PÁNICO POR LA AUSENCIA DE ALMACENAMIENTO

Crash del petróleo: el Brent se hunde un 30% hasta $18 y el Texas un 70% hasta $6,5

Sin demanda como consecuencia del confinamiento por la pandemia mundial por el Covid-19 y sin capacidad de almacenamiento se ha desatado el pánico entre los inversores

Foto: Crash del petróleo (Reuters)
Crash del petróleo (Reuters)

El petróleo continúa despeñándose. Si ayer el mundo entero asistió atónito a la entrada en negativo de los contratos con vencimiento este jueves del Texas estadounidense, que llegaron a los -40 dólares, hoy el pánico desatado como consecuencia de un exceso de oferta en un mercado sin demanda, tras el confinamiento de los países para luchar contra la pandemia del Covid-19, y sin capacidad de almacenamiento sigue desatado entre los inversores. De esta manera, el Brent de referencia en Europa, que el lunes aguantó el tirón con un descenso del 7% frente al 300% del Texas a 22 de abril, se desploma un 36% hasta los 18,7 dólares, su nivel más bajo desde 2002.

También el Texas estadounidense con vencimiento en junio se encuentra en caída libre, dejándose otro 70% hasta tocar los 6,5 dólares por barril, provocando que CME Group, la compañía propietaria de la Bolsa en la que se negocian los derivados financieros, suspenda momentaneamente la negociación. Tras eso, el barril ha recuperado algo de la caída hasta ceder un 40% en los 10 dólares por barril. Y es que el agotamiento de la capacidad de almacenaje de crudo en Cushing, Oklahoma (donde se entregan físicamente los barriles WTI) y el hundimiento de la demanda en EEUU por los confinamientos, hacen que ningún inversor comprar barriles que le serían entregados en mayo.

"El mercado del oro negro se encuentra prácticamente en un pánico mundial debido a la paralización de gran parte de la economía mundial global, con un exceso de oferta nunca visto", asegura Diego Morín, de IG Markets. "Asimismo, no descartamos que se produzca una nueva reunión para reducir la producción de petróleo diario porque los almacenamientos en Europa también se están viendo al límite".

En este sentido, los analistas ya apuestan a una nueva reunión de urgencia de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y sus socios en mayo después de que el acuerdo alcanzado la semana pasada de recortar 9,7 millones de barriles diarios el bombeo haya resultado insuficiente. Eso al tiempo que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se esté moviendo para rebajar la producción cuando antes y poder proteger a la dañada empresa del fracking americano y calmar a los grupos de presión con intereses en esta industria.

Todo con tal de drenar petróleo en un mercado en el que la demanda ha colapsado. Si atendemos a las previsiones de la Agencia Internacional de la Energía (AIE) la caída de la demanda de crudo en el mundo llegará a rondar el 30% durante el máximo previsto en abril y se prolongará hasta final de año. Esto es que, después de los 10,8 millones de barriles diarios que se quedaron sin vender en marzo, en abril se podría llegar a los 29 millones de barriles, lo que supone volver a los niveles de consumo de 1995, en los 70,4 millones de barriles diarios.

Mercados
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios