Ferrari le da un susto a Mercedes y Honda no levanta cabeza, pero Alonso tantea la Q3
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
¿HABRÁ BATALLA POR LA POLE?

Ferrari le da un susto a Mercedes y Honda no levanta cabeza, pero Alonso tantea la Q3

Mercedes se postula como favorita en Sochi, pero Räikkönen responde con el mejor tiempo. Red Bull se sigue acercando a los mejores, Alonso acaba 13º y Sainz 14º, ambos lejos de Q3

Foto: Vettel, en los libres de Sochi. (EFE)
Vettel, en los libres de Sochi. (EFE)

“Este circuito parece hecho para Mercedes”, avisaba este jueves Sebastian Vettel, que siempre acostumbra a ser cauto en sus valoraciones. Pero a su argumento no le faltaba razón: desde 2014, el equipo alemán ha liderado todas las vueltas de carrera en el trazado de Sochi. Las largas rectas y fuertes puntos de frenada siempre le han venido como anillo al dedo a su motor, pero al igual que ha ocurrido en el resto de carreras, la historia empieza a ser distinta en 2017. En los entrenamientos libres de este viernes, Ferrari ha copado las primeras posiciones tanto con Kimi Raikkonen como Vettel. Lo que hoy es una sorpresa mañana puede ser anécdota, pero ver a la Scuderia tan arriba en un circuito así parece revelador sobre su estado de forma.

Si Raikkonen ya avisaba con un buen tiempo en los Libres 1, Vettel ha rodado siete décimas más rápido que Lewis Hamilton en la segunda sesión. La distancia es tan amplia, que algunos sugieren que Mercedes ha podido esconder algunas cartas. Es cierto que Hamilton ha tardado varias vueltas en hacer un buen registro con el neumático ultrablando, pero Ferrari parecía el coche más estable en las curvas rápidas del segundo sector. Y aunque las flechas de plata puedan resurgir en clasificación, todo apunta a que habrá batalla entre los dos equipos sobre un feudo que, hasta ahora, ha sido siempre propiedad de Mercedes. En tandas largas también rodaban muy igualados. Una gran noticia para el campeonato.

La otra anécdota de la jornada es el progreso de Red Bull, que aún lejos de la batalla por el podio, se ha afianzado como tercera fuerza a seis décimas de Ferrari. Max Verstappen, sin embargo, ha sufrido un problema de fiabilidad a final de la sesión que despierta los fantasmas sobre la solvencia del motor Renault. Y justo por detrás, se perfila otro fin de semana marcado por la igualdad. Entre el 7º (Felipe Massa) y el 12º (Fernando Alonso) hay una distancia de apenas cinco décimas. Entre caer en la Q2 y aspirar a un buen lugar dentro de los puntos hay un margen mínimo. Y en esta pugna, de nuevo rompiendo la lógica, estará otra vez Alonso.

Honda falla y Alonso sigue en sus trece

La primera toma de contacto de Alonso con las mejoras en el motor Honda no ha ofrecido nada distinto a lo que ha marcado la pauta de su calvario en 2017. De hecho, la situación de hoy en Rusia parecía hasta más grave que en las últimas carreras. Si la marca japonesa había prometido avances en la fiabilidad tras los test de Baréin, su compañero Stoffel Vandoorne ha roto motor en los Libres 1 y se ha visto obligado a montar su quinta unidad del año, por la cual recibirá una sanción de 15 posiciones para el domingo. Con cuatro carreras disputadas, Honda ha entrado en un atolladero del que sólo Alonso puede salvarle.

Y aunque resulte tan difícil, el asturiano va camino de sobrevivir a un fin de semana aciago para el déficit de potencia de su motor. En los Libres 1 se quedaba lejos de los mejores, pero en la segunda sesión ha firmado una vuelta excelente con los superblandos que le ha colocado 12º, a apenas dos décimas de los puestos de Q3. A priori, será una meta inalcanzable vista la superioridad de Force India y Renault, pero semejante igualdad en la zona media le puede dar cartas para soñar mañana si el motor no vuelve a fallar. Y a la vista de que la situación no avanza, nadie descarta más roturas de Honda.

Sainz, lejos de la Q3

Si el fin de semana ya se puso cuesta arriba para Carlos Sainz incluso antes de empezar, cuando la FIA le sancionó en Baréin con tres posiciones por su toque con Lance Stroll, los entrenamientos libres de hoy avanzan un fin de semana más que complicado. En la primera sesión terminaba 14º, y en la segunda no pasaba del 15º lugar. Pero lo más preocupante es ver a Daniil Kvyat incluso detrás de un McLaren, prueba de que Rusia puede ser un auténtico calvario para Toro Rosso y su motor Renault. La Q3 parece más una utopía que un objetivo.

Fórmula 1 Kimi Raikkonen Sebastian Vettel Fernando Alonso
El redactor recomienda