Una de las quejas de la mayoría de usuarios que disponen de un teléfono inteligente de gama media es que, con el tiempo, estos empiezan a fallar y funcionan más lento. Tareas de lo más simples que antes no tardaban en ejecutarse como por ejemplo cambiar de aplicación, pueden ralentizarse hasta llegar a desesperar al usuario.

El problema es tan común que incluso existen lanzadores para acelerar al máximo la experiencia de usuario como por ejemplo LightLaunch, SickSky Launcher o Zeam Launcher.

Son muchas las razones que pueden dar al traste con el buen funcionamiento de un teléfono como por ejemplo tener demasiadas aplicaciones que se estén ejecutando en segundo plano, la acumulación de cachés o un software desactualizado. Pero no tiene por qué ser así.

En Teknautas hemos seleccionado una serie de consejos que pueden ayudar a mejorar el rendimiento del teléfono Android:

Desinstala 'apps' en ejecución que no utilices

El usuario debe saber que existen aplicaciones que se están continuamente ejecutando en segundo plano, lo que ralentiza el funcionamiento del terminal. Un ejemplo de esto son Line, WhatsApp o Facebook. Pero hay muchas más. 

Lo normal es que los usuarios descarguen apps en la tienda de Google, las prueben y después las dejen en su terminal. Las utilicen o no. En estos casos, se aconseja que el usuario haga un  reflexión y si, por ejemplo, no utiliza Line o WeChat, las elimine.

Para saber si una aplicación está en ejecución se puede comprobar en 'Ajustes', 'Aplicaciones' y después 'En ejecución'. Puede que en ese momento no esté en ejecución, por lo que recomienda acudir también a 'Descargadas', por si acaso.Para hacerlo hay que ir a Configuración, abrir el menú de Aplicaciones y seleccionar la que se quiera borrar. Hay que tener en cuenta que si no se quieren desinstalar se pueder forzar detención.

Otra opción es mover estas aplicaciones a la tarjeta externa (en aquellos terminales que dispongan de ella). Para hacerlo hay que ir a Ajustes, ir al menú de Aplicaciones y hacer click en la opción Mover a la tarjeta SD.

Para saber si una aplicación está en ejecución se puede comprobar en Ajustes, Aplicaciones y después En ejecución. Según Carlos García de la Barrera, informático de Lextrend, puede que en ese momento no esté en ejecución, por lo que recomienda acudir también a Descargadas, por si acaso.

También es útil conocer qué aplicaciones son las que han gastado más batería y por tanto han ralentizado más el sistema. Para ello hay que acudir a Ajustes y después Batería. Allí se puede ver qué herramientas han acabado con la energía del terminal.

Borra las cachés de las aplicaciones

Las cachés de las aplicaciones pueden acumularse con el tiempo, lo que también termina por afectar al rendimiento del equipo.

Se pueden borrar las cachés en el mismo menú de Aplicaciones, aunque es incómodo porque hay que hacerlo una a una. Por esto, también existen programas disponibles en Google Play que lo hacen de forma automática. Algunas gratuitas de las más populares son App Cache Cleaner o Clean Master.

Estas herramientas, además de caché, borran archivos no utilizados, archivos residuales o el historial de búsqueda. Si se está ejecutando poco espacio en el dispositivo, también ayudan a identificar qué está ocupando la memoria. Y lo hacen de forma automática al abrir la aplicación o periódicamente.

Vigila esos 'widgets'

Los widgets son muy útiles por ejemplo para encontrar información de forma rápida y sin tener que abrir una aplicación. Pero al mismo tiempo pueden echar a perder la vida de una batería y reducir la velocidad del dispositivo.

Sucede lo mismo con los fondos de pantalla animados ya que siempre están corriendo y restan capacidad de proceso. Son útiles, pero no se recomienda instalarlos porque exigen mucho al dispositivo.

Reducir el número de estas herramientas ayudará al terminal a funcionar de forma más efectiva.

Añade una tarjeta microSD más rápida

Las tarjetas Secure Digital (SD) son utilizadas como soportes de almacenamiento extra por algunos dispositivos portátiles como cámaras digitales, videocámaras y también teléfonos móviles.

Las hay que funcionan a velocidades normales y otras de alta velocidad que tienen tasas de transferencia de datos más altas. Dependiendo de cuál se tenga, también influirá en la velocidad de la experiencia del usuario.

Actualiza el 'software' o restaura de fábrica

Google está continuamente lanzando actualizaciones de software para sus dispositivos que en teoría mejoran la seguridad, corrigen errores y, en definitiva, mejoran el dispositivo. Se aconseja también estar atento a este apartado para actualizar de esta forma el terminal.

Para comprobar si hay una actualización disponible hay que ir a Configuración, seleccionar Acerca del teléfono y después la opción Actualización de software del sistema.

El usuario también dispone de la posibilidad de volver a la configuración de inicio y dejar el terminal exactamente igual a como vino de fábrica. Para hacerlo tan solo hay que acudir a Ajustes, Copia de seguridad y reinicio y finalmente Restaurar datos de fábrica.

Por último, si el usuario es muy avanzado, siempre puede hacer un overclock al terminal.