Redes Sociales: Estos son los nuevos ídolos de internet en España: pasan de YouTube, y arrasan. Noticias de Tecnología
llegan los 'youtubers' rebeldes

Estos son los nuevos ídolos de internet en España: pasan de YouTube, y arrasan

Una nueva generación de creadores de contenido explota en nuestro país con sus vídeos sin pisar la plataforma de Google. Y no les va nada mal

Foto: (Montaje: Enrique Villarino)
(Montaje: Enrique Villarino)

Manuel Huedo tiene 24 años, es actor, de Ibiza, y a día de hoy es uno de los creadores de contenidos más conocidos de la red en España. Sí, creador de contenido. Puede que este concepto te suene algo raro porque todos ya lo asociamos con la palabra ‘youtuber’ pero es que Huedo no usa YouTube. Él es una de las caras con más tirón de estos nuevos ‘influencers’ que han roto los moldes y han conseguido llegar a tener millones de visualizaciones en sus vídeos sin usar la plataforma de vídeo más popular del mundo.

“Desde siempre había querido dedicarme a la interpretación, a los 20 estaba pensando en cómo podía vivir de ello y descubrí Vine. Era una red que me gustaba, tenía tirón y encajaba con los recursos que tenía a mano en Ibiza, básicamente un móvil y mi imaginación. Así que me lancé y empecé a subir allí mis historietas”, explica Huedo en conversación con Teknautas. En esa misma ‘app’ de pequeños 'clips' de 6 segundos empezaron sus carreras también otros nombres que ahora tienen un gran peso en la red como Andrea Compton, Maria Herrejón o Dario Eme Hache.

Pero Vine desapareció el 17 de enero de 2017 y estos nuevos ‘influencers’ tuvieron que empezar a buscarse un nuevo lugar donde crear y crecer. Algunos, como Compton o Herrejón, se adaptaron perfectamente a YouTube, pero otros, como Huedo, decidieron buscar otros espacios. “Mi contenido no encajaría en YouTube”, comenta este joven.

Él siguió con sus cuentas en Twitter, Facebook e Instagram y no paró de ganar seguidores. Sus vídeos, hechos de pequeñas historietas contadas de forma bastante ruda (grabadas con la cámara delantera del móvil, en vertical, y con él como único protagonista), enganchan por su sencillez, y su guión. Y los datos corroboran este éxito.

El joven ibicenco cuenta ya con más de 217.000 seguidores en Facebook (en 2017 su página fue una de las que más creció entre los jóvenes, y eso que solo subió 12 vídeos) y, además, tiene 152.000 ‘followers’ en Twitter y 113.000 en Instagram. Su vídeo más viral, ‘Operación Nochevieja Volumen I’ lleva ya más de 3 millones de visualizaciones en Facebook y su segundo episodio, lanzado hace solo 13 días, ya supera el millón. Todo, recordemos, sin pasar por la plataforma de Google. ¿Es el éxito de Huedo una señal de que los hábitos están cambiando?

“En mi caso no uso YouTube porque los contenidos que más triunfan allí son de gente que cuenta lo que le ocurre en su día a día, canales en los que el propio ‘youtuber’ es la principal atracción, y a mí la gente que me sigue lo hace por las historietas de ficción que hago, no por quién soy”, comenta Huedo. Él, más que un cambio de hábitos, lo que percibe es una pérdida de calidad y naturalidad en YouTube que puede abrir el terreno a que la gente se vaya a otras plataformas. “Cada vez triunfan más los vídeos del estilo ‘hice una broma a mi novia y esto es lo que pasó’ que son horrendos, pero sin embargo sigue habiendo contenidos muy buenos que merecen la pena, aunque no tengan tanta visibilidad”, aclara.

El caso de este actor (hace de hijo de Carmen Machi en la película ‘La Tribu’ que se estrenará en marzo), es un ejemplo genial para ver cómo hay una nueva generación de creadores de contenidos que se independizan de YouTube y se mueve libremente por otras plataformas con el mismo (o mayor) éxito que si lo hicieran en la plataforma de Google. Pero no es el único.

Los rebeldes de Vine

Dos casos similares al de Huedo son los de Isaac F. Corrales y Dario Eme Hache, dos jóvenes que también lo reventaron en España gracias a Vine. Los tres están especializados en vídeos cómicos de corta duración y ahora han encontrado hueco en Instagram, Twitter y Facebook. En el caso de Corrales además tiene un canal Flooxer, la plataforma de vídeo ‘online’ de Atresmedia.

Isaac, un asturiano de 35 años que empezó en todo esto cuando tenía 32, también tuvo su gran momento en la ya extinguida plataforma de vídeos cortos de Twitter, y es en la red matriz donde sigue teniendo más visibilidad. Cuenta con más de 58.000 seguidores en la comunidad del pajarito, 55.000 en Instagram y 73.000 en Facebook. “Twitter es mi plataforma favorita. Allí doy mi opinión sin importarme perder seguidores por ello, en Instagram o Facebook es diferente porque mi audiencia va únicamente con intención de ver vídeos de comedia”, comenta a este periódico.

Darío, por su parte, no se queda con ninguna red pero confiesa que sigue en esto porque le encanta comunicar. "Nunca he sufrido por no poder ser un 'youtuber'. Tampoco digo que jamás iré a YouTube, porque puede ser, me gusta la idea de tener más tiempo para poder comunicar, pero eso te lo da también otras plataformas", comenta este joven que admite que ahora le dan mucha "pereza" las redes sociales. Y eso que tienen más de 50.000 seguidores en Facebook, 120.000 en Twitter y 134.000 en Instagram.

Corrales, que actualmente trabaja como guionista y creativo en Atresmedia, sí que usa YouTube para subir algunos vídeos de los que dice estar muy orgulloso, pero también tiene una opinión muy dura sobre la evolución de esta plataforma. “Se está enterrando con el contenido basura y los errores. Lo último ha sido lo de Logan Paul y su vídeo en el bosque de los suicidios, y lo peor es que premian y posicionan ese tipo de contenidos. Hay que rebuscar mucho para encontrar algo de calidad, aunque es cierto que lo hay”, comenta Corrales.

Darío apoya esta opinión y va incluso más allá. "YouTube se ha convertido en una carrera para ver quién tiene menos escrúpulos o ver quién se atreve a empujar un poquito más lejos los límites de lo aceptable y lo moral, incluso. ¿Por qué pasa esto? Si entras a una plataforma en la que sabes que, si te lo montas bien, puedes llegar a ganar sumas importantes de dinero lo trastoca todo", comenta. "A muchos de los muchachos jóvenes e inexpertos que pueblan ahora YouTube les dan igual muchísimas cosas como la moral o la ética porque eso no vende".

Un futuro impredecible

Manuel Huedo, Isaac F. Corrales, Dario Eme Hache, Zayfer4… Todos estos nombres aparecieron en la mente de internet por una aplicación que acabó siendo un fracaso para sus creadores y han terminado por encajar en este mundo que parecía solo guardado para los ‘youtubers’. Si ellos lo han podido hacer cuando YouTube era el rey, es imposible saber si en un futuro cercano aparecerá un nuevo espacio que ofrezca una oportunidad similar de saltar a la fama de internet sin pasar por las plataformas tradicionales.

Huedo y Corrales, por ejemplo, apuntan a Facebook como la red que acabará comiéndose el pastel, pero no cierran la puerta a nuevas sorpresas. “Este año quiero trabajar más los vídeos cortos para Instagram, tengo que ser más constante a la hora de publicar en esa red”, comenta el joven actor. Corrales, por su parte, ve en la crisis de YouTube una oportunidad para que otras redes tomen el relevo. “Hay espacio para todas. Eso sí, Facebook está copiando todo lo bueno de las demás”.

Darío es más escéptico y, aunque apunta al crecimiento de otras redes también, recuerda que YouTube sigue subiendo y los números de los 'youtubers' no se resienten con el paso del tiempo. "No creo que pierda demasiada fuerza en los próximos años, hay más opciones, otras redes sociales que van creciendo, pero no está notándose aún esa diáspora de creadores que parece que habrá de YouTube", añade. ¿Llegará finalmente la revolución de YouTube?

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios