagen digital de cómo un paciente evoluciona y luego creamos soluciones", afirmó Hill. "Realmente teníamos un lienzo en blanco", advirtió Toon en relación a un proyecto que les motivó desde el principio: "Cuando nosotros recibimos el proyecto del cliente, no teníamos ninguna solución en particular. Eso fue realmente un beneficio porque ofreció al equipo la libertad para explorar todos los problemas y entender todos las restricciones”.

Los profesionales de McLaren Applied Technologies radiografiaron el cuerpo de su paciente. Una exploración 3D que permitió medir al milímetro las condiciones de su nuevo artilugio sanitario: "Pasamos un mes generando y desarrollando ideas así como evaluando las restricciones". Además, contaron con la colaboración de doctores profesionales, que ayudaron en la aprehensión de la función real de la 'Armadura Invencible'. El resultado: una armadura rígida, con almohadillas de gel que absorben cualquier impacto, que se acopla a un chaleco de velcro. Todo a medida y con los mejores materiales, capaces de multiplicar por diez la resistencia del acero: la fibra Zylon y la Dyneema.

El protector invencible de McLaren. (McLaren Applied Technologies)
El protector invencible de McLaren. (McLaren Applied Technologies)

El Zylon 'le salvó' la vida a Alonso

El gel que absorbe cualquier golpe al que se someta la 'Armadura Invencible' también se encargará de repartir del impacto para que la fuerza se menor. Pero lo realmente sorprendente es su material 'invencible'. El chaleco está fabricado a partir de una eficiente mezcla de ingredientes metálicos: fibras de carbono, fibra de Dyneema, que se utilizan en los chalecos antibalas, y la fibra Zylon ya utilizada en los habitáculos de los monoplazas. "En el medio del habitáculo hay una zona que está hecha (de un material llamado zylon) como de nido de abeja con aluminio, kevlar… Y estas dos capas de fibra de carbono con este nido de abeja (zylon) dentro hacen que sea prácticamente indestructible”, había analizado Alonso tras su fatídico accidente en Australia.

Un hilo de 1 milímetro de Zylon es capaz de sostener un peso de 450 kilogramos. Se trata de un material que se empezó a utilizar en 2007 en los coches de F1 y que desde el accidente en el que el muelle del Brawn de Barrichello impactó en el casco de Massa (en el GP de Hungría de 2009), una tira de este material protege la visera de los piloto. Las características de este material lo catapultan a las primeras posiciones del más resistente fabricado por la especie humana: gran resistencia a la tracción, extraordinaria elasticidad y muy estable ante temperaturas extremas (únicamente se descompone a temperaturas superiores a 1.470 Cº y en condiciones atmosféricas del 68% de oxígeno).

La fibra Dyneema, por su parte, es 15 veces más resistente que el acero. Más fuerte que la fibra Kevlar, también utilizada en los chalecos antibalas, se consolida como un material referente en cuento a resistencia y seguridad. Flota en el agua y es especialmente resistente a productos químicos, características que le facilitan imponerse en el mercado de las cuerdas de escalada, redes, eslingas y, de nuevo, chalecos antibalas.

El Zylon le salvó la vida a Alonso. (Fórmula 1)
El Zylon le salvó la vida a Alonso. (Fórmula 1)

La Fórmula 1 en la medicina

McClaren se dedica a la tecnología sanitaria desde el año 2004 e incluso han llegado a aplicar su sistema de telemetría a la monitorización de recién nacidos en un hospital de Birmingham. Los de Woking usan la telemetría par analizar a tiempo real el estado de los componentes de su vehículo y poder tomar decisiones estratégicas durante las carreras. Ese mismo itinerario es el que imitan en el sector sanitario; por ejemplo: monotorizar el ritmo cardiaco de un paciente y conocer todas las variables en los distintos quehaceres cotidianos. De hecho, la escudería británica y la farmacéutica GlaxoSmithKiline (GSK) usan este sistema en personas que han sufrido un infarto y poder registrar sus niveles de actividad.

En los Juegos Olímpicos se asocian con el equipo británico y en Londres 2012 la mitad de las 65 medallas conseguidas por el equipo nacional fueron en deportes en los que aplicaron su tecnología. Se aplicó hasta en vela, donde analizaron cómo afecta el viento, la velocidad y el material de los componentes. Un proyecto, el de los datos, totalmente revolucionario, que batió récord en el último GP de Singapur: "10 terabytes de datos fluyeron por el sistema, lo que lo convierte en el proyecto científico más grande del planeta durante ese período de tiempo, eclipsando incluso el proyecto del genoma humano", explicó Ian Rhodes​, director general de McLaren Applied Technologies, tras la carrera.

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios