EL COLOR QUE PERCIBIMOS NO ES REAL

¿Qué parte del cerebro actúa para que veamos los colores como los vemos?

La corteza visual primaria, que es la primera etapa del procesamiento visual cortical, no representa con precisión los colores que experimentamos

Foto: Los colores no son como los vemos. Foto: iStock.
Los colores no son como los vemos. Foto: iStock.

Un estudio de investigadores estadounidenses ha identificado las redes neuronales que se encargan de codificar los colores como realmente los vemos. La investigación científica ha demostrado que los colores no son inherentes al mundo físico, sino más bien el resultado de cómo nuestros cerebros procesan la luz. Por ello, científicos de la Universidad de Chicago (Estados Unidos) han decidido averiguar qué parte del cerebro se encarga de ello.

"Hemos sido capaces de mostrar dónde ocurre en la vía visual, lo cual es relativamente temprano", señala Steven Shevell, un destacado académico de la percepción del color y el brillo. "Es como un mapa de carreteras que muestra dónde buscar los circuitos neuronales que causan la transición de las primeras representaciones neuronales del mundo físico a nuestro mundo mental".

Utilizando escáneres cerebrales y una nueva técnica de "rivalidad de cambio", él y sus coautores descubrieron que la corteza visual primaria, que es la primera etapa del procesamiento visual cortical, no representa con precisión los colores que experimentamos. Por otro lado, las áreas más altas en ese mapa de carreteras visual sí muestranlos tonos que realmente vemos.

Corteza visual superior

Basándose en trabajos anteriores del laboratorio de Shevell, los investigadores realizaron sus experimentos con una técnica que cambiaba rápidamente entre dos longitudes de onda de luz diferentes. Aunque el cambio se producía seis veces por segundo, los espectadores veían un color sostenido (verde) durante varios segundos antes de que su color percibido cambiara a otro color (magenta).

"No fuimos capaces de mostrar cómo ocurren las transiciones"

Al revisar las resonancias magnéticas, Shevell y sus colegas encontraron que la actividad en las áreas de la corteza visual superior era la que coincidía con los colores que los sujetos del estudio veían. Esos resultados marcan un paso importante en la explicación de la transición de la codificación de la luz física que entra en nuestros ojos a la experiencia perceptiva de ver el color.

Ahora, Shevell espera que estos nuevos hallazgos puedan conducir a una investigación que aclare cómo las diferentes regiones de la vía visual logran la transición a la percepción humana del color. "Podemos concentrarnos y hacer experimentos en esas áreas para entender cómo sucede esto", explica a Neuroscience News. "No fuimos capaces de mostrar cómo ocurren las transiciones. Mostramos que sí sucedieron. Queremos entender cómo se producen".

Ciencia

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios