día mundial del medio ambiente

Las bolsas de plástico, historia del aliado de las compras que arrasa con la vida marina

El Día Mundial del Medio Ambiente se centra este 2018 en la lucha contra el vertido de plásticos a los océanos, que reciben cada año 8 toneladas de desperdicios de este tipo

Foto: Una bolsa de plástico flota en un canal de Bangkok | REUTERS Athit Perawongmetha
Una bolsa de plástico flota en un canal de Bangkok | REUTERS Athit Perawongmetha
Autor
Tiempo de lectura6 min

El plástico es uno de los principales detractores de la naturaleza en el siglo XXI —tanto es así que el Día Mundial del Medio Ambiente se dedica, precisamente, al fin de los plásticos y envases no reutilizables—. La sobreutilización de este material difícilmente degradable, una botella de plástico tarda de media 500 años en descomponerse, es ya un problema real también para los océanos. Aquí, la aparición de productos plásticos en el agua, sobre todo bolsas, está provocando serios problemas para las especies marinas que pueden llegar a provocar su muerte.

La famosa imágen de una tortuga enredada en un ovillo de plástico, ganadora de la edición de 2017 del World Press Photo o la del caballito de mar portando un bastoncillo, finalista del mismo año en los 'Wildlife Photographer of the year', han sido dos gritos gráficos que pretenden llamar la atención sobre lo que está pasando bajo el agua. Las bolsas y los vertidos plásticos están atrapando y ahogando a las especies marinas; y además la descomposición de este producto en el agua está provacando su absorción, generando una contaminación que puede llegar hasta los humanos a través de la cadena alimenticia.

Cada año, según la ONU, los océanos reciben entre 8 y 13 millones de toneladas de plástico, lo que amenaza la vida marina y humana, y destruye los ecosistemas naturales. Una lacra que se pretende combatir desde distintos ámbitos, y a la que la las Naciones Unidas ha dedicado sus esfuerzos centrando en ella el Día Mundial del Medio Ambiente que se celebra este martes 5 de junio.

Cada año se consumen 500 mil millones de bolsas de plástico ligero en todo el mundo

Bajo el lema 'Sin Contaminación Por Plástico' la ONU hace un llamamiento sobre el uso responsable de los productos elaborados con este material y hace un llamamiento a la reutilización de los objetos fabricados con él, poniendo entre otros productos, el foco sobre las bolsas de plástico, un artículo prácticamente omnipresente del que se usan 500 mil millones de ejemplares cada año en el mundo, y del que se fabrican un billón de unidades.

El camino hacia un problema vital

El polietileno, el plástico más común, se creó por accidente en 1933 en una planta química de Northwhic, en Inglaterra. Desde entonces, los productos de un solo uso fabricados con este material han ido aumentando, pasando de la utilización del plástico como elemento residual básicamente aplicado al ámbito militar hasta la su aplicación global y prácticamente generalizada en todos los ámbitos.

  • 1965 - Se patenta la bolsa de plástico. La empresa sueca Geoplast patenta el diseño de la bolsa de polietileno de una sola pieza del ingeniero Sten Gustaf Thulin, y su revolucionario invento empieza a reemplazar rápidamente a la tradicional bolsa de tela en toda Europa.
  • 1979 - Con el 80% del mercado de las bolsas en Europa controlado, el producto da el salto hasta el resto del mundo y se introduce de manera generalizada en Estados Unidos. En este momento las campañas de marketing de las empresas comercializadoras presentan a las bolsas de plástico como un producto superior al papel y a las bolsas reutilizables.
  • 1982 - Dos de las cadenas de supermercados más importantes de EEUU en esas fechas, Safeway y Kroger, se cambian a bolsas de plástico abriendo el camino a muchos más comercios que finalmente siguen su ejemplo. A finales de la década de los '80 la bolsa de plástico ya ccasi había reemplazado a la de papel en todo el mundo.
  • 1997 - El investigador Charles Moore descubre la 'gran mancha de basura del Pacífico'. Se trata de una gran acumulación de desechos plásticos que amenazan la vida marina y que es altamente peligrosa para las tortugas, que confunden las bolsas de plástico que hay bajo el mar con medudsas y se las comen.
  • 2002 - Empieza la guerra contra las bolsas. Bangladesh es el primer país del mundo en prohibir la comercialización de bolsas de plástico finas tras descubrirse que este producto era uno de los principales culpables de la obstrucción de los sistemas de drenaje durante las grandes inundaciones.
  • 2011 - El consumo de bolsas de plástico crece y se alcanza el millón por minuto en todo el mundo.
  • 2015 - La Unión Europea aprueba una normativa a favor de la reducción del consumo de bolsas de plástico ligeras que incluye que como muy tarde el 31 de diciembre de 2018 no se entreguen gratuitamente bolsas de plástico ligeras en los puntos de venta de mercancías o productos.
  • 2017 - Kenya prohíbe las bolsas de plástico con una estricta regulación y más de una docena de países se suma al intento de reducir la utilización de este producto.
  • 2018 - Aunque la mayoría de supermercados en España ya habían empezado a cobrar por las bolsas de plástico ligeras, a partir del 1 de julio deberán hacerlo obligados por la ley (salvo en los casos de las muy ligeras y las gruesas recicladas) y a partir de 2021 se prohibirán las bolsas ligeras y muy ligeras fabricadas con este material salvo las compostables. Además, a partir de 2020 las bolsas gruesas deben contener al menos un 5'0% de plástico recliclado y quedarán prohibidas las de plástico fragmentable.

Guerra contra el 'usar y tirar'

Bastoncillos para las orejas | Pixabay
Bastoncillos para las orejas | Pixabay

La Unión Europea ha declarado la guerra al plástico. La última propuesta a favor del medio ambiente sustentanda por la Comisión Europea pasa por prohibir algunos productos plástiscos que tengan una alternativa fácilmente disponible y aseguible. Con ella dejarían de comercializarse los clásicos bastoncillos para las orejas, los platos y cubiertos de este material, los agitadores de bebida, los palitos para los globos de plástico y las pajitas. Además las bebidas que se comercialicen en recipientes de un solo uso solo podrán ser de plástico si las tapas o tapones que se utilicen permanecen unidos al resto del recipiente.

Las empresas también deberán aportar su parte. En las medidas presentadas por la Comisión Europea se contempla también que las empresas tomen un papel activo en la concienciación contra la contaminación generada por residuos plásticos. De hecho, se establece que deberán ser los productores quienes contribuyan haciéndose cargo de los costes de gestión y de la limpieza de los producto así como y quienes contribuyan a la reducción del impacto medioambiental lanzando campañas de concienciación.

Según los datos de la Unión, si se acaba ocon los residuos que generan los 10 principales productos de usar y tirar o se reduce su uso, seremos capaces de eliminar hasta el 70% de la basura que se encuentra con más frecuencia en las playas y los mares europeos.

Ciencia

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios