estreno de 'carretera y manta'

Cintora saca los colores al alcalde de Vigo con la 'esclavitud' de las trabajadoras del frío

El periodista puso el foco en la precariedad laboral que viven varios sectores en la ciudad gallega que ahora acapara titulares por su excesividad en el alumbrado navideño

Foto: Cintora saca los colores al alcalde de Vigo en el estreno de 'Carretera y manta'. (La Sexta)
Cintora saca los colores al alcalde de Vigo en el estreno de 'Carretera y manta'. (La Sexta)

Jesús Cintora aparcó este miércoles, 28 de noviembre, su camión de 'Carretera y manta' en Vigo. La ciudad se encuentra en boca de todos desde el controvertido encendido navideño llevado a cabo por su alcalde, Abel Caballero, quien con su vídeo viral inauguró el programa de La Sexta. Sin embargo, la temática del programa nada tendría que ver con ello, ya que el periodista ha querido cambiar el foco sobre la ciudad en el estreno de su espacio denunciando la precariedad de muchas trabajadoras, y más concretamente del sector del frío, el cual durante estas fechas facturará hasta el 30% de su actividad.

[Jesús Cintora: "Puedo gustar más o menos, pero no tengo ninguna querella por mentir"]

Esclavitud, una de las empleadas que lidera las movilizaciones del sector, fue la gran protagonista de la noche, destapando con su testimonio las miserables condiciones laborales en las que se encuentran. "Esclavitud tiene cosas muy importantes que contarnos, y no solo por lo relativo a su nombre, que también, ya que cobra 790 euros al mes por trabajar 40 horas a menos de 10 grados de temperatura en un sector con una facturación de más de 4.000 millones", decía el presentador dando paso a la invitada y, aprovechando el juego de palabras, haciendo hincapié en las desigualdades de su situación.

Compañera de Esclavitud: "Pasamos ocho horas de pie, a menos de 10 grados, con humedad.... y nadie te hace caso cuando tienes dolores"

"Tenemos miedo. Cada día entramos pensando la amenaza vamos a recibir, qué cambio vamos a experimentar. Ahora estamos levantando la cabeza para pelear por un sueldo digno. Estamos cobrando un sueldo de mierda, los políticos hacen lo que les sale de los huevos. Ellos han dado un paso adelante con la reforma laboral y nosotros tenemos que hacer lo mismo. Peleamos por la dignidad, y si nos despiden pues nos iremos todas a la calle. Hasta aquí hemos llegado. Basta de abucheos, basta de amenazas. Nos la estamos jugando, pero hay que traer una nómina a casa", ponía de manifiesto Esclavitud.

Las lágrimas de Esclavitud en 'Carretera y manta'. (La Sexta)
Las lágrimas de Esclavitud en 'Carretera y manta'. (La Sexta)

"Aunque es un trabajo duro, porque lo es, solo pedimos que haya un ambiente laboral bueno. Pasamos allí ocho horas, más que con la familia muchas veces, por lo que sería bueno no tener que ir a trabajar con miedo, poder aunque sea hablar mínimamente con alguna compañera sin que te cambien de sitio porque produces menos", decía poniendo fin a su testimonio fruto de las lágrimas.

En el mismo sentido se manifestaba una de sus compañeras acto seguido: "Por menos de 800 euros al mes, trabajamos en un ambiente muy negativo, estando entre 0 y 13 grados y con el jefe gritándonos. Siempre es tarde, desde el primer minuto que entras, o eso nos dicen con gritos. En 5 minutos limpiamos hasta más de 100 chipirones, para que os podáis hacer una idea del ritmo de trabajo, y la tensión de los que te están vigilando es constante. Si te ven hablando ya te lo están recriminando. Vivimos con miedo".

Para las empresas no vales un duro, la Seguridad Social te da pastillas y las Mutuas se lavan las manos

Pero los bajos sueldos y el mal ambiente laboral no fueron la única queja que denunciaron estas trabajadoras a través de las cámaras de La Sexta, ya que también reivindicaron mejoras a nivel físico y sanitario: "Llega una edad en la que el trabajo es tan duro y tan rápido que te hacen sentir que ya no puedes, que ya no vales, aunque lleves 25 años en la empresa. Nos quedan muchos años para jubilarnos pero nos dicen que ya no servimos. Físicamente no podemos seguir el mismo ritmo porque este trabajo nos ha ido pasando factura, pero no tenemos ninguna garantía".

"Pasamos ocho horas de pie, a menos de 10 grados, con humedad.... y nadie te hace caso cuando tienes dolores. Para las empresas no vales un duro, la Seguridad Social te da pastillas y las Mutuas se lavan las manos. Yo ya tengo varias operaciones en las manos y ahora tengo un tendón a punto de romperse, pero ahí sigo, trabajando al mismo ritmo. Tenemos solo 15 minutos de descanso para comer e ir al baño (pese a la cantidad de orina que se produce en esas temperaturas), más una parada mínima cada 2 horas para estirar los músculos de las manos", agregó Esclavitud retomando la palabra.

Los problemas de salud de las trabajadoras del frío. (La Sexta)
Los problemas de salud de las trabajadoras del frío. (La Sexta)

Lo más sangrante de esta situación, como destacó Cintora, es que precisamente las empresas del sector del congelado ganan 4.236 millones de euros al año. "La crisis ha sido una cortina de humo para hacer más precario el trabajo. Esta gente cobra 12.0000 euros brutos al año. Entiendo que una pequeña empresa de tres trabajadores se tenga que apretar el cinturón, pero no las grandes empresas que encima arrojan estas cifras de facturación", apuntó un representante de Facua sobre este respecto.

Unas palabras con las que coincidió Antón Losada, politólogo y contertulio del programa: "Hay que exigir a las grandes empresas que cobran tantos miles de millones que tengan unos salarios dignos. Para los empresarios, para los poderes económicos, para los gobiernos, esto no es noticia. Hay que legislar para cambiar este modelo".

Cintora, con la vida laboral de una empleada del SERGAS en 'Carretera y manta'. (La Sexta)
Cintora, con la vida laboral de una empleada del SERGAS en 'Carretera y manta'. (La Sexta)

El caso del SERGAS

El grueso del estreno de 'Carretera y manta' estuvo dedicado al sector del frío en Vigo, pero Cintora y su equipo analizaron además otros sectores y otras zonas, teniendo todas ellas como hilo común la precariedad laboral.

Otro de los asuntos tratados en su camión, y sin salir de Vigo, fue la situación de las enfermeras del SERGAS, el Servicio Gallego de Salud. Pese a tratarse de la Sanidad Pública, una de sus enfermeras presentó en el plató su vida laboral de los últimos 11 años: casi 500 contratos, a veces hasta cinco diferentes en una semana u 84 al año. "Y tengo suerte porque he llegado a tener alguno de seis meses, pero lo normal es que sean de uno o dos días", apuntaba el testimonio para sonrojo de los políticos gallegos y más concretamente los de la localidad en la que se ubicaba esta semana el espacio de denuncia social.

Este testimonio sirvió de percha al programa para abordar las movilizaciones de profesionales de la sanidad que precisamente se encuentran desarrollando estos días en diferentes puntos de la geografía española, dando voz a varios de los protagonistas en varias conexiones estratégicas. En todas coincidían en lo mismo: los recortes han pasado factura a la calidad de la sanidad, al servicio prestado y a la situación laboral y personal de sus trabajadores.

Programas TV

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
9 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios