LA ESTÉTICA, LA RAZÓN PRINCIPAL

Por qué Japón prohíbe a las mujeres llevar gafas en el trabajo

Una norma no escrita sugiere que las mujeres japonesas no lleven gafas en horario laboral, especialmente para impedir que se salgan del canon de belleza establecido por el poder

Foto: Por qué Japón prohíbe a las mujeres llevar gafas en el trabajo. (Reuters)
Por qué Japón prohíbe a las mujeres llevar gafas en el trabajo. (Reuters)

¿Se imaginan llegar a su trabajo y que, su superior, les prohibiera beber agua? Pues algo por el estilo es lo que está sucediendo en Japón, donde muchas empresas impiden solo a las mujeres llevar gafas mientras están en horario laboral. El motivo por el que se ha aprobado esta ridícula situación está directamente relacionado con los estándares de belleza del país nipón. O, dicho de otra manera, una mujer no puede llevar gafas si quiere estar guapa.

Así, en los últimos días se ha popularizado el 'hashtag' #Glassesban en las redes sociales con el que se pide a las empresas japonesas acabar con esta exigencia sexista y desfasada. Sucedió después de que la televisión local 'Nippon TV' emitiera un reportaje en el que explicaba por qué las compañías piden a sus trabajadoras que, en lugar de llevar anteojos, utilicen lentes de contacto mientras que se encuentren en su horario laboral.

Entre las explicaciones que algunos responsables ofrecieron al medio nipón, se encontraban algunas tan increíbles como por razones de seguridad laboral, por ofrecer una sensación de frialdad con el cliente o, incluso, por razones estéticas. De hecho, esta es la principal razón, pues muchos empresarios consideran que el uso de las gafas impide que se vea el maquillaje -que en muchas empresas es obligatorio-, por lo que estéticamente no serían aceptables.

El carácter sexista de la propuesta es evidente, pues solo se le impide a las mujeres utilizar las gafas, mientras que en el caso de los hombres está completamente permitido y no existe ningún tipo de 'recomendación' al respecto. Incluso algunas mujeres se quejaron en redes sociales de que, ni sus problemas para utilizar lentes de contacto, permitieron que sus jefes aceptaran el uso de gafas, lo que en algunos casos ha llevado incluso a infecciones oculares.

Con esta, en lo que va de año ya son tres las polémicas que se han hecho virales en redes sociales por las 'normativas' que las empresas exigen a las mujeres en Japón. Durante el pasado mes de marzo, muchas mujeres criticaron la obligatoriedad en algunas empresas de acudir maquilladas a su puesto de trabajo mientras que, solo unos meses más tarde, hubo quejas masivas por el requerimiento del uso de tacones en el puesto de trabajo.

Por aquel entonces, el actor y escritor Yumi Ishikawa inició una campaña para acabar con la obligatoriedad para las mujeres de llevar zapatos altos en el trabajo, con cierto éxito. Ahora, ha iniciado una petición en 'Change.org' para conseguir lo mismo con las gafas: "Si usar gafas es un problema real en el trabajo, debería prohibirse para todos, hombres y mujeres. Este problema con las gafas es exactamente el mismo que el de los tacones altos. Es solo una regla para las trabajadoras", indica.

Sea como fuere, lo cierto es que este ridículo código de vestimenta para el trabajo solo afecta a las mujeres, que no han tardado en mostrar su disconformidad ante la falta de acciones por parte del gobierno nipón. No poder llevar gafas porque eso impide que los usuarios vean el maquillaje es completamente anacrónico y está fuera de lugar, algo ante lo que las mujeres japonesas se han rebelado quejándose por una norma no escrita que atenta directamente contra la dignidad.

Mundo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios