Es noticia
Menú
Bruselas mueve ficha hacia la candidatura de Ucrania a la UE pese a la división interna
  1. Mundo
A DEBATE LA PRÓXIMA SEMANA

Bruselas mueve ficha hacia la candidatura de Ucrania a la UE pese a la división interna

En las próximas horas, la Comisión Europea recomendará otorgar a Ucrania el estatus de candidata a la UE y los líderes, divididos, debatirán de ello la próxima semana

Foto: Von der Leyen junto al presidente ucraniano en Kiev. (Reuters)
Von der Leyen junto al presidente ucraniano en Kiev. (Reuters)

Los jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea tienen previsto debatir la semana que viene la candidatura de Ucrania para iniciar el proceso de adhesión del país al club comunitario, y lo harán con una opinión de la Comisión Europea sobre la mesa que está previsto que el Ejecutivo comunitario emita en las próximas horas y en la que se da por hecho que la recomendación a los líderes será clara: otorgarle a Ucrania el estatus de país candidato.

Ursula von der Leyen, presidenta de la Comisión Europea, viajó el pasado fin de semana por sorpresa a Kiev y se reunió con Volodímir Zelenski, presidente ucraniano. Durante el encuentro, ambos líderes discutieron sobre la solicitud de acceso, que Ucrania envió a la Unión Europea poco después del inicio de la invasión rusa del país. En cuestión de días, Moldavia y Georgia enviaron también sus solicitudes, y las tres fueron discutidas el lunes por el colegio de comisarios. La presidenta ya dejó caer que la Comisión ve con buenos ojos la petición ucraniana, señalando que el país va "por el buen camino" y que se trata de una democracia "sólida y funcional".

Nadie se hace falsas esperanzas. Tampoco el Gobierno ucraniano: otorgar el estatus de candidato no significa que el país vaya a entrar en la Unión Europea, sino que marca el inicio de un proceso que se puede extender durante décadas o no verse concluido nunca. Ni siquiera indica la apertura de negociaciones. Pero se trata de enviar un mensaje de apoyo a Ucrania y de reconocimiento por su voluntad de pertenecer al bloque de democracias liberales europeas.

Foto: El presidente ucraniano, Volodímir Zelenski. (EFE/EPA/Presidencia de Ucrania)

El mensaje del presidente ucraniano y de sus cercanos a la Unión Europea es que, si los Veintisiete rechazan ofrecerle ese estatus, será muy desmoralizante para las tropas ucranianas, que, defienden, no solamente están luchando por su país sino por la libertad de toda la Unión Europea. La cumbre de la semana que viene será seguida muy de cerca por parte de Kiev y cualquier decisión que no sea la de otorgarle a Ucrania el estatus de candidato será considerada como un revés importante por parte de la UE.

“Toda Europa es un objetivo para Rusia y Ucrania es solo la primera etapa de esta agresión. Por eso, una respuesta positiva a la solicitud de adhesión de Ucrania sería una respuesta positiva a la cuestión de si el proyecto europeo tiene futuro”, explicó el presidente ucraniano junto a Von der Leyen durante la visita de la presidenta de la Comisión Europea a Kiev.

Foto: Von der Leyen y Zelenski en las calles de Kiev. (Reuters)

El presidente ucraniano sabe que no todo el mundo está convencido de la conveniencia de darle al país el estatus de candidato. Para ello requiere el voto unánime de los 27 líderes europeos, y hay algunos que todavía no están del todo convencidos, particularmente Países Bajos, que opina que el país todavía no cumple con los requisitos mínimos. Sin embargo, en su visita de este jueves a Kiev, los líderes de los tres países más poderosos de la UE, Alemania, Francia e Italia, manifestaron su respaldo claro a esta medida. Tanto Olaf Scholz como Emmanuel Macron, quienes se habían mostrado reticentes en el pasado respecto a esta posibilidad, indicaron ante Zelenski su apoyo a la candidatura ucraniana junto a Mario Draghi, quien sí la apoyó desde un inicio.

Aunque se desconocen los detalles de la opinión que ofrecerá la Comisión Europea sobre la solicitud de Ucrania, lo que se espera es que contenga muchas condiciones y requisitos, especialmente en materia de lucha contra la corrupción y en el mantenimiento del Estado de derecho. Los líderes, divididos, tendrán que decidir la semana que viene qué hacer, con el sector que opina que hay que enviar un mensaje claro y aceptar la solicitud ucraniana, y otro que apuesta por soluciones intermedias, como darle el estatus de “potencial candidato”. Zelenski es consciente de que no cuenta con el respaldo de todos los jefes de Gobierno de la UE, y en un discurso este fin de semana se dirigió directamente a los líderes más reacios a dar el paso. “¿Qué más tiene que pasar en Europa para dejar claro a los escépticos que el mero hecho de mantener a Ucrania fuera de la Unión Europea va en contra de Europa?”, señaló el presidente ucraniano.

placeholder Von der Leyen junto al presidente ucraniano Zelenski en Kiev. (Reuters)
Von der Leyen junto al presidente ucraniano Zelenski en Kiev. (Reuters)

Sombra balcánica

En los Balcanes Occidentales, cuyos líderes se reunirán con los Veintisiete la semana que viene en Bruselas, hay cierto malestar con la velocidad con la que la Comisión está gestionando la solicitud de Ucrania, mientras algunos de ellos llevan años en la cola con muy pocos progresos en su camino hacia la Unión Europea.

Sin embargo, en Bruselas hay voces que piden comprender de qué manera se afrontan estas conversaciones y recuerdan que los Balcanes Occidentales tienen una promesa de formar parte de la Unión Europea. Es, precisamente, el modelo que algunos Estados miembros querrían replicar ahora. En la cumbre de Salónica del 2003 se estableció un marco relativamente similar al que ahora querrían para Ucrania, Moldavia y Georgia los líderes europeos que apuestan por una vía intermedia sin necesidad de darle directamente el estatus de candidatos.

Foto: La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen (EFE)

“La UE reitera su apoyo inequívoco a la perspectiva europea de los países de los Balcanes Occidentales. El futuro de los Balcanes está dentro de la Unión Europea”, señalaban las conclusiones de aquella cumbre de Salónica. De los allí presentes, todos son hoy candidatos salvo Bosnia-Herzegovina y Kosovo, que son potenciales candidatos. Es un camino lento, pero es una promesa firma que permite establecer un marco realista.

La idea que algunos tienen en la capital comunitaria es similar para los tres países, que nunca han obtenido una perspectiva europea como los Balcanes tienen desde el año 2003, a partir del cual fueron progresando de forma desigual, con Croacia entrando en la Unión Europea en 2013, 10 años después de aquella cumbre de Salónica. Ahora querrían aplicar el mismo marco a estos tres socios que han solicitado el acceso, con una promesa firme de un futuro europeo, pero sin crear falsas expectativas.

Los jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea tienen previsto debatir la semana que viene la candidatura de Ucrania para iniciar el proceso de adhesión del país al club comunitario, y lo harán con una opinión de la Comisión Europea sobre la mesa que está previsto que el Ejecutivo comunitario emita en las próximas horas y en la que se da por hecho que la recomendación a los líderes será clara: otorgarle a Ucrania el estatus de país candidato.

Ucrania Unión Europea Ursula von der Leyen
El redactor recomienda