Sony está pensando en matar al joystick
  1. Tecnología
  2. Novaceno
El largo adiós al controlador físico

Sony está pensando en matar al joystick

Sony patenta un método para transformar cualquier objeto en un controlador de videojuegos, un paso hacia la inmersión total en mundos virtuales

placeholder Foto: La lenta desaparición del joystick (Jesús Díaz)
La lenta desaparición del joystick (Jesús Díaz)

Sony ha registrado una patente para convertir cualquier objeto en un controlador para videojuegos, desde un plátano hasta un bolígrafo o cualquier otro cacharro físico que se te pueda ocurrir.

Foto: Concepto de nave espacial con 'warp drive'. (Mark Rademaker)

Según la documentación publicada por la agencia de patentes y marcas norteamericana, la consola examinará el objeto usando una cámara y un motor de inteligencia artificial. Esta última analizará la naturaleza de lo que tengas en la mano, desde su forma a la manera en la que se puede orientar en el espacio.

Después, el usuario sólo tendrá que manipular ese elemento con su mano para que la inteligencia artificial interprete el movimiento y lo transfiera en acciones dentro del videojuego.

placeholder Diagrama de la patente (Sony)
Diagrama de la patente (Sony)

Más natural e intuitivo

Aunque utilizar un plátano como joystick parece una tontería, es sólo un ejemplo. Sony afirma haber inventado un modelo de aprendizaje que es capaz de identificar y analizar cualquier elemento físico visible. De esa manera, la compañía japonesa podría crear diferentes mandos para diferentes juegos sin usar un solo circuito o batería.

No es difícil imaginar un juego en el que seas un Jedi y controles los movimientos de tu espada láser con una reproducción de la empuñadura de la de Luke Skywalker. O ser el malo, como Darth Vader.

¿Para qué usar un joystick si puedes usar una espada láser de palo?

Siguiendo con esa lógica, un videojuego como Call of Duty podría permitir equiparse con reproducciones de varias armas, desde un cuchillo de plástico a un fusil de asalto. Podrías llevar estas armas en tu cuerpo igual que un soldado. Así, si sacas el cuchillo de la funda, el personaje del juego también lo haría, imitando tus movimientos. Lo mismo que con el fusil de asalto, que quizás podrías recargar utilizando cargadores físicos.

En cierto modo, la propuesta de Sony es una amalgama avanzada entre el mando de la Nintendo Wii — aquel controlador alargado que podía usar hasta mi abuela para jugar al tenis — y la tecnología Kinect de Microsoft, que utilizaba cámaras y sensores infrarrojos para interpretar la posición de tu cuerpo y trasladar tus movimientos al juego.

placeholder El famoso Wiimote, la primera alternativa al joystick tradicional (Greyson Orlando/CC)
El famoso Wiimote, la primera alternativa al joystick tradicional (Greyson Orlando/CC)

El posible resultado de la idea de Sony sería una experiencia mucho más natural que Wiimote, Kinect o cualquier mando actual. Algo mucho más intuitivo e inmersivo que cualquier método de control conocido hasta ahora.

La larga muerte del joystick

Ésa es precisamente la clave de todo esto: al sistema que propone Sony es un paso para crear experiencias mucho más inmersivas que en algún momento llegarán a ser indistinguibles de la realidad. Sony, Microsoft y Nintendo — las grandes de los videojuegos — llevan años investigando para matar al joystick.

Saben que, para que la inmersión en el juego pueda ser completa, hay que eliminarlos por completo. Al final son dispositivos que no dejan de ser unos teclados especializados que se han ido haciendo más y más complicados a medida que ha avanzado la complejidad de los videojuegos. Hemos pasado de los joysticks minimalistas de los primeros Atari a los gamepads de la primera Nintendo o el último mando de la PS5 — con más botones, joystick y gatillos que los de un transbordador espacial.

placeholder Sony dice que el Dual Sense puede simular un arco. Sony lo flipa. (Sony)
Sony dice que el Dual Sense puede simular un arco. Sony lo flipa. (Sony)

Estos cacharros nunca podrán ser tan intuitivos como manipular un objeto real con tus propias manos, por mucho que Sony nos prometa que su controlador PS5 te puede hacer sentir como si estuvieras disparando un arco gracias a una nueva tecnología de retroalimentación del tacto llamada Dual Sense. Lo dicen en serio, como si se creyeran de verdad que pulsar un botón de plástico sea los mismo que tensar la cuerda de un arco real y disparar.

Leap Motion ha desarrollado tecnología capaz de seguir el movimiento de cada dedo de tu mano.

Y sí, los gamepad actuales pueden ser cómodos y rápidos — sobre todo si eres un gamer. Son una extensión de las manos de los jugadores igual que el teclado de mi laptop es una extensión de las mías. Pero joysticks o teclados nunca podrán ser tan naturales como utilizar nuestras manos y objetos físicos como lo hacemos en el mundo real.

La apuesta de Apple

Esto es aún más patente con la realidad virtual, que por fin está entrando en un periodo de sofisticación cada día más cercano al consumidor de a pie. Gracias a los esfuerzos de compañías como Facebook — con el Oculus — y Apple y sus futuras gafas de realidad mixta la popularidad de este nuevo medio está a punto de explotar.

Para que lo haga, Apple, Facebook, Sony, Nintendo, Microsoft y compañía tendrán que encontrar la manera de abandonar cualquier barrera física artificial. Los controladores de realidad virtual actuales son el último escollo para que la ilusión de vivir aventuras en un lugar fantástico sea (casi) completa.

placeholder Lo de Ready Player One será un paso hacia la inmersión completa del interfaz cerebro-máquina.
Lo de Ready Player One será un paso hacia la inmersión completa del interfaz cerebro-máquina.

Afortunadamente, esto llegará más pronto de lo que imaginamos. La patente de Sony y otras tecnologías capaces de leer la posición de tu cuerpo con tanta granularidad como para detectar la posición de tus dedos, serán claves antes de llegar al santo grial de los videojuegos: la conexión completa entre máquina y cerebro que nos introduzca en dimensiones alternativas en las que puedas sentir lo mismo que en el mundo físico.

Pero Calderón y su Vida es Sueño todavía nos quedan algo lejos. Por ahora, habrá que conformarse con los plátanos.

PlayStation Sony
El redactor recomienda