Los niños que duermen con mascotas tienen un sueño de mejor calidad
  1. Alma, Corazón, Vida
SEGÚN LA CIENCIA

Los niños que duermen con mascotas tienen un sueño de mejor calidad

Un estudio con 188 menores de entre 11 y 17 años revela que dormir con su mejor amigo no solo es bueno para conciliar el sueño, sino para la salud en general

Foto: Dormir con tu mascota es bueno para el sueño... y para la salud (Foto: iStock)
Dormir con tu mascota es bueno para el sueño... y para la salud (Foto: iStock)

Ver a un niño dormir a pierna suelta con su mascota no solo es una imagen entrañable, sino que, además, es beneficioso para su salud. Así lo revela un estudio de la Concordia University de Montreal, en Canadá, que ha analizado el sueño de 188 niños de entre 11 y 17 años confirmando que los que duermen con su mejor amigo tienen un descanso de más calidad.

Hasta ahora, era normal que los padres no estuvieran del todo convencidos de que dejar dormir a sus hijos con sus mascotas en la cama fuera una buena idea. Temían que pudieran despertarse, que no descansaran bien o que tuviera problemas respiratorios por culpa de su perro o gato. Sin embargo, este estudio confirma todo lo contrario: quienes duermen acompañados tienen un sueño de mejor calidad.

Foto: ¿Qué deberían hacer? El debate está abierto. (iStock)

Tener un animal al lado toda la noche ayudaría a los pequeños a reducir el número de pesadillas que pueden sufrir durante el sueño. Pero, además, las mascotas se asocian con mejores resultados de salud, reduciendo los niveles de estrés tanto en mayores como en pequeños e, incluso, haciendo que el "funcionamiento" cardíaco sea mejor.

Resultados reveladores

Los investigadores hicieron su estudio a partir de tres variables. Por un lado, colocaron una pulsera que registraba los ciclos de actividad y descanso del niño; por otro, cada uno de los 188 participantes hizo un estudio de sueño de polisomnografía durante una noche, midiendo sus ondas cerebrales, los niveles de oxígeno en sangre, su frecuencia cardíaca o respiración. Incluso se anotaban sus movimientos de ojos y piernas.

"Es posible que la práctica sea positiva o negativa dependiendo del apego a la mascota"

Además, enviaron un cuestionario a cada padre para que anotara distintas variables sobre el sueño de su hijo. De los 188 niños, solo uno de cada cinco aseguraba dormir con una mascota de forma frecuente. Pero, al compararlos con aquellos que pocas veces o nunca dormían con su animal de compañía, el estudio reveló que los que sí estaban acompañados "tenían la calidad de sueño subjetiva más alta".

Los resultados del estudio que recoge Yahoo sugieren que "compartir la cama con mascotas no puede afectar negativamente el sueño de los niños y adolescentes. La presencia de una mascota puede ser menos intrusiva para los niños que son más pequeños y tienen más espacio disponible en sus camas. Los niños ven a sus mascotas como amigos cercanos y buscan consuelo en ellos cuando intentan dormir".

Niños Sueño Mascotas Dormir bien
El redactor recomienda