YA SE HA FILTRADO HASTA EL PRECIO

Espera para pillar móvil: lo que se sabe del OnePlus 7, el otro rival de Huawei y Samsung

Cámara retractil, todo pantalla, Snapdragon 855... el terminal de la marca china es el último de las grandes apuestas de la primera mitad de año que falta en ponerse sobre la mesa

Foto: Render filtrado por @onleaks.
Render filtrado por @onleaks.

Casi todos los 'pepinazos' del 2019 ya están sobre la mesa. Al menos, la primera ronda. El último en llegar ha sido el prometedor el Huawei P30 Pro, un terminal que ha elevado una vez más el techo de los terminales chinos con una cámara que ahora llega también con sensor TOF. Antes ya vimos el Galaxy S10 de Samsung, el Mi9 de Xiaomi (al que se unirá un Mi Mix 3 5G en mayo), el G8 de LG o el Xperia 1 de Sony. Apple, que lleva sus ritmos, lleva desde septiembre con el Xr y el Xs entre manos y hasta otoño no toca renovarlos. Sin embargo, todavía queda un modelo importante para esos que están pensando renovar 'smartphone', más aún para los que el presupuesto es una de sus líneas rojas. Esa baza que puede romper la baraja en muchos casos es el OnePlus 7, ese terminal chino que mejor hace malabares, junto a Xiaomi, entre el precio y la calidad.

Las ya típicas filtraciones, confirmaciones oficiales y rumores nos dan ya idea bastante detallada de por donde irá esta nueva hornada, clave para el devenir de la marca, que se encuentra desde hace meses en un proceso de tejer alianzas para ampliar su distribución en terceros, tanto en locales como webs. Ya han quedado atrás esos días de vino y rosas en los que era una marca con aires 'hippies' que vendía solo en su web y por invitación. Fnac, Amazon España o, más recientemente, Worten y Media Markt, más recientemente, son algunos con los que han firmado.

Lo que ya hemos visto

Los colores del P30 Pro son icónicos. (M. Mcloughlin)
Los colores del P30 Pro son icónicos. (M. Mcloughlin)

Como decimos, varios de los primeros espadas de este año ya han sido presentado. En Teknautas hemos podido probar y conocer todos ellos y a continuación os dejamos las pruebas en profundidad y las primeras impresiones de estos móviles, antes de empezar a hablar del OnePlus 7.

¿Nuevo diseño?

Desde el OnePlus 5, la marca procedió una progresiva eliminación de bordes. El 5T seguía teniendo importantes marcos, pero menores que los de su antecesor; el 6 fue el primero con 'notch' y el 6T fue el primero de los grandes que optó por la ceja en forma de gota, que luego hemos visto en el Huawei Mate 20 (estándar no Pro), la gama P30 o en el Xiaomi Mi 9. Ahora parece que la factoría china va a dar una nueva vuelta de tuerca a este concepto para poder meter una pantalla aún ligeramente más grande.

Sobre la mesa, desde el principio, estaban dos posibilidades. Por una parte, una pantalla agujerada al estilo que hemos visto en el S10 o en Honor View 20. Aunque nunca ha sido la principal, esta hipótesis cobró fuerza cuando empezaron a salir imágenes de dos supuestos prototipos en los que se veía cada una de las soluciones. Sin embargo, en las últimas semanas ha perdido fuerza en favor de lo que parece siempre fue lo más probable. Un mecanismo retráctil que oculte la cámara delantera. Esto permitiría llevar la pantalla casi hasta el borde.

Imagen de una posible filtración del OnePlus 7.
Imagen de una posible filtración del OnePlus 7.

Una pantalla que se alargaría hasta tener 6,5 pulgadas de diagonal, ligeramente superior a las 6,41 actuales. Lo que si repetirá el panel de tipo AMOLED. La resolución, sobre lo que no hay nada confirmado, si se cumple la lógica sería Full HD+, algo por debajo de terminales como el V40 o el S10 (que apuesta por Quad HD+) pero a la altura del reciente P30 Pro o el Mi Mix 3 de Xiaomi.

El OnePlus 7 también dará el salto a la triple cámara y probablemente con la fórmula más extendida

No hay muchos más detalles. Los 'renders' nos dejan que ver que habrá triple cámara probablemente equipada con un sensor RGB (de 48mpx), un telefoto (de 5mpx) y un gran angular (20mpx). No hay ni rastro en esas imágenes de un lector de huellas en la parte trasero, por lo que se da por seguro que repetirá lector de huellas bajo la pantalla. En la ficha liberada por un minorista indio, se habla del sistema "más rápido del mundo" para desbloquear el móvil. Sobre el diseño hay dos dudas: si repetirá el metal o se optará por cristal templado y, de paso, por la carga inalámbrica. La otra, sobre la cámara 'pop-up', que parece que será de un único sensor de 16 megapíxeles. Hay que ver el mecanismo (si es automático o motorizado) y ver cómo influye en el grosor.

Las tripas

Foto: M. Mcloughlin.
Foto: M. Mcloughlin.

Si hay algo que está claro.en OnePlus es su procesador y su RAM. En lo que se refiere al procesador apostar a que llevará el Qualcomm Snapdragon 855 es apostar a caballo ganador. Lo que está claro es que el OnePlus 7 no será el primer terminal de la marca con 5G, para lo que necesita, al menos, el módem x50 o x55. Eso queda para más adelante según lo deslizado por sus fundadores. Sobre la RAM, decir que batirán una nueva plusmarca propia al igualar los 12GB de RAM que ofrece el S10, si se cumplen las informaciones. No hay que olvidar que en la edición del 6T que firmaron con McLaren ya llegaron a los 10 GB de RAM.

Eso correspondería a la versión superior, que vendría jalonada con 256GB de memoria. La básica llegaría con 8GB de RAM y 128GB de almacenamiento. Si sigue el patrón de las últimas ediciones no tendríamos la posibilidad de ampliarla por microSD ni jack para auriculares.

La batería sería de 4.000 mAh, lo que le colocaría por debajo del P30 Pro (4.200 mAh) y del S10 (4.100 mAh), a la altura del Note 9 y por encima del Xiaomi Mi 9. Eso sí, la carga rápida sería de 44V, por encima de los 40 V del buque insignia del último lanzamiento de Huawei. Todo ello gracias al sistema Dash Pro, que utilizando el cable y cargador oficial es uno de los más rápidos del mercado. El software sería Oxygen OS, una de las capas menos intrusivas, que vendría sobre Android 9 Pie.

Y sobre el precio, ¿qué?

Foto: Reuters.
Foto: Reuters.

La filtración más completa hasta la fecha habla de 569 dólares. Tiene bastante lógica. De esta manera se volvería a incrementar 20 dólares el precio de la variante más básica, como ocurrió en el salto del 6 al 6T (549 dólares). Y eso, ¿qué significa en euros? Si se repite la misma subida que hubo entre el 6 y el 6T que fue de 30 euros (pasó de 519 a 549 euros) en España el precio sería de 579 euros. Sin embargo, en el caso del 6T se hizo la conversión 'uno por uno' y hubo equivalencia en dólares y euros así que podría quedarse ligeramente por debajo, los 569 euros.

Tecnología
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios