Es noticia
Menú
Verano madrileño: cómo sobrevivir a los cortes de tráfico y metro que afectan a la capital
  1. España
  2. Madrid
ODISEA EN MADRID

Verano madrileño: cómo sobrevivir a los cortes de tráfico y metro que afectan a la capital

Los trabajos de mejora de la A-6, Calle 30 o la línea 6 de metro complican la movilidad en toda la Comunidad de Madrid durante el mes de agosto y hasta inicios de septiembre

Foto: La Dirección General de Tráfico (DGT) prevé 6,9 millones de desplazamientos por carretera en la segunda fase de la operación del verano. (EFE/Mariscal)
La Dirección General de Tráfico (DGT) prevé 6,9 millones de desplazamientos por carretera en la segunda fase de la operación del verano. (EFE/Mariscal)

El verano vacía Madrid. Son meses para irse de vacaciones, ver el mar y desconectar de la gran ciudad. Por ello, se aprovecha para hacer modificaciones y mejoras necesarias para la movilidad de la ciudadanía. Sin embargo, mientras esto sucede, muchas comunicaciones se ven interrumpidas, generando una auténtica odisea para realizar trayectos que son cotidianos el resto del año.

La normalidad se empezó a ver interrumpida con la línea 6 de metro el 30 de julio, cortando su servicio entre las estaciones de Nuevos Ministerios y Sainz de Barranda por diversos trabajos, en los que se ha hecho una inversión de 70 millones de euros. Estos trabajos se centrarán en la eliminación del amianto y mejora de la accesibilidad de cuatro de las paradas. El trayecto gris del subterráneo deja sin cobertura a las estaciones de O’Donnell, Manuel Becerra, Diego de León, Avenida de América y República Argentina.

Foto: Un repartidor descarga bebidas en la calle Ponzano de Madrid. (EFE/Fernando Villar)

Aun así, y como ha sucedido en otras ocasiones, la Empresa Municipal de Transportes de Madrid (EMT), por encargo del Consorcio Regional de Transportes, puso en marcha un servicio especial de autobuses gratuitos para cubrir el desplazamiento a lugares próximos de las estaciones afectadas. La frecuencia, que de media es de entre tres y cuatro minutos en días laborables; y el horario, de 6:05 a 1:50 horas, hace que el parche temporal tenga una efectividad muy similar al original. Además, desde la Consejería de Transportes aseguran que no se realizarán más obras en el metropolitano madrileño.

Obras en la A6

En estas dos últimas semanas de agosto también se están llevando a cabo obras en algunas de las autovías como la A-6. En esta se está llevando a cabo la última fase de rehabilitación que puso en marcha por la Subdirección General de Conservación del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (MITMA), a través de la Demarcación de Carreteras del Estado en Madrid. El asfaltado de la misma lleva produciéndose durante toda esta semana; sin embargo, se interrumpe el sábado y el domingo y se reactivará del lunes 22 de agosto hasta el próximo viernes a las 12 del mediodía.

Los cortes que supondrán estas modificaciones empezaron a palparse durante el martes 16 hasta el viernes 19, pero proseguirán desde el lunes 22 al viernes 26 de agosto. Los puntos afectados comprenderán entre finales del kilómetro 12 y el 18 hacia Coruña. Durante la próxima semana se dividirán en dos actuaciones: de las 12 de la noche a doce del mediodía en el que tan solo se cortará uno de los carriles y de siete de la tarde a siete de la mañana en el que se verán afectados dos de ellos.

Por todo ello, la cobertura que realiza el carril del Bus VAO se regulará en función de la afluencia del tráfico a lo largo del día, pero este también interrumpirá su uso por las obras los días el 29 y 30 de agosto y el 1 de septiembre. Dos de los cuatro carriles de la autovía también detendrán su circulación habitual desde el próximo lunes hasta el jueves entre los kilómetros 29 y 30 de la A-6.

Foto: Estatua de Alfonso XII en El Retiro de Madrid. (EFE/Víctor Lerena)

Para evitar las retenciones que pueden provocar estos cortes, la Dirección General de Tráfico (DGT) ofrece un par de alternativas: dirigirse hacia la salida 11B para desviarse hacia la M-40 sentido A-5, hasta la salida 41, donde la carretera autonómica M-503 desemboca, de nuevo, en la autovía A-6 sentido A Coruña. Por otro lado, existe la posibilidad de comenzar el trayecto por la autovía M-40 hacia la A-1, hasta la salida 41, para finalizar también por la M-503. La semana pasada, por motivos de reparación e impermeabilización de algunas estructuras, también se cortaron algunos puntos de la M-50, pero las obras llegaron a su fin el pasado jueves, con lo que no tendrá repercusión en el tráfico actual.

Otras de las zonas de la capital que verán interrumpido su tráfico habitual es la Calle 30 por motivo de las obras en el 'Nuevo Mahou-Calderón'. Los trabajos que se están acometiendo en el distrito de Arganzuela, en la margen izquierda del río Manzanares, tienen la ventaja de que tan solo se realizarán en horario nocturno, es decir, desde las 11 de la noche hasta las 6 de la mañana. La habilitación para el nuevo barrio colindante a la M-30 en la que se ha inmerso el Ayuntamiento de Madrid, con una inversión superior a los 46 millones de euros, entra en una nueva fase en la que se procederá a realizar trabajos de obra civil e instalaciones para conectar los túneles ya existentes.

Durante las horas de actuación, el objetivo, para poder desarrollar el plan urbanístico que pretende cubrir las zonas en las que se encontraban la antigua fábrica de Mahou y el estadio Vicente Calderón, es colocar vigas que se situarán sobre los actuales carriles de circulación. Para trasladarlas también se cortará en el mismo horario el acceso de la A3 al `bypass´, así como el tubo norte de la derivación sentido A-3 a Pirámides. Por todo ello, el Ayuntamiento de Madrid ha aconsejado a los habitantes y transeúntes de la zona priorizar el uso del transporte público, además de intentar evitar la circulación por los carriles afectados por los cortes y, en caso de hacerlo, que sea con precaución.

Asimismo, el pasado 7 de agosto también comenzaron las tareas de rehabilitación de la autovía M-21 entre los kilómetros 7 y 17 con un presupuesto de casi 800.000 euros. Esto, al igual que en el caso anterior, está provocando leves cortes nocturnos por todo el tramo señalado. Durante junio y julio también se llevaron a cabo reformas que produjeron cortes en la M-31 y la Radial 4.

La llegada de septiembre, el inicio de curso y la rutina están a la vuelta de la esquina, Madrid volverá a llenarse tras las escapadas de muchos de sus ciudadanos, pero para ese momento se calcula que todas las obras que se están llevando a cabo estén finalizadas y listas para su vuelta al uso, tanto de carretera como de metro. Tras un tiempo de respiro, la ciudad volverá a tener todas sus arterias recuperadas.

El verano vacía Madrid. Son meses para irse de vacaciones, ver el mar y desconectar de la gran ciudad. Por ello, se aprovecha para hacer modificaciones y mejoras necesarias para la movilidad de la ciudadanía. Sin embargo, mientras esto sucede, muchas comunicaciones se ven interrumpidas, generando una auténtica odisea para realizar trayectos que son cotidianos el resto del año.

Madrid Transporte Autobús
El redactor recomienda