UFC 259: Blachowicz aniquila el sueño de Adesanya de reinar en dos divisiones
  1. Deportes
  2. Boxeo y Artes Marciales
hubo tres peleas por un título

UFC 259: Blachowicz aniquila el sueño de Adesanya de reinar en dos divisiones

Aljamain Sterling conquistó el cinturón de la categoría por descalificación de Petr Yan al impactar con un rodillazo ilegal. Amanda Nunes defendió su título sin problemas.

placeholder Foto: Jan Blachowicz en un combate anterior (REUTERS ).
Jan Blachowicz en un combate anterior (REUTERS ).

Una cartelera equipada hasta los topes con grandes peleas es la mejor definición del evento UFC 259. Ofrecía tres combates por el título y contaba con varios ex (y tal vez futuros) retadores al título. Toda esta amalgama de estrellas lo coronaba un enorme enfrentamiento entre el campeón de peso semipesado de la UFC, Jan Blachowicz, y su retador, el campeón de peso medio de la UFC, Israel Adesanya. Sin un próximo gran retador en el horizonte, Adesanya ponía ahora su mirada en el título de la categoría superior.

Blachowicz se desenvuelve bien desde el 'clinch', así que Adesanya intentó mantener la distancia y aterrizar sus disparos desde lejos. Y ciertamente, en principio no era mala estrategia, ya que el nigeriano es el luchador más rápido. Aunque se podría suponer que Blachowicz es el luchador físicamente más grande, ya que esta división es su peso natural, Adesanya en realidad tenía ventaja de altura y alcance.

Blachowicz se desenvuelve mejor en el contragolpe, por lo que ninguno de los dos hombres se mostró muy abiertos al principio. De los dos, Blachowicz a partir del segundo asalto fue el luchado más dispuesto a llevar la iniciativa, momento donde Adesanya debería haber sido capaz de poner en marcha su ofensiva. Pero no fue así. La potencia con la mano adelantado del polaco fue haciendo mella en su rival conjuntada con su poderosa derecha, el legendario poder polaco, que obligó a Adesanya a estar muy cauto. Nunca dejó el campeón crecerse al retador. Blachowicz hizo un gran trabajo para leer y anticiparse a los ataques del nigeriano y fue mejor en todas las fases de la lucha.

Aunque Adesanya tenía un 86 por ciento de defensa de derribo, el peleador polaco hizo lo que nadie había hecho hasta la fecha. Proyectar al nigeriano y controlarlo en el suelo. Así lo ejecutó en el cuarto y quinto asalto. Blachowicz, que es uno de los campeones más improbables de la historia de la UFC, era en principio un claro perdedor en el envite, pero ha conseguido una victoria por decisión unánime que consigue definir un brillante legado.

Blachowicz, antiguo campeón de peso semipesado de la promotora KSW, llegaba a este combate con una racha de cuatro victorias consecutivas y ocho triunfos en sus últimas nueve peleas. Este combate era su primera defensa del título desde que se alzó con el entonces vacante título en UFC 253 en septiembre ante Dominick Reyes.

Invicto en las MMA, Adesanya se hizo con el título interino del peso medio al vencer a Kelvin Gastelum en UFC 236, antes de noquear a Robert Whittaker en UFC 243 para convertirse en el campeón indiscutible de la división. Desde entonces, ha retenido el título por decisión contra Yoel Romero y por TKO en la segunda ronda ante Paulo Costa.

Amanda Nunes, defiende el titulo sin problemas

En la pelea de semifondo, Amanda Nunes, la que posiblemente es la mejor mujer que jamás haya competido en este deporte, defendió el título femenino del peso pluma de la UFC frente a Megan Anderson. Nunes conquistó el cinturón al noquear a Cristiane Justino (también conocida como Cris Cyborg) en UFC 232 y realizó su primera defensa del título el año pasado en UFC 250, con una dominante victoria por decisión unánime sobre Felicia Spencer. En el tiempo transcurrido entre esas dos peleas, Nunes también retuvo el título de peso gallo femenino dos veces con victorias sobre Holly Holm y Germaine de Randamie. Anderson llegaba a este combate tras haber sometido en el primer asalto a Zarah Fairn Dos Santos y haber noqueado en el primero a Norma Dumont Viana.

Tras unos instantes de estudio, Amanda Nunes, sorteando la superior envergadura de Anderson, en uno de sus primeros ataques conectó con una derecha flamígera que inició la cuenta atrás para la finalización del combate. Una retadora, visiblemente tocada, siguió siendo castigada primero en pie y después en el suelo mientras que la voracidad de la campeona no disminuyó al oler la sangre en su presa hasta que terminó el combate a las pocos instantes con una llave de brazo a los dos minutos del primer asalto.

Sólo hay una persona actualmente en la UFC que ha ofrecido a Nunes una dura resistencia, y cuyas pelas llegaron a ser dos decisiones polémicas en su contra: la campeona de peso mosca Valentina Shevchenko. Pero, por la razón que sea, la UFC no quiere organizar esa pelea para conformar la trilogía.

Sterling es campeón por descalificación de Petr Yan

Aljamain Sterling conquistó el cinturón de la categoría por descalificación del campeón Petr Yan al impactar con un rodillazo ilegal en el cuarto asalto. El disparo dejó muy tocado al retador y la pelea tuvo que ser suspendida.

Petr Yan defendía contra Aljamain Sterling el cinturón del peso gallo. Ganador de 10 combates consecutivos e invicto desde que pisó el octágono, Yan se hizo con el título en su última pelea, al derrotar en el quinto asalto a José Aldo en UFC 251. Sterling, por su parte, ganó una eliminatoria por el título el mes anterior en UFC 250, consiguiendo una rápida sumisión a Cory Sandhagen.

Sterling comenzó el combate imponiendo su ritmo, presionando al campeón con mucho volumen y variedad de golpes ejecutados desde su mayor distancia. El retador tenía claro que debía estar muy cerca o muy lejos del campeón. Así en el golpeo conectaba desde su mayor alcance y sino presionaba al campeón desde el ‘clinch’ para intentar llevar la pelea al suelo, el terreno donde su superioridad era clara. Yan mientras tanto intentaba desde el agarre generar espacio pero Sterling con su presión no le dejaba.

La envergadura de Sterling y su capacidad para luchar a distancia es algo con lo que Yan no había tenido que lidiar a este nivel. Pero supo contrarrestar este planteamiento con sus golpes de poder. En el primer asalto ya mandó al retador al suelo con un tremendo disparo. Yan acaba presionando constantemente con sus acciones, pero suele efectuar un proceso de estudio previo para conseguir leer el mejor camino con el que destruir a su oponente. A partir del tercer asalto ya había cambiado las tornas y el dominio del campeón era nítido ante un retador que daba signos evidentes de cansancio. Y es que uno de los secretos de Petr Yan -puesto que su tremenda capacidad en el golpeo es lo más destacado de su juego y la mayoría de sus combates se han mantenido de pie- es que también es un sólido luchador de agarre y Sterling no tuvo chance de aplicar su mejor jiu jitsu.

En el resto de la velada sucedieron las siguientes finalizaciones:

En la cartelera principal, Islam Makhachev rindió a Drew Dober con un triángulo de brazo en el tercer round.

En los preliminares, Kai Kara-France noqueó de forma espectacular a Rogério Bontorin al final del primer asalto.

Kennedy Nzechukwu dejó fuera de combate a Carlos Ulberg con una poderosa derecha en la segunda ronda.

Sean Brady sometió a Jake Matthews con una triángulo de brazo en el tercer asalto.

Un jab demoledor de Amanda Lemos dejó sin defensas a Lívia Renata Souza en el primer asalto. Solo falto rematar la faena con un par de golpes finalizadores.

El árbitro detuvo el combate ante la acumulación de golpes entre el castigador Uroš Medić ante Aalon Cruz en el primer asalto.

Y Trevin Jones noqueó a Mario Bautista con un golpe de encuentro en el segundo asalto.

Las Vegas
El redactor recomienda