jornada clave en el futuro del reino unido

El Parlamento británico aprueba pedir a la Unión Europea retrasar el Brexit

La mayoría de diputados británicos (412 vs. 202) ha votado a favor de solicitar a la Unión Europea una prórroga para evitar el 29 de marzo una salida abrupta y un Brexit caótico

Foto: Protesta anti Brexit a las afueras del Parlamento británico. (Reuters)
Protesta anti Brexit a las afueras del Parlamento británico. (Reuters)

Sin sorpresas. El Parlamento británico ha votado a favor de solicitar una ampliación de plazos del Brexit a la Unión Europea. Esta moción del Ejecutivo de May fija el 20 de marzo como fecha límite para ratificar el acuerdo. Si hay pacto, se pedirá a la UE prórroga hasta el 30 de junio. En caso contrario la extensión será más larga.

El resultado ha sido contundente porque 412 diputados han votado a favor y 202 en contra. Tras unos días caóticos en Westminster, los políticos expresan así sus preferencias para evitar un Brexit duro el próximo 29 de marzo. Ahora falta que se pronuncie la UE, ya que la declaración no es vinculante.

Por otro lado, Westminster también ha dicho 'no' a un segundo referéndum. El Parlamento británico rechazó (334 votos vs. 85) la primera de las enmiendas que se han votado esta tarde, presentada por el recién creado The Independent Group, que proponía la celebración de una segunda votación para desencallar la situación del Brexit.

La enmienda fue presentada por la diputada independiente Sarah Wollaston (IG), y planteaba una extensión del Artículo 50 del Tratado de Lisboa con el objetivo de que diera tiempo para preparar esa segunda consulta.

Sin embargo, muchos diputados que han apoyado durante estos meses un segundo referéndum se han abstenido en contra de la enmienda, tal y como han hecho la mayoría de los laboristas. No quieren quemar todos sus barcos hasta contar con verdaderas opciones. Wes Streeting, diputado laborista, colgó en Twitter una carta explicando por qué lo hacían. "Hoy no es el mejor momento", se puede leer, en línea con el comunicado de la plataforma People's Vote.

Inmediatamente después se rechazó la enmienda Powell a otra enmienda (314 en contra y 311 a favor). Proponía la extensión del Artículo 50 solo hasta el 30 de junio. También se desestimó por tan solo dos votos (314 en contra y 312 a favor) la enmienda Benn, que pedía a Westminster tomar el control del Brexit, celebrar un debate el miércoles sobre distintas alternativas y arrebatar el mando a Theresa May que, por ahora, puede respirar aliviada.

Los laboristas también presentaron una enmienda en la que pedían una forma distinta de encarar la recta final del Brexit, que significaba pedir una extensión de plazos para que Westminster pudiera decidir cómo querían salir del club comunitario. Fue derrotado por 16 votos.

No son vinculantes

Es importante resaltar que estas enmiendas no son automáticas. Es decir, pese a que Westminster solicite una ampliación de plazos, la Unión Europea tiene que dar el 'sí'. Para ello, todos los Estados Miembros deben, por unanimidad, aceptarla, pero primero el Reino Unido debe pedirlo formalmente.

Europa

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios