mercadillos, festivales...

Una Navidad única (y viajera): siete planes especiales para estas fechas si sales del país

Aunque las Navidades son unas fechas muy familiares para muchos, pero para otros sirven de excusa para salir del país y conocer nuevos destinos

Foto:

Si bien las Navidades son para muchos unas fechas en las que se quiere disfrutar de la familia, del hogar y de estar con la gente más cercana, son también muchos los que aprovechan para salir de la ciudad y conocer nuevos lugares y, en especial, esos destinos en los que la Navidad se vive con mucha luz y color. Para aquellos para los que viajar es algo que no se debe dejar de lado tampoco en estas vacaciones tradicionalmente tan familiares, hay infinidad de planes fuera del país con los que ver y disfrutar de sitios que en otro momento no serían (quizás) tan especiales.

Lo que sí pasa en todos los sitios, independientemente de que uno decida quedarse en su ciudad, visitar su pueblo o salir a conocer otros países, es que las calles se llenan de luces, mercadillos navideños donde comprar adornos para el árbol o dulces típicos para estas comidas o de festivales y actos culturales relacionados con esta época. Desde la plataforma de reserva de actividades Musement han elaborado una lista con siete planes navideños únicos de los que disfrutar este mes de diciembre, antes de que finalice el año.

Feliz Nochebuena desde Belén

Todo el mundo sabe que en esta época "hacia Belén va una burra", porque los villancicos navideños nos lo han enseñado así. ¿Pero qué pasa con Belén? Es la ciudad que escenifica la Navidad por excelencia, y por eso se convierte en espectacular destino navideño. La ciudad en la que nació Jesús es una visita imprescindible no solo para los fieles y creyentes, sino para todos aquellos interesados en descubrir cosas nuevas. Visitar Belén en Navidad es visitar la Iglesia del Santo Sepulcro, la plaza del Pesebre o la Ciudad Vieja, y no olvidarse de asistir a medianoche a la misa del gallo con la que se celebra el nacimiento de Jesús.

Mercadillos y luces... en Nueva York

El árbol de Navidad en el Rockefeller Center de Nueva York (Reuters)
El árbol de Navidad en el Rockefeller Center de Nueva York (Reuters)

Nueva York es uno de los destinos favoritos de los viajeros, independientemente de la fecha, pero en Navidad la ciudad de los rascacielos se llena de espírituo navideño. Para todos aquellos que hayan elegido viajar al otro lado del charco para disfrutar de la Navidad, ésta es una fecha en la que se puede descubrir la gran manzana desde otro punto de vista: su increíble alumbrado, las rutas por los escenarios de las más míticas películas navideñas que se rodaron en la ciudad o comprando en algunos de los mercadillos más emblemáticos de esta ciudad que nunca duerme.

'Alicia en el País de las Maravillas', en Londres

Para los amantes de los clásicos, esta es una opción que mezcla varios: Londres y el clásico de Lewis Carroll, 'Alicia en el País de las Maravillas', todo junto en un solo plan. Se trata de un festival que cuenta la historia de Alicia a través de un especáculo de luces y farolillos hechos a mano, reproduciendo la imagen de todos los personajes del cuento: una Alicia gigante, de cinco metros de altura, el conejo blanco, que mide cuatro... Hasta uno puede deslizarse por el agujero del conejo, asistir a la fiesta del té del Sombrerero Loco o caminar sobre un tablero de ajedrez gigante.

Más festivales de luz... pero en Ámsterdam

Otra opción es viajar a los Países Bajos, donde durante los últimos siete años se celebra, en los meses de invierno, el Festival de la Luz: las calles se iluminan con obras de importantes artistas, nacionales e internacionales. El de 2018 gira en torno al concepto de 'El medio es el mensaje', donde los artistas retratan su propia visión de la ciudad a través de diferentes esculturas y juegos de luz, proyecciones e instalaciones.

Y otro festival de luz: ¡auroras boreales!

Menos navideña, esta opción es para los amantes de la naturaleza. Noruega es un buen destino para divisar auroras boreales, y en concreto, Tromsø es uno de los favoritos para los amantes de este fenómeno de luces, que solo se puede ver entre septiembre y marzo en el hemisferio norte. Desde Musement proponen una ruta un tanto peculiar: vivir la aventura de ver auroras boreales a bordo de un Tesla Model X, un vehículo que permite moverse por la zona norte de manera ecológica y respetuosa con el medio ambiente.

TRO605. TROMSO (NORUEGA), 22 02 2018.- Una aurora boreal brilla sobre un faro en la localidad de Strand en el norte de Noruega el 22 de febrero de 2018. Habitualmente, las auroras boreales o australes son rojizas y verdosas, dos colores que dependen curiosamente de las moléculas de oxígeno. La aurora, que debe su nombre a la diosa romana del amanecer, ocurre cuando veloces flujos de protones y electrones procedentes del Sol son guiadas por el campo magnético de la Tierra y chocan con los átomos y moléculas atmosféricos. EFE  Martial Trezzini SÓLO USO EDITORIAL NO VENTAS NO ARCHIVO
TRO605. TROMSO (NORUEGA), 22 02 2018.- Una aurora boreal brilla sobre un faro en la localidad de Strand en el norte de Noruega el 22 de febrero de 2018. Habitualmente, las auroras boreales o australes son rojizas y verdosas, dos colores que dependen curiosamente de las moléculas de oxígeno. La aurora, que debe su nombre a la diosa romana del amanecer, ocurre cuando veloces flujos de protones y electrones procedentes del Sol son guiadas por el campo magnético de la Tierra y chocan con los átomos y moléculas atmosféricos. EFE Martial Trezzini SÓLO USO EDITORIAL NO VENTAS NO ARCHIVO

Patinaje sobre hielo, también en Londres

En realidad pistas para patinar sobre hielo hay en mil sitios, y son de las cosas más típicas que se pueden hacer en estas fechas. Una buena opción es la pista del Museo de Historia Natural de Londres, la más popular de la ciudad: una actividad enmarcadao en el entorno del emblemático museo, en South Kensington, rodeado de adornos navideños y luces decorativas.

Los árboles de Navidad de París

En el Palacio de Vaux-le Vicomte, al sur de París (cerca de Fontainebleau) hay una pequeña joya declarada Monumento Histórico de Francia que en estas fechas se rodea por más de 200 árboles navideños. Chimeneas e iluminación al más puro estilo de la Navidad convierten la zona de este castillo convierten esta área en un verdadero cuento de hadas, un destino más que estupendo para los amantes de la Navidad que se trasladen hasta la capital de Francia en estas fechas.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios