MÁS PRECISO QUE EL ACTUAL ESCANER

El test de sangre que detecta el Alzheimer 20 años antes, cada vez más cerca

Un análisis de sangre puede ser capaz de detectar cambios cerebrales tempranos, lo que acerca la posibilidad de diagnosticar y prevenir el Alzheimer.

Foto: Una víctima de alzhéimer se lamenta | Pixabay
Una víctima de alzhéimer se lamenta | Pixabay

La posibilidad de saber si vamos a sufrir Alzheimer hasta 20 años antes de que padezcamos la enfermedad está cada vez más cerca. Investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de Washington en St. Louis afirman en un estudio que un simple análisis de sangre nos podrá adelantar esta información.

Este estudio, del que se hace eco la BBC, sostiene que este nuevo test es capaz de evaluar los niveles de la proteína beta amiloide, ligada al Alzheimer, en sangre y de dilucidar si la citada proteína se ha acumulado en el cerebro.

La prueba, según esta misma investigación, es bastante precisa y es capaz de identificar al 88% de las personas que presenten cambios cerebrales en las fases muy precoces de alzhéimer.

Edad, gran factor de riesgo

Ese porcentaje se eleva, hasta el 94%, cuando esa información se combina con datos de otros dos factores principales de riesgo de la enfermedad, la edad y la presencia de la variante genética APOE4.

Este tipo de análisis pueden estar en los hospitales en un par de años

La edad es el mayor factor de riesgo conocido de padecer Alzheimer. A partir de los 65 años, la probabilidad de desarrollar la enfermedad se duplica cada cinco años, y la variante genética APOE4 aumenta, entre tres y cinco veces más, el riesgo de desarrollar la enfermedad.

Este test puede ser más mucho más preciso que la que se realiza en la actualidad, un escáner cerebral PET, para detectar el comienzo de la deposición de amiloide en el cerebro.

Mucho por hacer

Los autores de la investigación sostienen que la prueba podría estar disponible en los hospitales en unos pocos años. Para uno de los autores de la investigación, Randall J. Bateman, “actualmente examinamos a las personas con escáneres cerebrales, lo que lleva mucho tiempo y es costoso. Con un análisis de sangre, podríamos examinar a miles de personas cada mes”

No obstante, a pesar de lograr una prueba de detección más fiable, todavía queda mucho que trabajar en tratamientos capaces de detener el proceso de la enfermedad y prevenir la demencia.

Ciencia

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios