ALBERTO BOSCH, 11, ZURBARÁN, 26...

Los ricos mexicanos pasan a la acción: media docena de proyectos de lujo en venta

Llegaron hace apenas dos años y ya se han convertido en los grandes protagonistas del mercado residencial de lujo de Madrid, tomando el relevo de los ricos venezolanos

Foto: Alberto Bosch, 11.
Alberto Bosch, 11.
Adelantado en

Llegaron hace apenas dos años y ya se han convertido en los grandes protagonistas del mercado residencial de lujo de Madrid, tomando el relevo a los ricos venezolanos. Hablamos de las grandes fortunas mexicanas que, al igual que hicieran aquellas hace un lustro, compraron numerosos edificios en el centro de la ciudad y ahora, un par de años después, comienzan a ver la luz en forma de las promociones más lujosas actualmente a la venta en la capital.

El capital mexicano está detrás, por ejemplo, de proyectos como el de la plaza del Marqués de Salamanca, 11; Monte Esquinza, 5; Zurbarán, 26; General Martínez Campos; o Alberto Bosch, 11; todos ellos actualmente en comercialización, pero también de Claudio Coello, 11 o Villanueva, 18. Pero no solo han aterrizado fuerte en España con la compra de edificios en ubicaciones 'prime', sino que se han convertido también en los principales compradores de viviendas de superlujo.

Alberto Bosch 11, plaza del Marqués de Salamanca, Monte Esquinza 5, Zurbarán 26, General Martínez Campos 19, todos son de capital mexicano

Uno de los más activos es el fondo Terralpa, el vehículo fundado por Ramón Hermosilla Gómez-Cuétara junto a los inversores mexicanos Rodrigo Lebois (Unifin) y José Ramón Liñero (Terrafondo), con unos planes de inversión en España que ascienden a 250 millones de euros, tal y como avanzó El Confidencial. En el verano de 2017, se hicieron con el número 11 de la plaza del Marqués de Salamanca por 50 millones y desde entonces han sido muy activos, con la compra de Zurbarán, 26; Monte Esquinza, 5 —comprado a Christian Hannover y sus socios colombianos a finales de 2019— o su última adquisición, General Martínez Campos 19, comprada al fondo británico Europa Capital, vehículo de inversión europeo de The Rockefeller Group.

Terralpa ha arrancado ya la comercialización de sus exclusivas viviendas, pero hay otro proyecto de otro inversor mexicano menos conocido que opera bajo una promotora de nuevo sello, Alzira, y que acaba de sacar al mercado cinco viviendas de superlujo —entre ellas, un ático dúplex— en la calle Alberto Bosch, 11, en el barrio de los Jerónimos, justo enfrente del parque del Retiro. Dos de estas unidades, con precios a partir de tres millones de euros y en torno a siete millones, en el caso del ático, ya han sido vendidas, precisamente a dos compradores mexicanos, tal y como explica a El Confidencial Luis Valdés, director de Residencial en Colliers International Spain.

Alberto Bosch, 11 es el único gran proyecto inmobiliario de superlujo actualmente en marcha en Jerónimos, uno de los barrios más demandados del distrito del Retiro por su ubicación frente al gran pulmón verde de la capital. Un edificio señorial con protección estructural, cuyas obras de rehabilitación comenzaron hace casi un año y que dará como resultado cinco únicas viviendas, una por planta, con un ático dúplex en la última planta —que será la última unidad en salir a la venta, como suele suceder con estos activos—, con precios en torno a los 11.500 euros el metro cuadrado.

"En unos días, ya llevamos dos reservas. Dos de las viviendas ya están vendidas", asegura Luis Valdés, quien explica que el tamaño de las unidades se sitúa en 260 metros cuadrados—430 metros en el caso del ático dúplex, que cuenta además con una terraza de 80 metros—.

Un proyecto que, según este experto, gusta mucho al comprador latinoamericano, por su carácter señorial y clásico. "El comprador mexicano se decanta principalmente por proyectos de obra nueva o rehabilitación integral de edificios clásicos ubicados en los barrios de Salamanca, Chamberí y Jerónimos. Valoran el diseño y la conceptualización de las zonas comunes, la propuesta de calidades y la posibilidad de personalización de su vivienda. La confidencialidad y la discreción son servicios que deben ir siempre acompañados en el asesoramiento a este perfil de comprador", apunta Valdés.

Alberto Bosch 11.
Alberto Bosch 11.

Tal y como ya aventuraban los expertos del mercado de lujo en Madrid, los mexicanos han tomado el relevo de los compradores venezolanos. De hecho, en la actualidad, el 80% de los compradores latinoamericanos son mexicanos. Tal y como explica Valdés: "Desde la llegada de López Obrador al poder, hemos observado cómo un gran número de empresarios e inversores mexicanos han decidido ya no solo invertir en Madrid, sino establecerse en España como país de residencia, huyendo de la incertidumbre política que vive México hoy en día. Como resultado, más del 50% de las transacciones en residencial 'high-end' asesoradas por Colliers en los últimos 12 meses procede de compradores mexicanos".

Mexicanos cogen el relevo de venezolanos

"Sin duda, el nuevo comprador de zona 'prime' es el mexicano", corrobora Ana Calderón, CEO de ABC Realtor, firma especializada en la venta de pisos y propiedades de lujo. "El comprador mexicano es un enamorado de todo lo que tenga historia. Le encanta Francia y especialmente París, y por supuesto Madrid, por conexión de idioma, se siente muy cómodo con nuestra cultura, por eso compra siempre en zonas donde los edificios tienen historia. Le encanta Jerónimos y, por supuesto, Recoletos, pero siempre en edificios clásicos. Curiosamente, también se puede decantar por zonas más turísticas si el edificio es maravilloso. También le encantan los palacetes, aunque no todos llegan a pagar esos precios por una segunda o tercera residencia".

El mexicano de clase media/alta compra en Recoletos, Jerónimos o Almagro, entre 2-3 millones de euros, y el 'high level' puede llegar a gastar hasta 7-8 millones

En opinión de Calderón, "hay dos tipos de clientes mexicanos. El de clase media/alta, que compra en Recoletos, Jerónimos o Almagro, entre 2-3 millones de euros, y el mexicano 'high level', que puede llegar a gastar hasta 7-8 millones. El mexicano no regatea tanto en la oferta. Si le gusta, compra", asegura esta experta.

"A nivel internacional, el comprador más activo es el mexicano, y como muchos no pueden venir a España, las operaciones se están cerrando por videoconferencia", explica a El Confidencial Gonzalo Robles, CEO de Uxban, firma inmobiliaria fundada en 2014 y enfocada en el diseño y promoción de viviendas de alto 'standing'. "Si la ubicación del activo es 'superprime', no necesita venir a España para cerrar la operación".

En su opinión, existen tres tipos de compradores mexicanos. "Aquel que envía a su persona de confianza en España a ver la casa y es esta persona quien discrimina, aquel que cierra la compra por videoconferencia y, por último, el que recurre a una agencia inmobiliaria, que es quien se encarga de grabar el vídeo de las propiedades para que el comprador haga un primer filtro y firme la operación cuando venga a España".

Uxban ha cerrado desde el confinamiento la venta de cinco viviendas, cuatro a compradores internacionales —uno de ellos mexicano—, y, tal y como asegura Robles, "todas las compras se han realizado por videoconferencia". De hecho, calcula que un 18% de las ventas de Uxban en los últimos seis años se han realizado "sin que el comprador haya visitado la vivienda". Una de estas operaciones ha sido la de una vivienda junto a la Puerta de Alcalá, por debajo de dos millones de euros.

Las ventas, por ahora, van viento en popa. Colliers International se encarga actualmente de la comercialización de los grandes proyectos de lujo mexicanos en la capital, con unos importantes niveles de ventas. "Los proyectos de Monte Esquinza 5; Zurbarán, 26; y General Martínez Campos, 19 iniciaron su comercialización a principios de 2020. En estos momentos, tenemos un porcentaje de ventas superior al 40% en los tres proyectos y con unas previsiones a futuro que nos hacen ser muy optimistas de cara al final del año", explica Luis Valdés.

Los precios rondan entre los 8.000 y los 10.000 euros el metro cuadrado en General Martínez Campos 19 y los 10.000 y 12.000 euros el metro cuadrado en Monte Esquinza, 5 y Zurbarán, 26. Respecto a la plaza del Marqués de Salamanca, "su comercialización se inició en 2019 de una forma muy privada y ya cuenta con un porcentaje de ventas superior al 70%". "Sus precios son muy acordes a la calidad y diseño del proyecto, que sin duda, será un hito en el barrio de Salamanca", añade Valdés, quien se muestra optimista a pesar de la crisis.

Fin de la burbuja de expectativas

"La crisis afecta a las promociones en curso en diferente medida, en función de su grado de avance. En las promociones que ya están lanzadas con la construcción avanzada, en las que los clientes ya han invertido una parte importante de su precio, el riesgo de cancelación de contratos privados es poco significativo". Y respecto al residencial de lujo, asegura que "siempre se comporta como un valor refugio en momentos de incertidumbre, ofreciendo seguridad para el inversor de alto nivel, por lo que el momento es idóneo para este tipo de proyectos".

Por su parte, Gonzalo Robles considera que la crisis va a acelerar el "pinchazo de la burbuja de expectativas que había hace un año por parte de los vendedores de activos —edificios y viviendas—". De hecho, en el último año y medio, han sido varios los edificios que han salido a la venta en el centro de la ciudad que no han encontrado comprador debido a los elevados precios.

Uno de ellos es, precisamente, propiedad de un mexicano. Se trata de Villanueva 18, que alberga la antigua Casa-Palacio de los Marqueses de Bolaños, el único palacete en pie en el barrio de Salamanca. Este activo lleva tres años a la venta, pero su elevado precio se ha convertido en el principal obstáculo para su venta. Su dueño, un importante inversor mexicano, se hizo con su propiedad a finales de 2014 por más de 10 millones de euros. Por él pide ahora más de 20, es decir, más del doble.

Otro de los activos que no conseguían comprador por su elevado precio era Claudio Coello 11, que fue adquirido finalmente por la mujer más rica de México tras una fuerte rebaja de su precio, como adelantó El Confidencial.

Y podría no ser la última rebaja del mercado. Por lo pronto, Gonzalo Robles ya ha comenzado a detectar oportunidades en el mercado procedentes bien de herencias, bien de propietarios que se van de Madrid.

"Hemos comprado seis viviendas en junio con una rebaja media del 23% e incluso en un caso hemos conseguido un descuento de hasta el 30%. ¿Se podría haber comprado más barato? No sé. Tampoco es la tendencia del mercado. Pero lo cierto es que este verano, además de la incertidumbre, hay que sumar el efecto del mes de agosto y muchos vendedores han decidido realizar un descuento extra para poder irse de vacaciones con la venta de la vivienda cerrada".

"Si la ubicación es buena y el activo sale a un precio razonable, se vende. Hay mucha liquidez, y los pisos a precios sensatos vuelan. Estamos ante un paréntesis, no como en 2008. El comprador va a volver", concluye Robles.

Vivienda

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios