polémica actitud hacia el ANTERIOR presidente

Ferrari y la política de tierra quemada: Marchionne 'se olvida' de Montezemolo

Este fin de semana, Fiorano ha sido el centro mundial de Ferrari en el punto álgido de las celebraciones del 70 aniversario de la marca italiana,

Foto: La celebración del 70 aniversario tuvo una gran cantidad de invitados, entre los que no estuvo Luca Cordero di Montezemolo. (Reuters)
La celebración del 70 aniversario tuvo una gran cantidad de invitados, entre los que no estuvo Luca Cordero di Montezemolo. (Reuters)

Este fin de semana, Fiorano ha sido el centro mundial de las celebraciones del 70º aniversario de Ferrari fundada en 1947. Su sede disfrutó el pasado sábado de una jornada muy especial con un total de 4.000 invitados llegados de todo el mundo para celebrar el espectáculo 'Rosso 70'. Pero entre todos aquellos que fueron invitados por Sergio Marchionne, actual presidente de Ferrari, no estuvo su predecesor. A pesar de la labor desempeñada por Luca Cordero de Montezemolo en Maranello desde los años 70 primero, y en dos décadas más después, su figura fue olvidada de forma flagrante en un evento en el que sí tuvieron lugar personalidades, por ejemplo, como Jean Todt, actual presidente de la FIA y exdirector deportivo de la Scuderia.

No fue el único 'dignatario' del mundo presente en Fiorano. También pudo verse a Chase Carey, máximo dirigente de la Fórmula 1 hoy en día. Adicionalmente, personalidades del mundo de Ferrari como John Elkann y Piero Lardi Ferrari —hijo ilegítimo de Enzo— acudieron junto a miembros clave del equipo de Fórmula 1, como Maurizio Arrivabene, Sebastian Vettel y Kimi Raikkonen. Incluso Niki Lauda participó de las celebraciones, a pesar de integrar Mercedes en la categoría reina. Fue por lo tanto una sorpresa (relativa) que Luca di Montezemolo, uno de los artífices detrás de la exitosa era de Jean Todt, Ross Brawn y Michael Schumacher, estuviera ausente en un día tan señalado.

A pesar de ello, la situación es más fácil de entender si se tiene en cuenta el mal endémico de Ferrari: el exceso de política. Durante décadas, tanto el equipo de carreras como la propia marca han estado plagados de problemas a causa de una mala gestión en la que el juego político entre los mandamases, directivos y en general cualquier trabajador con un puesto de suficiente importancia acaba dominando sus interacciones. La presión por formar parte de una marca como Ferrari y las enormes expectativas puestas sobre sus trabajadores a menudo crean situaciones donde por salvaguardar el puesto es más importante que rendir bien.

Luca di Montezemolo fue presidente de Ferrari en su época más exitosa en la Fórmula 1. (EFE)
Luca di Montezemolo fue presidente de Ferrari en su época más exitosa en la Fórmula 1. (EFE)

En el caso de Marchionne y Montezemolo, aquel ha sido increíblemente crítico con Montezemolo en público, calificando la gestión del Ferrari de 2014 como 'impresentable', por ejemplo. En cualquier caso, es innegable que Ferrari ha cambiado.

Montezemolo, 40 años en Ferrari

La trayectoria de Montezemolo en Ferrari comenzó con su traspaso desde FIAT en 1973, convirtiéndose en asistente personal de Enzo Ferrari primero y en director de la Scuderia en 1974. Con él se lograron los títulos de 1975 y 1977 con Lauda al volante. Luego pasó a ocupar cargos de cada vez mayor importancia en FIAT hasta que en 1991 fue nombrado presidente de Ferrari, posición que mantuvo durante 23 años. Durante ese tiempo, revitalizó el lado comercial de Ferrari y logró resucitar el equipo de Fórmula 1 hasta obtener junto a Todt, Brawn y Schumacher la mejor racha ganadora de la historia de la Fórmula 1. En 2014, tensiones con Marchionne, entonces presidente del grupo FIAT Chrysler, provocaron una situación incómoda. En definitiva, la mala química entre ambos llevó a Montezemolo a dimitir. El resto, como suele decirse, es historia. Actualmente Montezemolo dirige la compañía de aviación transalpina Alitalia.

El evento en sí fue por y para los amantes de Ferrari, con modelos míticos como el 125 S, el 250 California, el Testarossa y el LaFerrari Aperta entre otros repartiéndose el protagonismo en el escenario. Finalmente, los actuales pilotos titulares saltaron al escenario para dirigirse a los asistentes al evento antes de la proyección de un vídeo-homenaje a Michael Schumacher. A lo largo del sábado y el domingo se realizaron sendos concursos de elegancia y subastas con modelos exclusivos de la marca. Destacó una unidad fabricada ex profeso del Ferrari LaFerrari Aperta que se vendió por 8,3 millones de euros que se donarán a Save the Children, una organización que vela por la educación de los niños en los lugares más desfavorecidos.

Que Luca di Montezemolo estuviera ausente de una celebración tan importante es un buen ejemplo de cómo se las gasta Sergio Marchionne con sus enemigos. El máximo responsable de la época de más gloriosa de Ferrari ya no existe en Maranello. Así es Ferrari.

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios