MÁS DE 70 PERSONAS mueren en la crisis de papúa

Los niños están muriendo de hambre en la tierra del oro

Más de 70 personas, casi todas de ellas niños, han muerto en Papúa a consecuencia del hambre. Cerca de ellos se encuentra la mina de oro más grande del mundo

Foto: La desnutrición y la falta de recursos sanitarios está provocando una de las mayores crisis en Papúa (Reuters)
La desnutrición y la falta de recursos sanitarios está provocando una de las mayores crisis en Papúa (Reuters)

Al menos 72 personas, la mayoría niños. Son las víctimas que se han cobrado el sarampión y la desnutrición en Papúa. Cerca de allí, paradójicamente, se encuentra la mayor mina de oro del mundo. Ahora, su crisis humanitaria ha conseguido poner el foco sobre esta remota provincia de Indonesia.

En un reportaje de la BBC, un esquelético recién nacido aparece tumbado en una cama. Su madre ha muerto durante el parto. A su lado, se encuentran otros tres niños desnutridos de dos y tres años. “Comemos cuando hay comida, cuando no hay, no comemos”, cuenta a la cadena la madre de ellos, que todavía ronda veintena. Tradicionalmente, la tribu Asmat se ha alimentado del sagú que extraían de las palmeras y de peces, tanto de río como de mar. “Asmat es, a su manera, un lugar perfecto. Todo lo que puedas necesitar, está aquí”, escribió Carl Hoffman en 2014. ¿Entonces qué ha pasado?

“Nos han hecho dependientes”

Los cambios culturales, como explica la BBC, comenzaron en los años 50 con la llegada de los misioneros cristianos, y ahora continúan con el aumento de migrantes desde otras islas indonesias, la mayor parte de ellos de Timika. A una hora en avión, en Timika se encuentra la mina de oro más grande del mundo y está en manos estadounidenses, no en las del Gobierno de Indonesia.

A una hora en avión, en Timika, se encuentra la mina de oro más grande del mundo (Reuters)
A una hora en avión, en Timika, se encuentra la mina de oro más grande del mundo (Reuters)

“La gente compra cada vez más comida importada y como en algunos sitios los árboles han sido talados tienen que ir más lejos a conseguir el sagú”, explica a la BBC el investigador local, Willem Bobi. “Por eso ahora lo más rápido es comprar comida procesada. El dinero del Gobierno ha llegado y ha hecho a nuestra gente dependiente”.

El año pasado, Bobi plasmó en un libro los problemas de salud del lugar, The Asmat Medicine Man. “Sabía que llegaría una crisis de este estilo. Faltaba agua limpia y recursos sanitarios”, lamenta. “La crisis que estamos viendo ahora ha pasado antes varias veces pero nunca había sido tan mala como ahora. Está pasando porque las autoridades sanitarias no han hecho suficiente frente a esto”.

“Es solo la punta del iceberg”

“Asmat es una llamada de atención”. Así lo aseguró el consejero presidencial, Yanuar Nugroho, que apuntó que otras áreas de Papúa podrían enfrentarse a la misma crisis sanitaria. “Asmat es solo la punta del iceberg”.

El gobierno de Indonesia está tratando de combatir la desnutrición de Asmat (Reuters)
El gobierno de Indonesia está tratando de combatir la desnutrición de Asmat (Reuters)

¿Cuál debería ser la solución? Bobi explicaba a la cadena británica que un posible cambio a mejor pasaría por una menor intervención del Gobierno. “Quizá entonces no será fácil acceder al dinero y la gente volverá a las antiguas maneras de conseguir comida de forma natural”, opinaba. “Pero, desde luego, será muy duro”.

La propuesta del presidente Widodo de trasladar la gente Asmat a la ciudad, cerca de recursos médicos, fue inmediatamente rechazada por los líderes locales. Así lo explicó la regente Elisa Kambu: “Mover a la gente no es tan fácil. Tenemos una cultura, costumbres y una conexión con la tierra”. De momento, el Gobierno ha prometido una mayor inversión en recursos sanitarios y escuelas en esta remota área de Indonesia.

Mundo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios