Es noticia
El barco para superricos que vuela usando helio y fibra de carbono
  1. Tecnología
  2. Novaceno
El Air Yacht

El barco para superricos que vuela usando helio y fibra de carbono

Un concepto diseñado para los superricos o supervillanos de película de James Bond: el Air Yacht es un híbrido de zepelín y trimarán que puede amerizar y navegar

Foto: El Air Yacht, en pleno vuelo. (Lazzarini Design Studio)
El Air Yacht, en pleno vuelo. (Lazzarini Design Studio)

Este es el Air Yacht, un trimarán que vuela diseñado para multimillonarios y supervillanos de James Bond (es decir, Jeff Bezos). O mejor dicho, un zepelín que puede amerizar y navegar. Puede parecer una locura, pero no está tan lejos de la realidad como podría parecer a primera vista.

Foto: Científicos chinos han construido una luna artificial de 60 cm de diámetro. (NASA)

Creado por el diseñador Pierpaolo Lazzarini —cuyos conceptos ya han aparecido en estas páginas— el Air Yacht es la última iteración de una de las tendencias más prometedoras de la industria aeronáutica: el retorno del zepelín. La versión moderna de estas aeronaves promete una enorme capacidad de carga con un coste económico ridículo comparado con los aviones convencionales, además de la nula producción de CO₂ en su operación gracias al uso de células de hidrógeno para generar electricidad.

placeholder El Air Yacht amerizando. (Lazzarini Design Studio)
El Air Yacht amerizando. (Lazzarini Design Studio)

A pesar del estigma del desastre del Hindenburg, las ventajas son tales que hay varias startups —como Airlander, H2 Clipper o Pathfinder— y grandes corporaciones aeroespaciales —como Lockheed Martin— que están en la carrera para inaugurar la primera operación comercial.

placeholder La suite del dueño del barco volador. (Lazzarini Design)
La suite del dueño del barco volador. (Lazzarini Design)

Superlujo en el aire

El diseño de Lazzarini utiliza la misma tecnología que estos nuevos zepelines. Es un trimarán formado por un cuerpo central de 80 metros de eslora, con dos zepelines de 150 metros a babor y estribor.

placeholder La proa del Air Yacht. (Lazzarini Design Studio)
La proa del Air Yacht. (Lazzarini Design Studio)

Internamente, dice Lazzarini, los zepelines tienen una estructura de panal de abejas fabricada con fibra de carbono capaces de alojar 400.000 metros cúbicos de helio comprimido. Según los cálculos de Lazzarini, podría mantenerse en el aire durante más de 48 horas y volar a un máximo de 60 nudos (unos 100 kilómetros por hora) gracias a ocho rotores eléctricos.

placeholder El Air Yacht, en pleno vuelo. (Lazzarini Design Studio)
El Air Yacht, en pleno vuelo. (Lazzarini Design Studio)

Como barco no serviría para navegar. Los materiales que necesita una aeronave de estas características serían demasiado ligeros. Según Lazzarini, solo podría alcanzar unos escasos cinco nudos, suficiente para maniobrar y atracar en un puerto como si fuera un hidroavión. En realidad, más que un trimarán es una aeronave diseñada para posarse en el mar y darse un chapuzón en una isla paradisíaca.

placeholder El Air Yacht solo puede ir a cinco nudos en el agua. (Lazzarini Design Studio)
El Air Yacht solo puede ir a cinco nudos en el agua. (Lazzarini Design Studio)

Los zepelines también tienen espacio para cinco camarotes con vistas al exterior cada uno, así como una cubierta de observación en sus respectivas popas. La parte central contiene las zonas comunes, el camarote principal y los de la tripulación, así como la cabina de los pilotos. Esta parte también tiene una piscina y una plataforma para helicópteros, lo que le convierte técnicamente en un portaaviones de la Marvel.

placeholder Detalle de la trasera de uno de los zepelines en pleno vuelo. (Lazzarini Design Studio)
Detalle de la trasera de uno de los zepelines en pleno vuelo. (Lazzarini Design Studio)

Ficción factible

Precisamente, el concepto es ahora más un vehículo de una película de Marvel o James Bond —con Jeff Bezos haciendo el papel de Blofeld— que un proyecto en curso.

placeholder El Air Yacht cuenta con un helicóptero y una piscina en su cubierta superior. (Lazzarini Design Studio)
El Air Yacht cuenta con un helicóptero y una piscina en su cubierta superior. (Lazzarini Design Studio)

Aunque Lazzarini trabaja para fabricantes de yates, un vehículo de estas características necesitaría mucho más que un astillero convencional. Pero una compañía aeronáutica de vanguardia —como las que ahora están resucitando los zepelines— con un presupuesto multimillonario probablemente podría desarrollarlo.

placeholder Entrada de Air Yacht. (Lazzarini Design Studio)
Entrada de Air Yacht. (Lazzarini Design Studio)

El barco sólo sería posible si alguien como Bezos se encaprichara del diseño, aunque el magnate ya tiene un megayate de 500 millones dólares. Mi esperanza es que el cofundador de Google Sergei Brin —que ha puesto el capital detrás del Pathfinder— se líe la manta a la cabeza para hacerse uno.

Súper ricos Jeff Bezos
El redactor recomienda