Campofrío se ríe de la muerte (pero no olvida) en su anuncio de Navidad 2020
  1. Televisión
todo día "merece ser vivido"

Campofrío se ríe de la muerte (pero no olvida) en su anuncio de Navidad 2020

Un año más, Campofrío ha lanzado su tradicional 'spot' navideño dando rienda suelta al humor, aunque sin olvidarse de lo que más ha marcado el año 2020: la pandemia del coronavirus

placeholder Foto: Quique San Francisco en un momento del anuncio de Campofrío (YouTube)
Quique San Francisco en un momento del anuncio de Campofrío (YouTube)

Se levanta el telón y aparece una estampa lúgubre, como de película de terror, que bien podría asemejarse a una sinopsis alternativa del año que toca a su fin, el 2020: unos 365 días que han discurrido entre un primer confinamiento general para detener la primera ola de contagios del coronavirus SARS-CoV-2, una desescalada y muchas restricciones que se han ido adaptando a la evolución epidemiológica de la pandemia del covid-19 en los distintos territorios. Todo lo que la población española ha vivido en este 'annus horribilis', Campofrío lo ha transformado en una 'parodia' en el tradicional anuncio de televisión que lanza en el mes de diciembre, cuando las calles —aun llevando mascarilla— ya huelen a Navidad y las luces decorativas destacan en lo alto del asfalto.

De esta manera, abrupta como lo que significó el mes de marzo de 2020 para toda la ciudadanía, arranca este año la campaña de Navidad de la empresa de alimentación, en un anuncio que, tras el que dedica Loterías y Apuestas del Estado al Sorteo Extraordinario de la Lotería Nacional por Navidad, suele dejar huella entre los espectadores. En esta ocasión, más que una persona, es una guadaña la protagonista siempre presente en la vida de los personajes que habitan la pequeña pantalla, en un mundo paralelo en el que las mascarillas también son una protección a llevar de forma obligatoria y el covid-19, una enfermedad que colapsó el sistema sanitario nacional, también ha hecho estragos entre la población, de riesgo sobre todo.

No obstante, queda margen para la esperanza y para el humor, un elemento característico de las tramas que fomenta la compañía de origen burgalés en sus 'spots' navideños. El actor y humorista Enrique San Francisco es el encargado de traer las noticias que nadie quiere escuchar en el anuncio de Navidad de Campofrío, ya que ataviado con una capa negra con capucha, se convierte en la muerte, una presencia que ninguna persona quiere ver, ni mucho menos mentar, tal y como precisa el propio personaje durante la campaña. Sin embargo, el hecho de que la Parca sea la protagonista tiene un sentido: al fin y al cabo, la muerte forma parte de la vida, y a pesar de que este 2020 ha sido un año trágico, "cualquier día, por insignificante, extraño o difícil que parezca, merece la pena ser vivido", tal y como sentencia en su eslogan de campaña la marca.

Así, en resumidas cuentas, el anuncio es un canto a la vida, ya que el personaje que interpreta Quique San Francisco tiene como objetivo que cada persona sea consciente del "milagro cojonudo que es la vida", por ello también hace una aparición estelar la actriz María Galiana, que se 'enfrenta' a la Parca y le espeta que ella ha vivido como ha querido, por lo que no le tiene miedo. Al final, una voz surge entre las nubes del cielo, tiene nombre y apellidos: Michael Robinson, periodista deportivo que falleció este año, durante el pasado mes de abril, a causa de un cáncer. Es en ese momento cuando se recuerda también al desaparecido cantante Pau Donés, que con un documental que se ha proyectado póstumamente rinde tributo también a la vida, y al humorista Chiquito de la Calzada, eterno protagonista del anuncio navideño de la compañía.

Campofrío Navidad
El redactor recomienda